Calle Eusebio Goldaracena

Eusebio Goldaracena: (1841-1902 ) Inmigrante español, comerciante fundador de una gran empresa: “Casa Goldaracena".

Llegó al país a los 19 años en 1860. En 1864 abrió un negocio por su cuenta comerciando en artículos de ramos generales, ferretería, explotación de montes, ampliando su capital, su clientela y su prestigio, incorporó nuevos rubros: frutos del país, cueros, lanas.

Evidentemente había traído junto a su fe, la firmeza de su raza; así, cuando muere en 1902 deja consolidada una empresa de prestigio que sus sucesores supieron administrar.

Esta empresa protectora del colono ha contribuido a que la agricultura difundiera sus beneficios en una región privilegiada del departamento. Los galpones que se construyeron cerca de la estación para depósito de cereales, a cuyo alrededor se levantaran con el tiempo un conjunto de viviendas, dio origen al llamado “Barrio Goldaracena” por donde pasa la actual calle “Eusebio Goldaracena” que evoca la memoria de este inmigrante, ejemplo para futuras generaciones.

Del Libro "Conferencias" de Elsa Beatriz Bachini:

"En octubre de 1864 abre sus puertas el almacén de don Eusebio Goldaracena.

El pequeño almacén que don Eusebio Goldaracena instaló en nuestra ciudad, en el año 1864, se había transformado, al poco tiempo, en un importantísimo comercio de ramos generales, que explotaba en gran escala la compra y venta de frutos del país.

En el "Telégrafo" del martes 5 de agosto de 1876 se lee la siguiente noticia: "Marítimas - Entradas. El vapor Oriental "Antonito": a Eusebio Goldaracena 15 pipas de vino - 4 pipas de vino - 22 pipas de vino - 15 cajones de vermut - 15 cajones de ajenjo - 25 cajones de azul - 10 cajones de aceite - 5 bultos de pasas – 1 cajón de pimentón - 50 bolsas de fariña - 30 bolsas de arroz - 30 damajuanas de anís - 20 damajuanas de vinagre - 15 damajuanas de aguardiente - 30 cajones de querosene".

Y debo hacer notar que, recorriendo los periódicos aquella época, esta entrada de mercaderías se producía varias veces por semana, lo que da una idea del volumen de sus negocios.

Pero la Casa Goldaracena, tiene para nuestro Pueblo y nuestro Departamento una significación muy especial, que no está dada solamente por la envergadura de su desarrollo comercial, sino que lleva aparejada la inteligente visión de su fundador y de sus hijos Joaquín, Eusebio, Juan y Lázaro, que dieron a nuestro campo importancia fundamental que tiene para la economía del país.

La casa Goldaracena fue el Banco de los colonos que recién se iniciaban en sus actividades agrícolas, la mayoría de ellos extranjeros, pobres y analfabetos.

Goldaracena no sólo les facilitó el dinero para desenvolver sus labores, sino que les indicaba qué cultivos eran los más convenientes para el suelo en que se habían establecido. La tarea que no cumplió el Ministerio de Agricultura la hicieron ellos, y por su consejo, Entre Ríos se convirtió en la primera provincia productora de lino del país.

Ellos que conocían la complicada marcha de los negocios internacionales, indicaban al colono aislado en la soledad de su campo, cuando era conveniente vender y o esperar mejores precios, que debían sembrar ese año de acuerdo al grado de saturación de los mercados, evitando, de esta forma que el fruto de su trabajo, resultara ilusorio y se les esfumaba ante las frías operaciones bursátiles de los grandes monopolios. Estuvieron al borde del desastre y apelaron a sus bienes particulares no para salvarse ellos solamente, sino para salvar a la gente de campo que había depositado en ellos su dinero y su confianza. He oído a mi padre referir que muchas veces, conversó con fuertes colonos que con emocionado cariño recordaban que todo lo que tenían se lo debían a los Goldaracena. De esta forma aquel muchacho vasco, que llegó pobre hace cien años a esta tierra desconocida y que comenzó trabajando de peón en los saladeros, ha retribuido con holgura lo que Gualeguaychú tan generosamente le brindara."

Zona de la Estación del FFCC

Calle Eusebio Goldaracena

Fuentes: Gchucultural, "Conferencias" de Beba Bachini y Cartografía de Proyecto Mapear.