María Antonia Piccini

Por Margarita María Villar de Meillard

Nació en Gualeguaychú, el 18 de agosto de 1892. 

Fueron sus padres don Pedro Piccini, inmigrante italiano, y doña María Chappe, criolla. 

Asistió a la escuela particular de la señorita Mercedes García. Completó sus estudios primarios en la Escuela Modelo de Niñas (a partir de 1910, Guillermo Rawson).

Su vocación de maestra se despertó a edad muy temprana: ayudó a niños de su misma edad en los deberes escolares y a gente mayor a leer, a escribir y a redactar cartas en el negocio de su padre –esquina Rocamora y Tala, hoy Maestra Piccini–. En su casa funcionaba la Estafeta Postal.

Tiempo después, con la amiga Inocencia Pérez instalan en casa de esta una improvisada escuelita, cuyo edificio aún se conserva tal cual era entonces, en calles Chacabuco y Estrada.

En 1928, en casa de sus padres y con la ayuda de ellos, con los arreglos necesarios y la adquisición de bancos y demás elementos, inaugura la Escuelita Piccini.

Realiza sus primeras funciones como maestra y luego como directora con el nombre asignado por la Superioridad: Escuela Particular Nº 52 Las Heras.

Primeramente es autorizada por la Municipalidad y, luego, cuando obtiene su  título  como maestra  rural en Paraná, el establecimiento es  subvencionado por el Consejo General de Educación de Entre Ríos y visitado por subinspectores escolares, los mismos de las escuelas provinciales, que dejaron excelentes  informes  sobre  su  actuación  docente,  entre  ellos,  los  señores José Culó, Morales, Irigoytia, Carrazza, Calzada, Lamboglia y Pérez. 

Dedicó cincuenta y cuatro años de su vida a la enseñanza, veinticinco de los cuales trabajó en doble turno, mañana y tarde. 

Contaba  setenta  y  cuatro  años de  edad  cuando, un  20 de diciembre de 1966, cerró su escuelita. Esto a consecuencia de la inauguración, en 1954, de la Escuela Islas Malvinas, instalada en su radio de acción.

Su vida se apagó en 1979. Su sepelio se realizó el 11 de septiembre, Día del Maestro.

El 7 de mayo de 1989, el H. Concejo Deliberante, haciéndose eco del pedido de ex alumnos y vecinos afincados en la zona, dictó la ordenanza que dispuso denominar Maestra María Antonia Piccini a la calle Tala, dado que la Escuela Nº 52 Las Heras funcionó en la casa de sus padres –Rosario del Tala y Av. Rocamora–. 


Comments