POSTRE FRÍO DE ARÁNDANOS

INGREDIENTES: 6 personas  DIFICULTAD: Muy fácil  PREPARACIÓN: 15 min  COCCIÓN: 15 min
-4 hojas de gelatina
-125 gr de arándanos
-100 gr de azúcar
-400 ml de nata para montar
-hojas de menta para decorar


1. Poner en remojo las hojas de gelatina en agua fría.
2. Poner los arándanos en un cazo con el azúcar y cuatro cucharadas de agua. Cocer 10 minutos a fuego suave removiendo de vez en cuando. Reservar tres cucharadas del sirope obtenido para más tarde adornar el postre.
3. Una vez cocidos los arándanos, pasar por un tamiz o un colador de malla fina y recoger el jugo (sólo vamos a necesitar el jugo, pero la pulpa la podéis utilizar para acompañar un yogur, por ejemplo).



4. Volver a poner al fuego el jugo de arándanos y la nata. Remover y calentar bien pero sin que llegue a hervir. 
5. Retirar del fuego y añadir las hojas de gelatina bien escurridas, una detrás de otra y removiendo bien con unas varillas después de cada adición.
6. Dejar enfriar un poco la crema y repartir entre los seis huecos del molde. Cuando esté frío del todo, meter en la nevera 6-8 horas.
7. Durante la noche, metí el molde en el congelador para desmoldar perfectamente, pero realmente no es necesario. Luego hay que dejarlos descongelar completamente para su consumo. Decorar con un poco de sirope de arándanos reservado y con unas hojitas de menta. Guardar en la nevera hasta el momento de su consumo. 





Comments