Zinc

HECHOS

El zinc es un metal obtenido de minerales que se extraen por todo el mundo; Australia, Canadá y Estados Unidos son algunos de los países en los que se encuentra. La fundición de zinc se realiza en los países más industrializados. Su producción no es más peligrosa que la de otros metales. El zinc se utiliza para la obtención de gran número de aleaciones; por ejemplo, combinado con cobre se obtiene latón.

El zinc se utiliza en la construcción como sustituto del plomo porque tiene una baja toxicidad. A diferencia de otros metales, el zinc no se oxida. Por ello, se emplea para colocarlo en los tejados y como protector de otros metales, como el hierro o el acero. También se utiliza para dar una primera mano de pintura a otros metales. Otra función es su aplicación en el tratamiento de madera con fungicidas, y también se usa en la fabricación de pilas.

REDUCIR, REUTILIZAR, RECICLAR

El zinc tiene valor como chatarra no ferruginosa. Su reciclaje está muy extendido en la industria siderúrgica. Pero como se encuentra mezclado con otros metales su reutilización depende de los metales con los que se ha fundido. Si tiene una cantidad suficiente para vender (por ejemplo, después de una reparación en el tejado) , contacte con un chatarrero. Los traperos, recuperadores de basura y quincalleros también pueden recoger el zinc sobrante. Si usted quiere reutilizar el zinc pintándolo, deberá dejarlo secar al aire libre. En caso contrario las pintura se descascarillará. Si tiene que lijar una superficie pintada con una primera mano de zinc, utilice una máscara para evitar inhalar partículas nocivas.