• Exposición de estampas religiosas de los siglos XVII-XX en Ugíjar (Granada)

Se exponen en Ugíjar grabados religiosos del siglo XVII

La mayoría de estas estampas atendían a devociones familiares pero también servían de amuletos

19.10.09 - Rafael Vílchez / Ugíjar

Una de las capillas de la iglesia de Ugíjar acoge una exposición de litografías y grabados de imágenes religiosas de la Alpujarra granadina y almeriense, la mayoría pertenecientes al Centro Virgitano de Estudios Históricos, con sede en Berja. Los textos han sido escritos por Joaquín Gaona y Javier Sánchez. El responsable de la muestra es Fernando Cabrera. La exposición podrá ser visitada hasta el 2 de noviembre, antes y después de cada misa

Según Fernando Cabrera «en la exposición existen litografías y grabados de santos y santas, vírgenes y cristos. También está presente un cuadro de la Virgen del Martirio, patrona de Ugíjar y la Alpujarra. Las estampas datan del siglo siglos XVII y el primer tercio del XX. Se ha contado también con la colaboración de algunas parroquias alpujarreñas», indicó.

El historiador de Ugíjar, Joaquín Rincón, manifestó que «antiguamente en todas las casas de la Alpujarra se colgaban cuadros religiosos, principalmente grabados. Muchos de ellos se mantienen en esta zona. Yo he traído a la exposición una litografía de 1883, de San Sebastián, el patrón de Laroles, porque mis abuelos eran de este municipio. La Exposición me ha gustado mucho por su valor artístico, cultural y religioso», aseguró.

Amuletos

Según Joaquín Gaona y Javier Sánchez, «la estampa grabada de temática religiosa fue a lo largo de la Edad Media un eficaz instrumento doctrinal que tuvo por finalidad incentivar la piedad de una población sencilla que prefería el lenguaje visual a la palabra escrita. Además, su bajo coste permitía a los sectores sociales más desfavorecidos tener en sus casas los 'retratos' de sus devociones más queridas. La presencia de estampas devotas sueltas en la Alpujarra se remonta a la prelatura de Fray Hernando de Talavera, primer arzobispo de Granada», refieren.

«Algunas familias todavía conservan el viejo arcón de la abuela con la estampa devota pegada en el interior, protegiendo las propiedades más íntimas de la familia. Y es que, además de objeto de piedad y devoción, la estampa religiosa es considerada por el pueblo un amuleto contra las desgracias. Realizadas en pequeño formato, se colocaban en vestidos, sombreros y, dentro de bolsas, se llevaban directamente sobre el cuerpo a manera de escapulario. La mayoría de los trabajos están hechos en Granada. En solar alpujarreño sólo se realizó, en 1733, un grabado de Nuestra Señora del Socorro de Antequera.

Fuente: ideal.es 19 octubre 2009

Comments