Psicopatología y fenomenología de las ideas delirantes y la paranoia. 

 Delirios de reivindicación y sus tipos.

"querulant-litigious delusional disorder" QLDD

"querulous paranoide state".  "litigious paranoia". 

The Psychiatry of Unusually Persistent Litigants.

Ver TEMARIO DE PSICOPATOLOGÍA

volver a página principal

        Queridos psicopatólogos. 

¿cómo estudiar con la fenomenología actual a los delirantes de Maurice Dide, y sus "apasionados idealistas" ?. 

 Veamos LOS DELIRIOS DE REIVINDICACIÓN, y sus tipos.


  Según G. G.de Clérambault, estas son las características clínicas:

            1. Exaltación tímica: expansión, exuberancia, con hipertimia e hiperestesia. 

            2. Una idea prevalente, que subordina al resto del psiquismo a un postulado fundamental:“ la convicción delirante”, inconmovible a la crítica.

            3. Su Desarrollo en sector : un sistema parcial que penetra como una cuña en la realidad.  Eje ideo-afectivo y pasional.

 

            ***Ver análisis fenomenológico del pensamiento delirante:

a.       La idea delirante. Génesis y formación del delirio.

 

 b.      Temática y contenidos de las ideas delirantes.

 

c.       Alienación de la persona: El yo psicótico”.

 

1º. Delirios de reivindicación:   ¿Sobré qué personalidad se asientan estos delirios?. 

            - Son sujetos de temperamento vivo, recelosos, susceptibles, y excitables.

            - Rencorosos y vengativos, por una causa.

            - Apasionados idealistas (Dide y Guiraud), en su forma altruista o egoísta. 

            - Fanáticos de la política, la religión, la reforma social.

                Con un “Super-yo" inflexible, “íntegros”, exigiendo respeto y derechos.


            Presentan una Constitución paranoica y obsesiva.

            - Desarrollo insidioso del delirio, sutil, desapercibido, hasta que eclosiona en su reivindicación querulante. 

            - Precipitado por conflicto o fracaso:


                (Una enfermedad, un accidente tráfico, un conflicto con vecinos, un despido, una rivalidad, un daño sufrido, un conflicto judicial, una causa civil, un encarcelamiento, ...privación de libertad,...puede poner en marcha el desarrollo de su idea prevalente, sobrevalorada, que coloreará todo su proyecto vital, llevándolo a una apasionada lucha por la justicia, la verdad, el resarcimiento de un daño, etc..) 

      

       Ver también: 

    * “Monómanos intelectuales” (Esquirol).

    *   Delirio de los “Arregladores” ( Leuret:  les délirants « incohérents » et les « arrangeurs »)

         ¿Relación entre el fanatismo y el delirio de reivindicación?.  

        ver:  Introducción al estudio del fanatismo. Federico Javaloy Edicions Universitat Barcelona, 1984 - 135 páginas

 

    A). Los querellantes, Los impugnadores, los demandantes y litigantes.

(ver El delirio querulante de O. Bumke. )

     Los “paranoicos querulantes” o  Los delirios de querulancia en los paranoicos.

    (Diccionario de psiquiatría de Antoine Porot. Ed. Labor. 1962)

        La querulancia es una reacción hostil y reivindicatoria de ciertos sujetos que se consideran agraviados y entienden que se subestima el perjuicio cau­sado; en consecuencia, pasan fácilmente de la queja al ataque, ya directo, ya a través de la justicia.

        Los querulantes se reclutan generalmente entre los excitados constitucio­nales pendencieros, pero sobre todo (lo que sólo es a veces una fase más avanzada) entre los reivindicadores de los cuales consti­tuyen el tipo más demostrativo, y también el más frecuente.

 

        En el primer caso, las reacciones querulantes son más variadas, más episódicas, menos sistemáticas que en el segundo; en éste se pueden distinguir varias formas:

 

a)      La forma pleitista: manía de pleitear, locura litigiosa, delirio de perseguidores pleitistas, y “paranoia querulante”. El sujeto orienta todos los actos de su vida hacia la reparación  del perjuicio sufrido, promueve procesos contra sus adversarios, y es rebelde a toda conciliación. Si pierde su denuncia, impugna la equidad de los jueces, denuncia su corrupción, la mala fe de la parte contraria (incapaz de reconocer la suya propia). Multiplica las apelaciones, infla sus legajos, acumula invectivas y calumnias, rehúsa someterse a la autoridad de los jueces, y se opone con violencia a la misión de los alguaciles.

Ver “Delirios razonadores de desposesión”, de Régis.

 

b)      Los hipocondríacos perseguidores. Ansiosos y deprimidos, son querulantes de sus dolores y síntomas físicos (región abdominal, esfera genital, ..), trastornos más o menos reales, crónicos, pero con constante exigencia al médico. Hacen al facultativo responsable de su decepciones, atribuyen al médico negligencia, indiferencia, mala voluntad, y le acusan de especular con su mal, de agravarlos a sabiendas, y demandan al médico por daños y perjuicios.

Reivindicaciones cada vez más apremiantes, y por último –ver Dupré- la venganza sangrienta que ejecutan con frecuencia tardíamente en el médico o cirujano indefenso, cuyo único error es no haber reconocido la gravedad del estado mental de su cliente.

 

     Análisis psicopatológico del delirio pleitista:


       - Delirio de reivindicación pleitista de la propiedad o sus derechos.

       - En defensa de su honor, de una causa personal o social, ...etc.

        Verdaderos “perseguidos-perseguidores”, “rodeados de enemigos”.


       - Necesidad de “hacer justicia” (Hasta llegar al crimen contra sus enemigos o su representación del mal).

            - Víctimas de un daño, necesitados de justicia, de reparación.

            - Se evidencian  en su Conducta vindicativa, que da "un sentido de la vida”. 

            - Pasión reivindicativa como un fin en sí mismo. Armados de documentos, pruebas escritas, recortes de prensa, pruebas médicas, certificados, acuden con denodada pasión a urgencias, al juzgado, a la policía, al defensor del pueblo.

            -En la querulancia de vecindad, las normas, las disputas legalistas, ocupan el tiempo del paciente y dan sentido a su vida social.


            Apréciese en estos pacientes una personalidad llamativa: 

                a) obsesiva: guiados por la moral estricta, la rigidez moral, la causa justa.

                b) paranoide:  llevados por su hipertrofia yoica, egocentrismo, recelo y suspicacia paranoide.

                c) También es de notar la naturaleza histérica y narcisista, que lleva a una reivindicación pasional para lavar una afrenta, una herida narcisista, o desagravio.


                ¿Cómo distinguir al paranoico querulante del reivindicador hipertrofiado, que sólo busca un beneficio secundario?. Distingan del paciente en busca de un beneficio, una renta, una invalidez, que fingiendo síntomas, falsificando signos, busca de forma querulante una indemnización o jubilación.


                ¿Diagnóstico diferencial entre paranoia querulante con trastorno ficticio y por simulación?. 

                ¿contenido delirante de nuestros querellantes, impugnadores, demandantes y litigantes?: cualquiera.


                -De base corporal: por una lesión física o real, o a partir de una hipocondría. No olvidar las formas de "Histeria corporal", de "Briquet", o de somatizaciones múltiples.  

                -Económica, reivindicando un patrimonio, unas posesiones,..."delirio de los desposeídos"    

                -De justicia social, derechos civiles, logros cívicos,..

                -De ideología, de causa moral, logros sociales,...etc..

           

               ¿Génesis del delirio pleitista?: Sobre una personalidad predispuesta, ...a destacar la existencia de un “desencadenante”, o un terreno propicio para la génesis delirante. Un accidente tráfico, una herencia, un asunto penal, laboral, etc..

                Es preciso, análisis fenomenológico extenso, para descartar psicopatía querulante: un trastorno de personalidad, con ideas sobrevaloradas, que se comporta como un reivindicador patológico.      



           
 
    

Interpréter, revendiquer, persécuter. 

Le sujet de la paranoïa, du 19e au 20e siècle   Benjamin Lévy

Des persécutés aux persécutés-persécuteurs (1854-1878).


Lasègue C. (1854). Du délire des persécutions. Archives générales de médecine, 28, 129-150.

Taguet H. (1876). Les aliénés persécuteurs. Annales médico-psychologiques, 15, 5-19.

Falret J. (1878). Des aliénés persécutés raisonnants et persécuteursAMP, 19, 413–417.

Pottier J. (1878). Etude sur les aliénés persécuteurs. Paris: Asselin & Houzeaux.



Clínica de los paranoicos litigantes:  

   Freckelton I. (1988). En su trabajo: “Querulent paranoia and the vexatious complainant”(Int. J. Law Psychiat.)

     Describe las Características clínicas de los paranoicos litigantes:


-1) Una total determinación hacia el éxito en sus quejas, en contra de todas la posibilidades y obstáculos.

-2) Gran tendencia a identificar cualquier obstáculo o dificultad como una conspiración.

-3) Una espíritu de cruzada sin tregua, sin descanso para corregir un daño.

-4) Una manera de conducirse peculiar, haciendo de su meta un placer exaltado, casi agonizante. (un placer en su querulancia)

-5) Insociables, debido a su beligerancia, siempre contencioso, pleitista, disputador, etc.

-6) Siempre dispuesto a la pelea, y confrontación fácil, (“scatter-gun, blunderbuss”), saturando las relaciones sociales de múltiples quejas.

-7) Desconfianza y suspicacia en las entrevistas.

 

Goldstein, R.L.  (1987). En su texto: “The litigious paranoid and the paranoid criminal”, describe tres presentaciones típicas de la paranoia litigante ante los tribunales.

 

    - “The hypercompetent defendant”: El acusador infatigable; un legalista a ultranza, un conocedor de todas la legislaciones y de las normas legales, pero sin alma. (“but nothing of spirit”  -según Goldstein)

    - “The paranoid party in a divorce proceeding”. El paranoico perjudicado en una relación, consumido por los celos, y por la convicción de haber sido perjudicado, puede perseguir venganzas, incluso contra los jueces,..

    - “The paranoid complaining witness”. Testigo y víctima de una “injusticia” real, busca su gratificación o resarcimiento sin cesar. O culpa a terceros o a la sociedad por lo sucedido.

     ver:  Vexatious litigation



        
Bibliografía de los paranoicos litigantes:

The forensic phase of  LITIGIOUS PARANOIA.

- Bernard Glueck, M.D. (1916) Estudios psiquiatría forense.  http://psyplexus.com/classychs.html

- Paul E. Mullen and Grant Lester .Vexatious litigants and unusually persistent complainants and petitioners: from querulous paranoia to querulous behaviour.  http://www3.interscience.wiley.com/cgi-bin/abstract/112613664/ABSTRACT

- Grant Lester, Franzcp and cols. Unusually persistent complainants. The British Journal of Psychiatry (2004) 184: 352-356

http://bjp.rcpsych.org/cgi/content/full/184/4/352#REF9

- Lester, Grant ; Smith, Simon . Inventor, entrepreneur, rascal, crank or querulent?: Australia's vexatious litigant sanction 75 years on.. Psychiatry, Psychology and Law.  http://www.accessmylibrary.com/coms2/summary_0286-16216879_ITM.

Goldstein RL. (1995). Paranoids in the legal system. The litigious paranoid and the paranoid criminal.. Psychiatr Clin North Am.1995 Jun;18(2)

Goldstein RL. (1987) . Litigious paranoids and the legal system: the role of the forensic psychiatrist. J Forensic Sci. 1987 Jul;32(4):1009-15.

- Astrup C. (1984)  Querulent paranoia: a follow-up. Neuropsychobiology. 1984;11(3):149-54.

- Freckelton I. (1988). “Querulent paranoia and the vexatious complainant”. Int. J. Law Psychiat. 11: 127-143.

-^ Stålström, OW (1980). "Querulous paranoia: diagnosis and dissent". The Australian and New Zealand journal of psychiatry 14 (2): 145–150. PMID 6932870.



B). Los inventores delirante:

Inventores psicóticos. 

(ampliado de “diccionario de psiquiatría” de Antoine Porot).

    - Los inventores delirantes, son paranoicos megalómanos, vanidosos e ingenuos, siempre autodidactas. 

    - Sufren un desbordamiento de su imaginación productiva. (En épocas de guerra, hostigan a los organismos oficiales con sus proposiciones ridículas)

    - Carácter del invento absurdo (“movimiento continuo”), quimérico, más o menos ilusorio. 

    - Abordan arduos problemas de la física, sólo con lecturas heteróclitas mal dirigidas, o sin relación con el objeto. 

    - Su falta de juicio y vanidad, le hacen considerar genial un descubrimiento irrealizable e imputar a la envidia o a la malevolencia de los otros su falta de éxito o el silencio con que se acogen sus instancias, presentadas en términos grandilocuentes.

    - Reivindican su patente, y acuden al juzgado por “robo o complot”

    - El delirio de perjuicio y persecución se enlaza con su “invento”. Difamados, envidiados, perseguidos, acorralados..


     ¿qué posibilidad de éxito tiene nuestro “inventor”?

        *En silencio, sigue creando su “fantasía delirante”, busca adeptos, acude a ferias de inventores, percibe el acoso, las alusiones, las voces delatan el complot del que es víctima.

       *¿Callar o luchar?. Enmudecer, o vocear la invención no reconocida.

        *Replegarse en la melancolía del genio incomprendido, o atacar con osadía, y como un Quijote, enfrentarse con rebeldía. 

        *¿Por qué abandonar cuando esté en juego el futuro de la humanidad?. Se plantea nuestro paciente. 

    Tras años de silencio, y creación solitaria, puede llegar a la violencia, bajo el imperio exclusivo de su pasión de inventor, y bajo el pretexto del perjuicio sufrido. ¡"tamaño complot sufrido, tamaña injusticia sobre mi persona" ¡¡ 

    Psicopatología de los "inventores delirantes". 

- “Reivindicación de un mérito, un  invento, descubrimiento, una patente”.

- Se creen desposeídos de sus derechos, de sus patentes, de sus méritos y perjudicados (envidias, competencia, complot paranoide añadido.).

- Se les niega su merecida notoriedad, se les persigue, se les quiere silenciar, hacer desaparecer.  Robar, copiar sus descubrimientos o investigaciones. 

- Sus gestiones y demandas, su lucha (defensiva u ofensiva) contra conspiraciones e intrigas, absorben toda su actividad. 

- Acuden a oficina de patentes, reivindican su mérito, se quejan de una conspiración para robarles, “me han copiado”, “planean asesinarme, saben que soy famoso”. Aportan denuncias y pruebas de su hostigamiento, escritos al juez, notas de prensa, etc,..

 Valorar la posibilidad de ideas de grandeza, de delirio de riqueza o megalomanía. 

- El complot paranoide siempre está presente.

- Son Tipos y personalidades originales, o extravagantes. (a destacar hipertrofia yoica, orgullo, narcisismo,...)

- Llevan encima sus dibujos, planos de inventos, fórmulas químicas, como prueba y a buen recaudo, ante la perenne amenaza de robo o descrédito.

- El delirio puede hacerse expansivo, de grandeza, afectando al futuro de la humanidad, al final de la pobreza, ser reconocidos, aludidos en TV y prensa, radio. Candidato al Nóbel, destinado a una casa real, etc.

- La “máquina perpetua”, la máquina antigravedad, la solución energética, el paraguas suizo, la nueva fórmula genética, o la ecuación del universo.

- Desde los inventos de TBO, hasta un ingenio interplanetario.

- En común, la vivencia delirante del “descubrimiento”, y de “inventor no reconocido”, la importancia del invento, la exclusividad de su invención, el monopolio, y la tenaz intriga que lo rodea.

 “hasta me ingresaron, me dieron electrochoque para robarme el invento”.  Sic. refiere mi paciente “inventor”.

 Diagnóstico diferencial con: megalomanía delirante del maníaco, y formas de paranoia parafrénica. 

 En la manía psicótica, “el invento” está asociado a la hipertímia, expansividad yoica y afecto eufórico o disfórico. Pensamiento saltígrado, fuga ideica, ocurrencias delirantes congruentes con el afecto. Incapaz de concretar y desarrollar un sistema delirante estructurado y sistematizado como el del “inventor delirante”.  (con formas paranoias parafrénicas) 


 

  C). Los apasionados idealistas (Dide y Guiraud)  y reformadores.

-Dide M: Les idéalistes passionnés. Paris, Alcan, 1913 

Breve reseña y homenaje a Maurice Dide. (1873 – 1944)

Nacido en París. Estudió psiquiatría en la Salpêtrière, trabajó como director del hospital psiquiátrico de Braqueville, en Toulouse, desde 1909 a 1836. Enseño psicopatología en Toulouse, hasta su arresto por la gestapo durante la ocupación nazi en la segunda guerra mundial.

En 1902 describe el síndrome neurológico secundario a oclusión ambas arterias cerebrales posteriores: 

síndrome de Dide-Botcazo. (casos de ceguera cortical, asociado a amnesia)  Maurice Dide, 1873–1944 - PsychiatryOnline

 

His description of doctrinaire torturers (doctrinaires tortionnaires) in his book Les idéalistes passionnés (1), published in 1913, appears prophetic of Nazi genocide. During World War II, Maurice Dide, who had fought against racist and eugenist theses, committed himself to the fight against the German army of occupation and became the regional leader of the Resistance network, Combat. He was arrested after being denounced by a Gestapo agent who had infiltrated the network and was   sent to the concentration camp of Buchenwald. 

He died there some weeks later as the result of dog bites he sustained after helping an ill prisoner (2).

  Mangin-Lazarus C: Maurice Dide: un psychiatre et la guerre. Toulouse, Erès, 1994. 

Tipos de idealistas apasionados según M. Dide:


Idealistas del amor
. Caracteres patológicos del amor idealista. 
Tipo Idealistas de la bondad: 
    -I. Idealistas de la bondad en los reformadores religiosos. Torquemada, Calvino,..
    -II. Idealistas de la bondad en las reformas sociales: Tipo Utopias del comunismo: Jean de Leyde.- Cabet.- Enfantin.
    -III. Idealistas de la naturaleza
. Ejemplos_ J.J. Rousseau, Tolstoi. 

Tipo Idealistas de la bondad y de la justicia que llevan  a la crueldad. 
    I. Idealista egocéntrico estético. 
    II. Idealista de carácter altruista.
    III. Idealistas de la justicia de carácter egocéntrico. 

        1. Reivindicadores de carácter pesimista o hipocondriaco. 
        2. Reivindicadores pseudo-altruistas. (ejmplo: Marat) 

Maurice Dide. Les idéalistes passionnés (1913)  Preface de C. Mangin-Lazarus. Psychopathologie fondamentale. DFA Editions Frison-Roche. 2006


    Algunos Utopistas del siglo XIX.

- Henri Saint-Simon (1760-1825). Socialismo y "el nuevo cristianismo"  (1825)

- Robert Owen (1771-1858) socialista utópico: Cooperativismo y colonia  "Harmony"

- Charles Fourier.  (1772-1837)  socialista libertario, utopistas: los "Falansterios"

- Etiene Cabet (188-1856) Utopía comunista: Movimiento Icaro.

- Ebenzer Howard (1850-1928)   (la ciudad jardín) "First garden city Ltd"

- P. Joseph Proudhon. (1809-1865). Anarquismo y mutualismo.

- Mijail Bakunin (1814-1876) Anarquismo, ateismo, colectivismo.

- Piotr Kropotkim (1842-1921) Anarco-comunismo, "apoyo mutuo" 

- Hildegart Rodriguez Carballeira (1914-1933).  Reformadora socialista,  "liga por la libertad sexual




D) El crimen paranoico,  los “paranoicos reformadores” y los Magnicidas:

El magnicida paranoico: un inadaptado social. Ver estudio clásico y profundo de E. Regis.

"PSYCHANALYSE ET CRIMINOLOGIE"

GENIL-PERRIN (Dr.)  

Dos tipos de magnicidas:

 Los perseguidos-perseguidores corrientes

Móviles egocentristas, que llevados por su delirio,  querulantes o litigantes, centrado contra una figura relevante, ejecutan su venganza.

 - Los perseguidores ambiciosos:  se autoerigen justicieros de todo un pueblo, contra una tiranía, una clase social, anotan en su cuenta personal la opresión que pesa sobre la colectividad. (Genil-Perrin). Su conducta es orgullosa, y exhibicionista, con la aureola de su “martirio”. El regicidio es su máxima expresión.

- Los paranoicos reformadores: (según el texto clásico de A. Porot)

Las ideas delirantes reformadoras figuran con carácter accesorio en muchas psicosis (estados maníacos, esquizoides, delirio alucinatorio crónico, parafrenias, etc.) y asociadas a pulsiones diversas (hostilidad, euforia, mitomanía).

Y en los linderos de lo patológico, “desequilibrados más o menos perversos” , cuando no simples tramposos, suscitan “movimientos” de pretendido carácter artístico, literario, jactándose de transforma el orden establecido, sectas, reclutando grupos de adeptos entre los jóvenes (bohemios, ociosos, estudiantes...)  

Paranoicos o idealistas apasionados (M. Dide), que se proponen transformar la sociedad. Los unos para destruir el orden social (anarquistas), o  para abolir la tiranía (regicidas), para edificar una nueva sociedad (utopistas) y los últimos por la religión (místicos reformadores).

Su fanatismo, su altruismo (de fachada), su egocentrismo, su hipertrofia yoica, su vanidad ante la lucha por una “injusticia” personalmente sufrida.

- Entre los anarquistas regicidas “perseguidos”, “desequilibrados lúcidos” (Salsou, Louvel, etc.), a quienes la falsedad de sus juicios conduce a actos homicidas.

Entre los utopistas –que abundan en épocas revolucionarias- (Saint Simon, Fourier, Proudhon,..): imaginativos, exaltados por una misión renovadora, reúnen discípulos, redactan constituciones (como el “Contrato social” de Rousseau) 

- El grupo de los paranoicos místicos, laicos y religiosos: Hay también perseguidos - perseguidores que no retroceden ante el homicidio (abate Verger), y que se oponen a los reformadores pacíficos (utopistas), por fortuna más numerosos:

"El 3 de enero de 1857 un sangriento acontecimiento sume a París en el estupor. El arzobispo de París, Monseñor Sibour, es asesinado por un sacerdote excomulgado, Louis Verger, mientras inauguraba la novena de Sainte-Geneviève en Saint-Étienne-du-Mont."

- Los utopistas,  profetas inspirados, nuevos Mesías, aspirantes al martirio, inventores de nuevos dogmas, fundadores de sectas y cismas extravagantes.  ver Swedenborg 

Ver la obra de " Les Idéalistes Passionnés " de Maurice Dide.


 



El fanatismo delirante: ver ejemplos de A. Cullerre y U. Trélat ("locura lúcida")

    a) Alexandre Cullerre, Les frontières de la folie, Chapitre VI : 

     « Fanatiques » : « Les mystiques proprement dits », Éd. J.-B. Baillière et fils, Paris, 1888,

  b) Ulysse Trélat « La folie lucide, étudiée etconsidérée au point de vue de la famille et de la société » Paris 1861. (ebook) 

-Le fanatique est un mystique agissant. Non seulement il se croit inspiré, chargé d’une mission divine ; non seulement il a des extases et des visions, mais encore il met au service de cette disposition d’esprit un zèle aveugle qui ne recule devant aucune conséquence.  Le fanatisme politique et le fanatisme religieux.

- Les régicides. Beaucoup appartiennent à la catégorie des fanatiques et des mystiques ; la plupart ont l’esprit troublé. Exemples :Charles Guiteau, l’assassin du président des États-Unis Garfield, Aventurier, orgueilleux, inventeur, utopiste, dépravé, persécuteur, dénué de sens moral, mystique, fanatique et assassin, (Ch. Folsom, Ch. Guiteau, l’assassin du président Garfield (Annales medico-psych. 1882)). Jacques Clément, « homme d’un caractère sombre et mélancolique, d’un esprit ardent et inquiet, d’une imagination déréglée, ignorant et grossier, fanatique et libertin, » — Jean Châtel, sexuel, obsédé, mélancolique, assassinant Henri de     Bourbon dans l’espoir que cette action serait utile à l’Église et ferait en sa faveur réduire à quatre les huit degrés des tourments de l’enfer. — Ravaillac, extatique, halluciné, rendu régicide par l’inspiration divine et pour accomplir sa mission. — Margaret Nicholson, Frith, Hadtield, assassins de Georges Ill, déclarés fous par le conseil privé et les médecins. — Staps, l’assassin de Napoléon, halluciné. — Le meurtrier du duc de Berry, mélancolique. — Anne Neil, qui voulut assassiner le président Johnson, devenue folle à la suite de pertes d’argent. — Junius Brutus Booth, l’assassin du président Lincoln, adonné à des excentricités de tout genre, mélancolique et suicide, sujet à des crises de fureur aveugle avec délire, etc.


    Según L. Leroy (1890) “el reivindicador homicida”.

    “viendo su víctima en tierra experimenta un sentimiento de triunfo, al menos por cierto tiempo”


        Fenomenología del “apasionado idealista” delirante.

 Añadido a su paranoia de base, destaca su egocentrismo y ....

    - Una feroz y agresiva voluntad de lucha y combate.

    - Una Búsqueda de la paz universal, la filantropía, la justicia.

    - La utilización de Panfletos, de la prensa, etc.

    - Un Inagotable deseo de reforma y justicia.

    - Su reivindicación es ideológica, atentando contra hombres políticos e instituciones.

    - Paranoicos reivindicativos en busca de un “ideal de sí mismos

 

 . Diagnóstico diferencial con un tipo de  “psicosis carcelarias”:

     psicosis funcionales, en ocasiones con conductas vindicativas, de lucha y justicia, que cursan con alteración conductual:

     huelga de hambre, ingesta de objetos, (tragar muelles, cuchillas, tornillos), oposicionismo, conductas teatrales, y de “Ganser”.

 

- Ver también: “delirios de exculpación, de indulto, y querellantes carcelarios”.

             (términos de la psiquiatría forense clásica).

- Los Regicidas, magnicidas, parricidas (rey), “presidencialistas”,..

“El parricida se apodera del destino del “Fatum”, actúa como los dioses, cambiando la historia,...”        

 

    Jean Antoine Tousard ingresó en el Castillo de Bicêtre el 21 de abril de 1701. Apóstata recoleto, sedicioso, capaz de los mayores crímenes, sodomita y ateo hasta la saciedad, es un verdadero monstruo de abominación que es preferible a que reviente a que quede libre”. Toda una sentencia a perpetuidad.

 


 Bibliografía clásica :

- Regís, Emanuel. Les Régicides dans l’histoire et dans le présent. Lyon.París: 1890

- Lugones, Alfredo. Homicidio Patológico. Tesis. Buenos Aires: 1919. 

- Foucault, Michel. La vida de los hombres infames. La Plata. Argentina: Ed. Altamira, 1960  

- Histoire des idées politiques : Tome 1, Des origines au XVIIIe siècle, Tome 2, Du XVII siécle à nos jours. de Jean Touchard. PUF. mayo 2005

-Delusional Disorder. Paranoia and relates illnesses.  Alistair Munro.


Ver también:

-La “paranoia homicida” y “La paranoia de autocastigo”: 

Tesis de Lacan. Caso Aimée.

“Aimée sufre de erotomanía y ataca a su amor por despecho”.

Ver Las psicosis paranoicas y sus relaciones con la personalidad.  

Jacques Lacan .  Siglo XXI editores. 

 



Breve Explicación psicodinámica del crimen paranoico.

Binomio persecución-megalomanía.

- El “complejo de inferioridad”.

- La frustración: sobrecompensación carateriológica del yo.

- Un yo que se pretende agresivo y omnipotente.

 


 

    En nuestro entorno e historia reciente, es imprescindible la historia de Aurora Rodríguez  y su hija Hildegart.

    Proceso de Aurora Rodríguez Carballeira. Una “reformadora delirante”.

    Por parricidio. (Asesinato de su hija Hildegart), “la Virgen Roja”.

    Ingresada en Ciempozuelos. Madrid. (Dr. López de Lerma). Informes del Dr. Sacristán y Padros Such.

    Extraído de: Carlos Castilla del Pino. Introducción a la Psiquiatría. Tomo II. Pág. 210-216. Alianza Editorial. Madrid. 1982.

 

-         El manuscrito encontrado en Ciempozuelos . Guillermo Rendueles. Endymion, 1989. Estudio del historial clínico de Aurora en el hospital de Ciempozuelos.

-         “Mi hija Hidelgart” . Película de Fernando Fernan-Gomez. Guión: F. Fernán-Gómez, Rafael Azcona.

-         “A mí no me doblega nadie”: Aurora Rodríguez, su vida y su obra (Hildegart) - Rosa Cal Martínez Sada : Ediciós do Castro, D.L. 1991.

-         La virgen roja.  Fernando Arrabal, Barcelona, Seix Barral, 1987.



                    

Diagnóstico diferencial con las paranoias de reivindicación.

         E). Sinestrosis delirante (Brissaud, discípulo de Charcot).

            una cristalización crítica o psicomotriz consecutiva a un traumatismo y una exageración de una impotencia funcional, frecuentemente mínima, con prolongación del paro de trabajo. Es un estado psicopático especial que precede únicamente de una interpretación errónea de la ley y consiste en una especie de delirio razonable, fundado sobre una idea de falsa reinvidicacion

            Ver: Las  neurosis de renta. Autor: Dr. Daniel Alejandro Navarro.

            -Temática vindicativa, querulante.

          -  Reactiva a  un “siniestro”, tipo accidente laboral, complicación médica, quirúrgica

            -Búsqueda de resarcimiento, indemnización.

            -Fondo hipertímico, hiperestésico y paranoide.

            - Diagnóstico diferencial con la Neurosis de renta, neurosis sinestrósicas.

             (Depresivos, somatizadores, frecuentadores, etc. Beneficio secundario).

 

ver: Dr. F. Dourdil. En A. Seva y cols. Tratado psiquiatría.

 

    Neurosis de Renta. “Consiste fundamentalmente en un delirio de reivindicación que se desarrolla entre los obreros con motivo de un accidente de trabajo. Creen tener derecho a una indemnización o bien, a pesar de la total curación de herida o bien estiman insuficiente la indemnización concedida por su incapacidad funcional[1]

Ver texto: Gisbert Calabuig. Medicina Legal. Ed. Masson. Barcelona, 1998 

 


Otras formas clínicas de siniestrosis:

- Neurosis traumática de indemnización

- Trastornos ocupacionales ("Neurosis de ocupación")

- "Neurosis de sust". (por Kraepelin)  “neurosis del espanto”

- "psiconeurosis del terror"  (por H. Ey):  reacciones psicopatológicas a una grave catástrofe, clínica compatibles con estrés postraumático actual.

 


-“Delirio de reivindicación o siniestrosis: son delirios basados en interpretaciones del prejuicio en general laborativo sufrido, moviliza la hiperestesia, la querulancia y la agresividad.

- El paciente busca hacer triunfar la verdad, reparar el perjuicio y castigar a los responsables y presenta rasgos de histeria e hipocondría con hipertimia displacentera y con labilidad emocional.

- Se aceptan varias formas, querulantes procesuales, idealistas pasionales: inventores ignorados, delirios de afiliación, delirio de reivindicación hipocondríaca y sinestrosis delirante.

 

Diagnóstico diferencial de las sinestrosis:

-En la simulación no hay mayor interés en castigar a los culpables y la sintomatología cede generalmente al obtenerse el beneficio buscado, sin continuar las ideas de reivindicación.”

Ver diagnóstico diferencial con: La simulación de la locura.

Del psiquiatra argentino José Ingenieros (1877-1925)

http://www.biblioteca.clarin.com/pbda/ensayo/simulacion/b-605164.htm


 


Otros diagnósticos diferenciales: Simulación, neurosis de renta, patomimia, síndrome de Münchausen, síndrome de Ganser, trastorno facticio.

 

ver:  La simulación. Análisis de una casuística 
Jorge Araujo, Eric Wainwright 

-Patomimia  (Dieulafoy, 1911): puede ser llamada una auténtica fabulación física, que no presenta correspondencia psicopatológica. En los pacientes que la presentan predomina la inmadurez afectiva y el "sadomasoquismo", además es frecuente que presenten rasgos histéricos, aspectos perversos, adicciones e intentos de suicidio. Frecuentemente se ven lesiones cutáneas, abscesos, hemorragias, todas ellas autoinfligidas. El simulador no presenta alteraciones sadomasoquistas de la personalidad, ni las lesiones autoinfligidas, tan frecuentes en estos casos.


-Síndrome de Münchausen (Asher, 1951): son pacientes que llevan adelante una vida marginal e inestable, con periplos hospitalarios, repetidos ingresos y actos médicos, que presentan múltiples intervenciones quirúrgicas, o procedimientos diagnósticos invasivos; son a menudo mitómanos (falsa identidad, mentiras repetidas, etcétera). En el simulador raramente se ven las cicatrices de múltiples procedimientos médicos que se ven en este síndrome.


-Sindrome de Ganser: (Sigbert Ganser 1897): pseudodemencia, con respuestas de aproximación a preguntas y una conducta regresiva. "síndrome de respuestas aproximadas" .  Para Westphal (1903) "vorbeireden" ("hablar alrededor") . También denominado "estado crespuscular histérico" o "conciencia hipnoide" (Janet 1909). "Estado de semilucidez" (Baruk 1959), o "puerilismo histérico" (Bleuler) . 

    (Ver  El síndrome de Ganser: revisión a propósito de un caso (B. Jimenez-Gómez y J. Quintero) Actas Esp Psiq 2012. 

   

-Una  Psicosis, esquizofrenia  pseudoneurótica (Hoch PH y Polatin P. 1949), o una hebefrenia. ( E. Hecker 1871)  

-Si se asocia a estrés postraumático, estamos ante una “siniestrosis”, con  reivindicación y búsqueda de beneficios secundarios (indemnización), podría ser considerado como simulación, con patoplastia histérica. 


- Psicosis paranoide, con somatizaciones múltiples.

- Sindrome de Briquet: histeria de las somatizaciones.

 Briquet disorder y Brissaud-Marie: “ The patient reports multiple physical complaints for which there is no physical evidence and which cause her or him to lead a life of semi-invalidism, for which patients seek constant medical attention”. 


Bibliografía de Textos clásicos:

-E. Brissaud, Pierre Marie: De la déviation faciale dans l’hémiplégie hystérique.  Progrés médical, Paris, 1887; 5: 84.  

- P. Briquet: Traité clinique et thérapeutique de l’hysterie. Paris, Bailliere, 1859.

-Ver también: “Monómanos intelectuales” (Esquirol).

-Delirio de los “Arregladores” ( Leuret Le Délire des arrangeurs)

 http://www.alcmeon.com.ar/5/20/a20_02.htm 

Revista Alcmeon nº 20. Paranoia, casos clínicos. Dr. A. Monchablon.

 

 


Crítica de la “antipsiquiatría” a los delirios de reivindicación.

-“El delirio de reivindicación es un invento de la psiquiatría para medicalizar la conducta humana disfuncional  o radical”

- Se consigue así la transformación en enfermedad (delirio o psicosis), de una conducta política radical, cuya única finalidad era la de transgredir el orden establecido.

¿cómo entender la psicosis de los “apasionados idealistas?.

     Ante su incomprensión, se transforma en nosología y conducta de enfermedad.

¿La reivindicación querellante: 

    ¿falacia de la “biologización” positivista?  o una ¿verdadera psicosis paranoide?.

    “ ¡¡ Acto despolitizado y transformado en semiología psiquiátrica  ¡¡”


Ver:  Thomas  Szasz  y su  “mito de las enfermedades mentales”

    - “The Myth of Mental Illness”.  http://psychclassics.yorku.ca/Szasz/myth.htm.

     -  Coercion as Cure: A Critical History of Psychiatry. 2007 New Brunswick (USA) London (UK) Transaction Publisher

      -  The Medicalization of Everyday Life: Selected Essays. 2007 SUP

       - Faith in Freedom: Libertarian Principles and Psychiatric Practices. 2004. New Brunswick NJ: Transaction Books.



         

   Querido psicopatólogos.                  

¿cómo distinguir la psicosis reivindicativa –paranoide- de la reivindicación pasional, vivida en grado extremo?. 

¡Este, es un trabajo para los psicopatólogos.¡  ¡sin olvidar el humanismo ilustrado de nuestros pacientes¡

            ¡esto no está en el DSM-IV¡.