Tipos de delirios crónicos.
Delirios pasionales, reivindicativos. Delirio de interpretación, delirio sensitivo de relación. Delirios fantásticos y parafrenias.

Tema V. PSICOPATOLOGÍA Y FENOMENOLOGÍA DE LOS DELIRIOS Y PARANOIA. 

 Psicopatología clásica para residentes MIR y PIR psiquiatría. 

Ver TEMARI0 DE PSICOPATOLOGíA 

volver a página principal de Psicopatología descriptiva y fenomenología  

 


        Psicosis paranoides: formas clínicas de presentación.

Según escuela francesa:  Henri Ey.   En homenaje a H. Ey, P.Bernard y Ch.Brisset.

Y a su imprescindible Tratado de psiquiatría.  8ª edic  Toray-Masson 1.978.



Nota biográfica de Henri Ey. (1900-1977). 

- Nacido en Pirineos Orientales (Banyuls-dels-Aspres), de origen catalán, y familia de viticultores. Estudió en Touluse y después París. Interno Hospitales Psiquiátricos del Sena en 1925 y Jefe de Clínica Sainte Anne, con Henri Claude en 1931. Frecuentó la Sorbonne, el Quartier Latin, se licenció en Filosofía y diplomó en medicina legal . Ejemplo de la tradición clínica de la escuela de Sainte-Anne, (l´école de Magnan), en oposición a la Salpètrière, Bicêtre, Charenton, L´Infirmerie Spéciale du Dêtot (donde era jefe Clérambault) .

-  A partir de 1934, jefe asilo de Bonneval (Eure y Loira) hasta su jubilación en 1970.  Vivirá siempre en Bonneval con su familia, salvo los famosos "mercredi de Ste Anne" y en 1939-45 su lucha contra los nazis y la resistencia.   Organizó los célebres "Colloques de Bonneval" . Fue redactor jefe de L´Évolution Psyquiatrique, y uno de los fundadores de la Asociación Mundial de Psiquiatría.  Espíritu enciclopédico, combativo, defendió una concepción órgano-dinámica de la enfermedad mental, una visión "dinamista y dialéctica" de la relación entre lo físico y moral.  Un trastorno orgánico primordial, sobre una estructura psicológica que constituye su fenomenología, su base existencial".  Murió el 8/11/1977 en la casa del pirineo que le vio nacer, à Banyuls-dels-Aspres, al abrigo de familia y su excelente biblioteca. 


- Entre sus obras: Tres tomos de los Études Psychiatriques (entre 1948-1954). "Estudios sobre los delirios" de 1950. (publicado en español) , "La conscience" en 1963. Su "Tratado de psiquiatría" (con P. Bernard y Ch. Brisset), 1ª ed de 1965, y su monumental "Traité des hallucinations" de 1973, y la publicación de sus "Colloques de Bonneval" , a destacar: "Le problème de la psychogenèse des Psychoses et Névroses"  con Lacan, Bonnafé, Follin y  Rouart, en 1950.

- Con su "Tratado de psiquiatría ", (8ª edición española en 1978),  hemos estudiado varias generaciones de psiquiatras, fue mi primer -y más valioso- libro de psiquiatría.




Psicopatologia descriptiva de las Psicosis delirantes crónicas.

"ideas delirantes" permanentes, que comprenden los temas de ficción delirante (persecución, grandeza, etc,.) y los fenómenos ideo-afectivos en que el delirio toma cuerpo (intuiciones, interpretaciones, alucinaciones, exaltación imaginaria y pasional, cambios afectivos,..etc..)

¡ No delirio, como simple error de juicio ¡

- El Delirio no es pasivo,  accidental o transitorio, (como pueden serlo experiencias oníricas, tóxicas,..)  sino que está anclado en las relaciones permanentes de la persona a su mundo.

- El Delirio está incorporado a la personalidad del delirante,...los "Delirios" crónicos como enfermedades de la personalidad, modalidades delirantes de un "yo alienado" (un yo psicótico).

- Un "Yo Alienado",  porque se comporta, conduce, piensa, en función de su concepción delirante.

- Un delirio crónico con diversidad de temas, y con modalidades propias de elaboración delirante, que lo hace diferente y personal en cada uno.

- Delirio crónico, que puede sistematizarse en una ficción en apariencia coherente, o,  por el contrario disgregarse en una ficción más caótica, fantástica o irreal.

- Un delirio desde una intelectualización abstracta o un sistema de creencias bien articulado (paranoia), en otros casos, adopta formas fantásticas, oníricas, o caóticas.

- Un Deliro que puede adoptar formas evolutivas más graves, con disociación de la identidad, autismo y evolución esquizofrénica.

(ver La esquizofrenia según Henri Ey. )



 

Historia y clasificación de psicosis paranoicas:

De las monomanías de Esquirol al Delirio crónico progresivo de Magnan.

- De los Delirantes, perseguidos, megalómanos, místicos, .."personalidades" bien adaptadas a la realidad; que bajo esta locura parcial fueron estudiados como "Monomanías" por Esquirol, y en nuestro entorno por Giné y Partagás. (Guislain),

 - hasta un Delirio circunscrito, basado en ciertos fenómenos elementales (alucinaciones, ilusiones de los sentidos, pasión,..) o en ciertas disposiciones caracteriales originales (paranoia, la personalidad paranoide,..)

- Contra la pureza de la "monomanía", es toda la personalidad del delirante la que está perturbada. (Griesinger y J.P. Falret: "contra las monomanías y la locura parcial")

- Hasta llegar a Lasègue, Falret, Magnan, y su "Delirio crónico de persecución", como una psicosis progresiva: fase de inquietud y de interpretaciones, fase alucinatoria, fase de megalomanía, fase de deterioro, como una afección que desorganiza profundamente la integridad psíquica.

- Por ello, con Kraepelin, y después con Bleuler, la mayoría de estos Delirios han formado parte de las "formas paranoides" de la demencia precoz (esquizofrenia), a excepción de un pequeño sector de delirios sistematizados llamados paranoicos.

(Para E. Bleuler (1911) y M. Bleuler (1971) el "defecto esquizofrénico" no sería como  el término de la "demencia" ("Verblödung") de Kraepelin, más bien como "deterioro" ("proceso"), en forma de debilitación de la vida de relación, cierre de las relaciones intersubjetivas,...

- La escuela francesa, más fiel a los "delirios crónicos", (evitando dar tanta extensión a la esquizofrenia), considera que muchos delirios crónicos, a causa de su sistematización o de su aspecto imaginativo, evolucionan espontáneamente sin "disociación esquizofrénica" de la personalidad, sin tendencia a la incoherencia "autística", y sin tendencia al déficit demencial.




 Psicosis paranoide: formas clínicas de presentación.

(Según escuela francesa:  Henri Ey, Tratado de psiquiatria. 8ª edic.)

 

    A) sin evolución deficitaria:


    1) Delirios pasionales y de reivindicación. (de Clérambault) ( 5)

          1.1 -Delirios de reivindicación: subtipo de paranoia. Varios tipos clínicos:

               . Los querellantes o litigantes: “por una causa”: la ley, justicia, la salud, etc.

               . Los inventores: reivindican sus inventos y su supuesta capacidad creativa,...

               . Los apasionados idealistas: luchan por una abstracción, la religión, la filantropía, los derechos humanos, política,... (“por una causa”)

              . Forma de paranoia hipocondríaca.  (delirio vindicativo paranoide).


          1.2 -Delirios pasionales:

               . Delirio celotípico: paranoia de celos.

               . Delirio erotomaniaco: paranoia de amor.


          2.  Delirio sensitivo de relación (de E. Kretschmer)

                  “Delirio de relación” (en medio laboral) sobre personalidad sumisa/pasiva.

                    Delirio de alusión, de autorreferencia, con baja autoestima. (“proceso” de Kafka)


          3.  Delirio de interpretación (de Sérieux y Capgras)

                  Delirio interpretativo, autorreferencial, basado en la suspicacia, recelo y desconfianza.

                  Delirio de perjuicio, de engaño, basado en interpretaciones de hechos cotidianos.

                  Personalidad susceptible y suspicaz,..

                            a)     persecución: interpretación paranoica de persecución)

                            b)     megalomanía: : interpretación paranoica de grandeza.


          4. Psicosis alucinatorias crónicas.

          5. Delirios de imaginación: “PARAFRENIAS”, de E. Kraepelin

                          -Fabulación y alucinaciones con Mitología delirante y pensamiento paralógico

                        -Megalomanía con integridad intelectual paradójica sin autismo esquizofrénico.

 

  B) con evolución deficitaria: Formas paranoides de la esquizofrenia.

 


 

Características clínicas de estas Psicosis paranoicas:

-Delirios sistematizados ya que: 1º, están prendidos en el carácter y construcción misma de la personalidad del delirante; 2º, se desarrollan en orden, coherencia y claridad (Kraepelin)

- La construcción del delirio es en cierta manera "lógica", a partir de elementos ciertos / falsos, de errores, de ilusiones, como los postulados (de Cleramabault) de la fábula delirante.

- Con una polarización de todas las fuerzas afectivas en el sentido de una construcción delirante que subordina toda la actividad psíquica a sus fines.

- Los síntomas de este Delirio (ilusiones, interpretaciones, percepciones delirantes, intuiciones, alucinaciones, recuerdos y fabulaciones,..) son todos reductibles a una patología de las creencias,..

- Las ideas delirante, envuelven en su convicción dogmática todos los fenómenos que forman, a través del pensamiento reflexivo del delirante, la edificación del sistema de su mundo.

- El carácter llamado paranoico (desconfianza, suspicacia, orgullo, psicorigidez, falsedad de juicios,..) constituye la personalidad de muchos de estos pacientes.

- Coherentes en su sistematización, se presentan al observador (familia, médicos, jueces,..) como relativamente plausibles: tienen un carácter de convicción o de contaminación. ("delirio de dos o delirio colectivo): Un delirante inductor y otros inducido.

 



 

1. Delirios pasionales y de reivindicación. (de Clérambault)

    1º. Cursan con una exaltación (exhuberancia, hipertimia, hiperestesia).

    2º la idea prevalente, que subordina todos los fenómenos psíquicos y conductas a un postulado fundamental, de convicción inconmovible; 

    3º. Un desarrollo en sector, el delirio constituye un sistema parcial, que penetra como una cuña en la realidad.



- Delirios de reivindicación: subtipo de paranoia.  Varios tipos clínicos:

 Sujetos de temperamento vivo, recelosos, susceptibles.

Persiguen la defensa de su honor, de sus derechos o propiedad con menoscabo de sus intereses más evidentes.

Acumulan sentimientos de odio y venganza, sin perder la convicción de que son traicionados, juzgados injustamente, víctimas de un ensañamiento tan implacable como el suyo propio. Se arruinan en procesos judiciales para hacer triunfar una reivindicación a veces  irrisoria.

Rencorosos y vengativos, o apasionados idealistas (Dide y Guiraud).

Fanáticos de la política, la religión, la reforma social. “Super-yo inflexible, íntegros,..”

 Forma de inicio:

  - Sobre una  Constitución paranoica: Desarrollo insidioso del delirio,

  - Precipitado por conflicto o fracaso (problemas con vecinos, despido, rivalidad, daño sufrido, conflicto judicial, civil, etc..)

 

-  Los querellantes o litigantes:

Deliran por “por una causa”: por la ley, la justicia, la salud, un ideal,..etc.

Una reivindicación pleitista de la propiedad o sus derechos. Defensa de su honor, etc.

Verdaderos “perseguidos-perseguidores”, “rodeados de enemigos”.

Necesidad de ”hacer justicia” (Hasta llegar al crimen contra sus enemigos o su representación).


-  Los inventores: reivindican sus inventos y su supuesta capacidad creativa

- Guardan en secreto sus experimentos, cálculos, o "descubrimientos",..

- Reivindicación de un mérito: un invento, un descubrimiento, una fórmula, etc.

- Desposeídos de sus derechos, patentes, perjudicados (envidias, competencia, etc.).

- Se les niega su merecida notoriedad, se les persigue, se les quiere silenciar, hacer desaparecer, o robar, copiar sus descubrimientos o investigaciones.

- Sus gestiones y demandas, su lucha (defensiva u ofensiva) contra conspiraciones e intrigas, absorben toda su actividad.

 

- Los apasionados idealistas: luchan por una abstracción, la religión, la filantropía, los derechos humanos, política,... (“por una causa”).

(Dide y Guiraud)

Según L. Leroy: “un reivindicador homicida”.

  - Feroz y agresiva voluntad de lucha y combate.

  - Búsqueda de la paz universal, la filantropía, la justicia.

  - Panfletos, atentados, prensa, etc. Inagotable deseo de reforma y justicia.

  - Su reivindicación es ideológica, atentando contra hombres políticos e instituciones.

  - Paranoicos reivindicativos en busca de un “ideal de sí mismos”

  - EL complejo de inferioridad, y la frustración originan  una  sobrecompensación caracterológica del yo: Un yo que se pretende agresivo y omnipotente. 

  - Binomio persecución-megalomanía.

 

 - La Sinestrosis delirante (Brissaud).

- Temática vindicativa, querellante. Reactiva a “siniestro”, (accidente laboral, etc.)

- Búsqueda de resarcimiento, indemnización.

- Fondo hipertímico, hiperestésico, paranoide.

    Diagnóstico diferencial de: Neurosis de renta, o neurosis sinestrósicas.

    Estos últimos son depresivos, somatizadores, frecuentadores, con un beneficio secundario. 

    (ver Hipocondría reivindicativa, paranoia y siniestrosis

 

 Todos los paranoicos reivindicativo, deliran pues en el sentido de un "ideal de sí mismos" imaginario. 

Los complejos de frustración o inferioridad insconscientes ¿?, constituyen un profundo núcleo de angustia sobrecompensadora por la disposición caracteriológica de un Yo que se pretende agresivo y omnipotente.

Este es el germen del binomio persecución-megalomanía que el delirio tiende a desarrollar como un combate destinado a satisfacer un insaciable deseo,..

 



Delirios pasionales:

- Delirio celotípico: delirio de infidelidad, de engaño sexual conyugal.

- Delirio de infidelidad y de rivalidad en la posesión de la persona amada.

- De relación amorosa de pareja a situación triangular. “El tercero es un rival”.

El delirante celoso, que se siente burlado y abandonado. “El otro”, su rival.

Se crea toda una historia delirante en relación a la infidelidad: peripecias, ardides, mentiras, etc.

El paciente experimenta una “clarividencia”, “abre los ojos”, sondea sentimientos, descubre intenciones, desbarata artimañas.

Se esclarece el misterio y se llega a la “verdad” (absoluta): la infidelidad, el engaño amoroso.


El delirio progresa hacia una sistematización de la celotipia:

-  un haz de “pruebas”, de “pseudo comprobaciones”, de “falsos recuerdos”,

de ilusiones de percepción, de memoria (falsos reconocimientos, ilusión de Frégoli, etc.), ...todo guarda relación con este delirio pasional.

- Experiencias oníricas confusionales, escenas de pesadillas (alcohólicos), alimentan la pasión celosa.

Ver la celotipia alcohólica. (texto de B. Llopis).


Complicaciones en la relación de pareja:

- Extorsión, vigilancia, control, escrutinio, amenaza, exigencia de confesión, búsqueda de pruebas, seducción, etc.

- De forma incesante acusaciones, espiar o seguir a su esposa/o, y

malinterpretar acciones simples, “la forma en que se cierra una cortina como un mensaje al amante”. “Un retraso”, “un cigarrillo”.

- ¿Quién es?. ¿Dónde lo conoció?. ¿Legitimidad de los hijos?- ¿Relaciones incestuosas?

- Puede requerir la confesión de forma constante, asegurando el perdón.

- La agresión física es un peligro real......

*No confundir con agresividad por celos, propia de psicopatía, de "conducta machista", de dominación, de tener a la esposa como una posesión, y ante el temor a perderla, temor o rivalidad a un tercero, ejercer sobre ella violencia.

 

  - Delirio erotomaniaco: “sentirse amado a distancia por una persona célebre”. Ilusión/certeza delirante de ser amado.

- Pasión amorosa delirante. Tres fases de la evolución: 

a) Estadio de esperanza: Sentimientos crónicos de frustración e inferioridad,

compensados por el narcisismo (ser objeto del amor de otro).  Inicio de la relación platónica.

b) De despecho: Paranoide-persecutoria.

c) De rencor: Aspectos médico-legales. Venganza, vivencia de engaño.


Clínica de la erotomanía:  

- El objeto (la persona que nos ama) ¡Ha empezado a declararse¡.

(Miradas, cartas, mensajes, llamadas, encuentros, alusiones, etc)

- Aparición del objeto:  Se experimenta la vigilancia, control, conversaciones indirectas por parte del objeto, incluso la protección del Sujeto por el Objeto, los intentos de acercamiento, las conductas paradójicas y contradictorias del Objeto, la simpatía universal que suscita el romance.

(incluso el objeto que nos ama, aparece disfrazado,...en casa, usurpando la identidad de un familiar, utilizando una máscara,..) caso clínico Dr Día.

- El erotomaníaco vive un síndrome de influencia y un automatismo mental (presencia continua del Objeto, influencia física, cohabitación y posesión erótica, declaración por transmisión del pensamiento,..).    Ver alucinaciones genitales y sexuales.

- El sujeto erotomaníaco, especula en su delirio:

- El objeto  no puede ser feliz sin el pretendiente.

- El objeto es libre, su matrimonio roto, no válido. Se ha orquestado una trama para impedir la unión.

- La falta de contactos físicos se interpreta como un secuestro del objeto. Las negativas,

-por un mecanismo paradójico- como afirmaciones, y pruebas a favor del amor.

- Giro de la erotomanía hacia el despecho, y el riesgo de agresión hacia el objeto amado.


"El ama a otra, el me engaña", de objeto erotomaníaco se pasa a objeto celotípico. 

Aparecen rivales, competidores, y él o ella, ya me desprecia, me humilla, habla a otros de lo nuestro,...se anticipa el final vengativo.

- Termina en fase de rencor, con reacciones agresivas hacia el objeto, “venganza” y “ruptura”.

Auténtico Drama pasional del delirio erotomaníaco.

Según G. Clérambault. “los excitables-excitados”, exaltación y polarización pasional intensa.

 


2.  Delirio sensitivo de relación (de E. Kretschmer)

Sobre personalidad asténica o sensitiva: con sentimientos de inferioridad e inhibición.

-  “Delirio de relación” (en medio laboral) sobre personalidad sumisa/pasiva.

- Delirio de alusión, de autorreferencia, con baja autoestima. (“proceso” de Kafka)

- Delirio “Hiposténico” (de personalidad asténica)  y menos agresivo. Carácter menos rígido.

- Carácter sensitivo de Kretschmer, similar a al tipo “hiperemotivo” de Dupré.

- Tímidos, sensibles, ansiosos y psicasténicos (escrúpulos, vacilaciones, escasa fuerza del yo, etc.).

- Inclinados a la lucha de conciencia y sensibles a las relaciones con los demás.

(Hiperestesia de los contactos sociales). Pendientes de aprobación externa, vulnerables a la crítica y exclusión social.  Inhiben frecuentemente sus pulsiones y están frecuentemente insatisfechos.


“Complejos de frustración y de inferioridad”.

- Fondo de sensibilidad fácilmente impresionable y vulnerable: acumulación de circunstancias penosas, de fracasos, etc. que llevan a la psicosis.

*Desencadenante: una discusión, un avatar, una “humillación”. La idea de “complejo”, de “mácula", mancha sobre su dignidad”, objeto de reprobación social, da la idea de la baja autoestima , y la “culpa neurótica” subyacente.

- Delirio de relación: experiencia crucial de un conflicto del Sujeto con otro o con un grupo. (Cónyuge, familia, vecinos, trabajo).

- Delirio de relación “concéntrico”: el sujeto es el centro de esta experiencia.

“El proceso” de Kafka.


- Delirio de referencia: objeto de una malevolencia particular, enojosa y humillante.

- Paranoia sensitiva: el delirio queda “suspendido” de la idea central: divulgación de una enfermedad, denuncia de un robo, acusación de falta en terreno sexual, exclusión de una comunidad, etc.

- Baja autoestima, vulnerabilidad a la crítica y opinión ajena. ¿”neuroticismo”?.

- Predomina la angustia, ansiedad de relación autorreferencial y tonalidad depresiva.


Ver ejemplos clásicos:

  - "Paranoia de los gobernantes"

  -" Delirio erótico de las solteronas"

  - "Delirio de los masturbadores" . (ver casos clínicos de Kretschmer)

 


3.  Delirio de interpretación (de Sérieux y Capgras)

J. Capgras, P. Sérieux, Les folies raisonnantes, Paris, Alcan, 1909 (Ouvrage en accès libre sur le site de la BIUM)


- Delirio interpretativo, autorreferencial, basado en la suspicacia, recelo y desconfianza.

- Delirio de perjuicio, de engaño, basado en interpretaciones de hechos cotidianos.

- Personalidad susceptible y desconfiada: “no se fía de nadie

“Monómanos intelectuales” (Esquirol).

“Arregladores” (“Arrangeurs”, de Leuret).

“Locura razonante, razonadora.”

- Necesidad de explicarlo todo, de descifrarlo todo, un sistema de significación fundamental.

- Basado en la interpretación. “Inferir o deducir de una percepción exacta un concepto erróneo” (Dromard).

- Error intuitivo que atañe al sentido de lo percibido, oído, visto, sentido.

El “interpretador delirante, se basa en esta “Percepción delirante” de la realidad.


a)  Delirio de Interpretaciones exógenas: Basado en las Aferencias sensoriales.

El “interpretador” , percibe la ironía o amenaza de un saludo. El valor profético de un color, la certidumbre de una infidelidad descubierta en una maceta de pensamientos expuesta a la vista de un vecino”.

- Significación comprensible en relación a símbolos y supersticiones comunes:

  ---una flor en un ojal, un coche negro, una noticia, un viaje, etc.

  ---el Lenguaje corriente de la conversación, lectura, telegrama sin hilos.

- Todo el tiempo en descifrar  como “jeroglíficos”, lo que “quiere decir” , el significado oculto y real.

“Me basta una sola palabra, para comprender toda la idea” (sic)


b) Delirio de Interpretaciones endógenas: A partir de sensaciones corporales, (cenestesias, cenestopatías, etc),  ideas de elaboración reflexiva, conceptos, imágenes revividas y sueños.

(véase: Delirio basado en representaciones internas, evocaciones del recuerdo, etc). 

 

-Temática de los delirios de interpretación:

Los temas más diversos, propios de la paranoia de perjuicio y alusión. :

- De persecución: conspiración policíaca, familiar, quieren envenenar al enfermo, etc.

- Adquiriendo también formas megalomaníacas: de descendencia aristocrática, de gran papal político, o de misión divina.

- Estructura de los delirios de interpretación: en red”, en oposición a los delirios de estructura “en sector o cuña”, propios de los delirios pasionales.

- el delirio de interpretación exige un  “Trabajo de razonamiento” extra.

- Una vez llevada a cabo la sistematización delirante, lleva al paciente a la convicción de que al fin descubre la verdad.

Esta convicción ya es inamovible puede dar lugar a una nueva y renovada pasión delirante, esta vez ya “pasional”, finalista, “en cuña”, que condicionará la vida del paciente.

- Del esfuerzo e intelectualización, pseudo-científica, de la búsqueda de la realidad oculta y distorsionada, surgirá pues un nuevo orden de certeza basado en el desciframiento de códigos secretos, similitudes, apariencias, reglas y códigos ocultos.


Evolución clínica de las paranoias, tipo delirios interpretativos:

a)  ¿ Evolución del delirio interpretativo hacia la cronicidad y enquistamiento delirante ?

- Evolución en orden y claridad (siguiendo a Kraepelin).

- Con un desarrollo insidioso y crónico.

- Sobre esa “ red aracnoidea”, esa trama de relaciones de las primeras interpretaciones delirantes, llevará a la cristalización.

- En la cristalización, el delirio se enquista, se encapsula,  y racionaliza en un relato o historia delirante perdurable y estable.

 

b)  Evolución del delirio interpretativo hacia delirio esquizofrénico.

-¡El inexplicable laberinto del mundo imaginario¡. 

- Se acrecienta la oscuridad de los símbolos, de las pruebas, de la comprobación en cadenas e hipótesis auxiliares.

- El delirio se complica y se condensa en un caparazón poliestratificado, o conglomerado de delirios sin estructura.

- La personalidad se escinde, disocia, y degenera en el replegamiento autístico, esquizofrénico.

- La afectividad pierde su integridad, su consistencia, y se lleva al embotamiento afectivo.


c)  Evolución del delirio interpretativo hacia otras formas de delirio: pasionales, megalomaníacas.

(ver Delirio sistemático de evolución progresiva de Magnan y texto de E. Regis).

- La polarización pasional del delirio, puede originar un una celotipia, una megalomanía, o delirio expansivo, o delirio maniforme.

- No está claro la posibilidad evolutiva hacia un delirio melancólico, que más bien guardaría relación con la  depresión psicótica de base.


d) -Otras formas evolutivas del delirio:

 Se pueden añadir episodios agudos insertados: tipo bouffées delirantes o reacciones delirantes , o paranoias abortivas.

 

Ante todo delirio crónico, valorar siempre:

- Posibilidad de reacciones agresivas. (auto y heteroagresivas)

- Importancia médico-legal. (denuncias al juzgado, pruebas forenses, etc)

- El binomio: “Perseguidos-Perseguidores”.  (una lucha con fugas y enfrentamientos)

- La “paranoia homicida". El crimen paranoico.  (ver 

“Golpes y heridas a perseguidores, el incendio por venganza o el robo como represalia”  (dicen los clásicos  y lo vemos en la clínica diaria)

- La conductas de escándalo social, de vecindad, de excentricidades.

- Conductas querulantes, reivindicativas: Denuncias, acusaciones, pleitos, documentos, pruebas, sentencias,   etc.

 



4 . PSICOSIS ALUCINATORIAS CRÓNICAS.

  Paranoia alucinatoria.

- Temas de influencia (Seglas), de desposesión (Levy-Valensi), de acción exterior (Claude).

-  Imposible separación radical entre psicosis interpretativas y psicosis alucinatoria

 (de carácter más noético y afectivo)

-  Fuera de toda predisposición caracterológica o afectiva de tipo paranoico.

      Comienzo:

- A menudo repentino. “Sin incubación”.

- Prefacio delirante. Alteraciones en el humor, una nueva conciencia, “meditación”.

- De repente comienzan las voces, el eco o transmisión del pensamiento. (Automatismo mental).

- Se siente “adivinado”, “espiado”, sus actos comentados.

- Extraños olores, gusto sospechoso en los alimentos, fluidos en su cuerpo, corrientes en cabeza o genitales. (amplia gama de percepciones alucinatorias).

- Se convierte en un “médium”, receptor o emisor de telegrafía, etc.

 

¿cómo vive el paciente su psicosis delirante alucinatoria?.

- Con una reacción de asombro, de desconcierto. Extrañeza ante los fenómenos psicóticos.

- La vive pasivamente: un parasitismo alucinatorio. Pasividad psicótica.

- Con implicación de la personalidad del sujeto, parte activa en la producción delirante

 

Período de estado:

Ver Triple automatismo mental de G. de Clérambault.


1º. Automatismo ideo-verbal.

- Alucinaciones acústico-verbales, acompañadas de toda gama de alucinaciones y pseudoalucinaciones.

- Voces objetivadas en el espacio exterior, o “como voces interiores”, o transmisión del pensamiento.

Voces amenazadoras, benévolas, con neutralidad o absurdas.

- La enunciación, comentario de actos y del pensamiento que acompañan a gestos y actividad.

- El eco y lectura del pensamiento (a veces con anticipación paradójica).

- Repetición y divulgación de las ideas.

- El robo y adivinación del pensamiento: una intrusión del otro en la intimidad del sujeto.

- Estribillos verbales, palabras incomprensibles, juegos verbales, jaculatorias, etc.

- “Pequeño automatismo”: Síndrome de pasividad, de interferencia, de parasitismo o de coacción: fenómenos de ilusión, extrañeza, de ideas impuestas, de telepatía, xenopático, etc.


2º. Automatismo sensorial y sensitivo:

- Alucinaciones visuales, gustativas, olfativas, y cenestésicas.

- Falsas sensaciones exteroceptivas, entero y propioceptivas variadas.


Automatismo psicomotor.

- Impresiones Cinestésicas, ya en órganos de articulación verbal (lengua, laringe, tórax,). en musculatura facial, del cuello, de miembros 

(Movimientos forzados, "hablan por mí",,,etc.).

- Imposiciones de movimientos, de alucinaciones verbales forzadas. (alucinaciones psicomotrices de Seglas)


Evolución de las psicosis alucinatorias crónicas.

a) - En su forma típica: conservación de la lucidez, capacidad intelectual y apertura al mundo real.

b) - Enquistamiento alucinatorio de lo fantástico, que llevan a “pequeñas voces, comunicaciones sin  importancia”.

c) - Evolución a forma delirantes sistematizada.

d) - Evolución hacia forma esquizofrénica desorganizada.

....................../...................

* nota histórica de Gilbert Ballet, 1853 (Ambazac, Haute-Vienne) - 1916 (París), neurólogo, psiquiatra, "alienista", e historiador de la medicina.   

Discípulo de J.M. Charcot, cuando era jefe de l'Hôpital de la Salpêtrière. En 1904, se crea el Hôtel-Dieu à Paris. En 1907, y es Profesor de Historia de la Medicina Facultad de París. En 1909, cátedra de "maladies mentales et de l'encéphale"  à l'hôpital Sainte-Anne. El mismo año, presidente de la Société française d'histoire de la médecine.

bibliografía:

·          La psychose hallucinatoire chronique et la désagrégation de la personnalité. L’Encéphale, nov.1911,8, n0 6,501-508.

·        "Swedenborg".  Histoire d'un visionnaire au 18ème siècle

·        Notice biographique

« L’œuvre historique de Gilbert Ballet (1853-1916) » par J. Postel et D.F. Allen

 

 


5. Delirios de imaginación: “PARAFRENIAS”, de E. Kraepelin. (Descartar esquizofrenia).

-Fabulación y alucinaciones con Mitología delirante y pensamiento paralógico 

- Megalomanía con integridad intelectual paradójica sin autismo esquizofrénico.

          ver LOS DELIRIOS FANTÁSTICOS.

Nosografía: LOS DELIRIOS DE IMAGINACIÓN y LAS PARAFRENIAS. Dupré y Logre (1.910 y 1.914): psicosis imaginativas o delirios de imaginación.

Delirios de mecanismo imaginativo sobre un fondo constitucional mitomaníaco.

  “Patología de la imaginación”

  - Delirios con base de fabulación (imaginación creadora)

  - Delirios de base interpretativa.

  - Delirios de base alucinatoria.


Las parafrenias de Kraepelin:   sic

“Trabajo delirante en el que se intrincan actividades alucinatorias y  fabulatorias

para dar lugar a ficciones muy ricas y caóticas, sin debilitamiento final".

  - Parafrenia sistemática: psicosis alucinatoria crónica francesa.

  - Parafrenia expansiva:

  - parafrenia confabuladora:

  - Parafrenia fantástica.

Estudio clínico:

Comienzo: muy variable.

- De forma lente e insidiosa (a lo largo de varios años)

- Rápida, inmediatamente, “mutación fantástica del delirante con su mundo”.

Período de estado: síntomas variados: alucinaciones, fabulación, interpretación, intuiciones, etc.)


1. Pensamiento paralógico. 

-  Delirios sistematizados = locuras razonantes (Sérieux y Capgras)

- En las psicosis alucinatorias crónicas: delirio enquistado sobre núcleo alucinatorio.

-  Pura fantasía, sin preocuparse de la verisimilitud lógica : pensamiento paralógico de arquetipos o de pensamiento mágico primitivo. 

(Levy-Bruhl, C.J. Jung, CH. Blondel).

- Fábula delirante. Fantasmagoría,  mitología y creaciones surrealista.

- Temas constantes: fabulosas maternidades, palingenesia, los mitos de la creación,

metamorfosis corporales o cósmicas. (ver:  Mitologemas de Sarró ).

 

2. Le Megalomanía:

- Temas de influencia (dominio maléfico, espiritismo, ciencia, magia, cohabitaciones corporales, etc.),

- Temas persecutorios, de envenenamiento.  Delirios de embarazo, de transformación de órganos, et..

- Víctimas acorraladas y hostigadas por innumerables perseguidores, por el Demonio o las fuerzas del mal.

- Delirios de identidad, de "noble cuna", de la nobleza, de reyes y gobernantes.

- El delirio de persecución tiene algo de megalomaniaco: la amplitud cósmica de sus temas. 

    La participación infinita en los acontecimientos históricos, en el espacio terrestre o interplanetario, el juguete de grandes combates. De fuerzas cómicas.

- Los temas de grandeza (identificación a reyes, a profetas o a Dios, etc.

 

3. La primacía de la fabulación sobre las alucinaciones.

- A través de voces, de revelaciones, de telepatía, de visiones o de éxtasis,...

- Se toma conciencia de un mundo fantástico, creado por la imaginación delirante.

- La alucinación deja paso a la fabulación y a un delirio con producción imaginativa e idéica exuberante.

  “La imaginación ahoga a las alucinaciones”.

 

4. Integridad paradójica de la unidad de la síntesis psíquica.

- Contraste entre las concepciones paralógicas y mitología del delirio y la correcta adaptación a la realidad.

- Los delirios más fantásticos, de catástrofes cósmicas, de grandes identidades y genealogías,...

- Coinciden con la adecuada inserción en la realidad cotidiana.

- La capacidad intelectual, la memoria, la vida laboral, la conducta y juicio social permanecen conservados.

 

Evolución de los delirios fantásticos y parafrenias

a)  -Hacia una forma sistemática (Psicosis alucinatoria crónica): desarrollo lento.

b) -Hacia un delirio fantástico con persistencia del síndrome de automatismo mental.

c) -Formas expansivas, con “brotes” de exaltación psíquica y gran fecundidad delirante.

d) -Hacia la incoherencia ideo-verbal con esquizofasia, y pensamiento impenetrable.

           - Formas evolutivas hacia esquizofrenia, tardía, bastante frecuente.

     - Formas floridas de la esquizofrenia (Janzarik, 1.959), con delirios fantásticos y parafrénicos.

e) -Formas de transición: psicosis delirantes crónicas.

"Especies de un mismo género" (nos dice Kraepelin)



Magnan 1.890: “Delirio Crónico Progresivo” Enfermedad delirante del “Yo alienado”

            -1. Ideas de persecución y de interpretación.

      -2. alucinaciones auditivas.

      -3. Megalomanía.

      -4. Fase de déficit, más o menos demencial.

 


 Análisis fenomenológico de la psicosis

- El delirio sistematizado: una historia bien construida, sobre la elaboración delirante, sin disociación de la identidad. 

- El delirio fantástico: un mito poético, imaginativo, y carácter mitológico, con integridad paradójica de la personalidad. 

- La esquizofrenia: un lenguaje simbólico y hermético, en un replegamiento autístico, con escisión yoica. Un "yo psicótico"  


ver la Psicopatologia de las Parafrenias por J.L. Día 


  • ..............//..................

    hasta aquí un resumen de la paranoia clásica, según la escuela de Henri Ey.

    un gozo para los alienistas y psicopatólogos.

    esto no lo encontrarás en el DSM - 5.