¡No Abras El Cajón!

¡No abras el cajón! No lo hagas, porque no encontraras ahí dentro calcetines, pañuelos o cinturones. En este cajón hay... cosas. Cosas extrañas que se agitan en el interior, y si metes la mano... en fin, no hay garantías de que la saques entera.

¡No abras el cajón! porque ahí dentro están: la joven e involuntaria esposa de un vampiro, un cajero automático que dispensa dinero y violentas predicciones, un joven amnésico que quizás debería seguir así, un futbolista telépata, un paranoico verborreico al que se le acaban los amigos y el tiempo, y tres socios en una mina del oeste que se va a llenar de cadáveres... inquietos.

Te hemos advertido... pero lo vas a abrir ¿verdad? Puede que sea mejor así. Si alguna vez has dejado de mirar debajo de la cama, si alguna vez no te has aventurado por un pasillo a oscuras sin encender la luz, si te han despertado ruidos a medianoche y no te has levantado porque temías encontrarte con... cosas, entonces puede que te guste lo que hay en el cajón.

Así que, si tienes la mano en el pomo, sigue estirando. Así, muy suave. Ya se abre.

A ver qué hay...

¡Seis relatos inquietantes con final sorprendente!

"Este libro es como el juego de Messi: buenas ideas, sentido del ritmo y resolución sólida!" Màrius Serra