Sesión clínica psiquiatría: 12 febrero 2008

Sesiones clínicas

servicio de PSIQUIATRÍA.

Aula planta 5ª

Hospital Universitario  Miguel Servet.

Zaragoza.  

¡¡Los Martes¡¡.  

De 8:30 a 9:30 hrs.

Martes 12

febrero 2008

 

             

Autores: Manolo Corbera.

Psiquiatra. Tema:

Síndrome de Diógenes.

 

            Nos vemos.

            jldia@able.es

En homenaje al filósofo griego Diógenes nacido en  Sínope (actual Turquía) el año 412 a.C. Se formó en Atenas, discípulo del filósofo Antístenes, -escuela cínica- quien sentía desprecio por las convenciones y reglas sociales y renunciaba de manera estoica a los placeres mundanos.

Al igual que su maestro, Diógenes llevó una vida de austeridad y ascetismo.  

Se cuenta que en una ocasión Diógenes caminaba por las calles de Atenas a la luz del día llevando consigo una lámpara encendida en su búsqueda de un hombre honesto. Y en ese caminar, se cuenta, igualmente, que en una ocasión se topó con Alejandro El Magno, quien en a su paso le espetó: “Yo soy Alejandro Magno”; y el filósofo le contestó: “Y yo, soy Diógenes, el cínico”. Impresionado por la respuesta del filósofo, Alejandro Magno le inquirió; ¿“Qué puedo hacer por ti?”; a lo que el filósofo replicó: “Te agradecería que te apartaras de mi camino para que no me quites la luz del sol”. Ante esta nueva respuesta, Alejandro Magno optó por marcharse, diciéndose a sí mismo “Si yo no fuera Alejandro, El Grande, me gustaría ser Diógenes El Cínico”.

 

Los Kynikos: “los perros”.  Juvenal, Luciano y Séneca recogen la anécdota de que dormía en un pithos o tonel junto al Metroum, el templo de Cibeles.

Según Diógenes Laercio –“vida de los filósofos más ilustres”-, Diógenes "el cínico" murió en el año 323 a.C., (con 90 años),  en Corinto, al parecer el mismo día en que falleció Alejandro Magno.