UN "PRINCIPE SIRIO" ENTRE REJAS

Un príncipe sirio entre rejas

"Nuestra querida Justicia se transmutó como Golem en una prostituta y su cara se volvió pérfida"

D. C. M. Uno de los responsables y fundadores de la sociedad Swiss Finantial Corporation es, además, máximo responsable de una curiosa organización que está a mitad de camino entre las órdenes de caballería y un proyecto religioso-humanitario: la Orden Bonaria. Dentro de este universo, José Manuel Mosquera representa el papel de Gran Maestre -se hace llamar Iosephus Emmanuel III- y se declara heredero de la dinastía siria de los Tadmur, príncipe de Champdor y duque de Santiago Apostol.


Los otros dos detenidos por la Guardia Civil también están vinculados con la Orden Bonaria. Según publicó esta semana la revista Interviú, José María Alarcón fue nombrado prior general y marqués del Krak de los Caballeros, mientras que Enrique Martín, por su parte, está ya desvinculado de los bonarios. En su página web, los bonarios definen la misión de su orden de Caballería: "A nuestra sociedad sólo le importa el vil metal, ya no le importa la gente. La lógica que explota a las personas y somete a los pueblos a los intereses de unos pocos países y grupos de personas ricas y poderosas, es la misma que degrada el medio ambiente, depreda la Tierra y expolia sus riquezas".


Uno de sus últimos mensajes -después de la detención de Mosquera- arremete duramente contra la Justicia. "Dimos a conocer las mentiras del sionismo manipulador y sinárquico de nuestra sociedad, provocador de guerras y mentiras sociales... Nuestra querida Justicia se trasmutó como Golem, en una prostituta, su cara pura se volvió pérfida, su espiritu manipulador... Y este me golpeó sin razón", concluye.

Ver la nota en: http://www.laopiniondemurcia.es/comunidad/2010/01/22/principe-sirio-rejas/224926.html

 

La juez envía a prisión a los avalistas de Trampolín Hills

 
 
 
Imagen de archivo de las obras de la urbanización de Trampolín Hills en Campos del Río
Imagen de archivo de las obras de la urbanización de Trampolín Hills en Campos del Río 

Los responsables de Swiss Finantial Corporation S.L., la entidad que debía responder por el dinero entregado por los compradores de la urbanización, fueron detenidos por la Guardia Civil en diciembre

DAVID CANELLADA Los responsables de una de las entidades financieras que avaló la gestión de Trampolín Hills en la urbanización de Campos del Río se encuentran en prisión. Se trata, en concreto, de las personas que están detrás de Swiss Finantial Corporation S.L., José Manuel Mosquera y José Antonio Alarcón. Su representante legal y cabeza visible, Enrique Martín, fue detenido y puesto en libertad con fianza.


Mosquera y Alarcón fueron detenidos a finales del pasado mes de diciembre en Madrid por agentes de la Unidad Orgánica de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Murcia y enviados a prisión por la titular del Juzgado Mixto número 2 de Mula, responsable del caso. En los registros practicados, según fuentes próximas a la investigación, los agentes encontraron abundante documentación referida a la constitución de la sociedad. La empresa, que no tenía autorización de la dirección general de Seguros para operar, se creó en Panamá y ha cambiado de sede en numerosas ocasiones, presumiblemente, para dificultar su localización.
Trampolín Hills contrató los servicios de esta sociedad para avalar las cantidades entregadas a cuenta por los compradores de la urbanización que el grupo proyectaba en Campos del Río. El proyecto, que suponía la construcción de cerca de 2.500 viviendas y un campo de golf en el paraje del Barril de Abajo de esta localidad, ha llevado a los responsables de Trampolín Hills, Antonio Martínez y Rafael Aguilera, a tener que responder ante el citado juzgado por un presunto delito de estafa.


Trampolín, según la investigación del órgano judicial y de la Fiscalía Anticorrupción, comenzó a vender las casas en marzo de 2005, antes incluso de tener los permisos para comenzar las obras. Los terrenos, de hecho, estaban todavía calificados como suelo rústico y aún no se había firmado el convenio urbanístico con el municipio.


Según recoge la juez en un auto del pasado 29 de octubre, los responsables de la promotora "desplegaron una amplia campaña publicitaria por Internet y a través de diferentes oficinas e inmobiliarias colaboradoras en España, Gran Bretaña e Irlanda". Cerca de 1.500 compradores entregaron diversas cantidades -algunos, incluso, pagaron íntegros los cerca de 120.000 euros que costaban sus casas- a los promotores. En total, el dinero entregado a cuenta ronda los 50 millones de euros. Sin embargo, casi cinco años después, las viviendas no se han construido. Como consecuencia de esa presunta estafa, la juez impuso una fianza de 30 millones de euros a los responsables de Trampolín.
Esos adelantos, en principio, se consignaban en una cuenta de La Caixa, que avalaba esas cantidades. Tiempo después, sin embargo, Trampolín prescindió de los servicios de La Caixa y contrató a Swiss Finantial. Ese dinero, de momento, no ha podido ser recuperado. Ahora, este chiringuito financiero ficiticio, supuestamente, ha llevado a los responsables de Swiss Finantial a prisión.

 
Comments