EL EXILIO

¿Alguna vez te has preguntado qué relación tiene el exilio vivido por los poetas de la Generación del 27 con la situación de los refugiados que actualmente se juegan la vida para abandonar su país? ¿Y qué hay en común entre sus sentimientos y los de muchos jóvenes que hoy en día abandonan España en busca de un futuro en el extranjero? ¿Cómo se siente la patria desde la lejanía? ¿Es el exilio un tema desfasado, en nuestros tiempos solo literario o, por el contrario, es un asunto con total vigencia en nuestro mundo? ¿Podremos llegar a entender cómo se sentían y cómo se sienten los exiliados?



Lee, por ejemplo, este poema de Luis Cernuda, un poeta del 27 que tuvo que huir de España durante la cruenta situación de la guerra civil, en el que podemos observar el dolor del autor por el abandono de su patria:


Tierra nativa

" Es la luz misma, la que abrió mis ojos

toda ligera y tibia como un sueño,

sosegada en colores delicados

sobre las formas puras de las cosas.

El encanto de aquella tierra llana,

extendida como una mano abierta,

adonde el limonero encima de la fuente

suspendía su fruto entre el ramaje.

El muro viejo en cuya barda abría

a la tarde su flor azul la enredadera,

y al cual la golondrina en el verano

tornaba siempre hacia su antiguo nido.

El susurro del agua alimentando,

con su música insomne en el silencio,

los sueños que la vida aún no corrompe,

el futuro que espera como página blanca.

Todo vuelve otra vez vivo a la mente,

irreparable ya con el andar del tiempo,

y su recuerdo ahora me traspasa

el pecho, tal puñal fino y seguro.

Raíz del tronco verde, ¿quién la arranca?

Aquel amor primero, ¿quién lo vence?

Tu sueño y tu recuerdo, ¿quién lo olvida,

tierra nativa, más mía cuanto más lejana? "

Como quien espera el alba (1941-1944)


Observa también este fragmento de este artículo de El confidencial que hace referencia a los muchos españoles que tuvieron que exiliarse a otros países en los años 60 por la delicada situación económica de la época en el país:

"El Instituto Español de Emigración (IEE) cifró en un millón de personas la emigración que entre 1959 y 1973 salió a Europa, el 70% de todos los españoles que en un breve periodo de 15 años partieron con destino al extranjero. El acuerdo entre España y Bélgica fue el primero de una serie de tratados similares con Alemania, Suiza, Holanda o Francia. Crearon, como recoge el libro Mineros, sirvientas y militantes de la historiadora Ana Fernández Asperilla, un éxodo hacia las sociedades centroeuropeas, porque la investigadora suma las cifras de irregulares y sus cálculos ascienden a dos millones."


Ilustremos esta idea, igualmente, con algunos fragmentos de textos sobre los ejemplos actuales de exilio, como son la situación de los refugiados sirios y la fuga de cerebros.

En cuanto al exilio de los refugiados, en este enlace encontraréis una gran cantidad de historias y relatos autobiográficos de refugiados. Sirva como ejemplo la vivencia de Amir, refugiado sirio.


Por último, aquí tenemos datos objetivos de la emigración de los jóvenes españoles a otros países en busca de un futuro más esperanzador:

"Aunque España nunca ha destacado por tener una tasa de desempleo baja, nadie había imaginado que la actual crisis dejaría 5.273.600 parados y que se 'cebaría' especialmente con los jóvenes. El desempleo juvenil en estos momentos ronda el 50%, y si no fuera por la fuerte emigración de la juventud que se ha producido durante los últimos años sería aún peor.

Según la prensa europea, alrededor 300.000 jóvenes españoles formados han abandonado el país desde 2008 hasta el 2011, desalentados por la falta de oferta laboral. Según la reforma laboral aprobada por el nuevo gobierno, durante el primer año de contrato las pequeñas y medianas empresas (PYMES) podrán despedir al trabajador sin indemnización ni causa, lo cual supone abrir más aún las puertas al empleo precario y temporal. Los jóvenes de menos de 25 años, por su falta de experiencia, seguirán así abocados a trabajar por un sueldo bajo o a encadenar prácticas no remuneradas. Los recortes que se han hecho en investigación han convertido lo que antes era una oportunidad para formarse en el extranjero en una obligación, y España se enfrenta a una auténtica 'fuga de cerebros' que, sin duda, repercutirá a largo plazo en el país, tanto social como económicamente".

Presentación