El liderazgo que viene

🕘 Tiempo de lectura 5 min.

Fecha: 10 abril 2020

El liderazgo que viene

El camello es el nuevo líder

Si eres capaz de encontrar el camello en esta imagen, te servirá como analogía y aprenderás cuáles serían las características del nuevo líder. El nuevo líder:

  • Trabaja desde un plano secundario.

  • Es capaz de conseguir logros desde posiciones difusas.

  • Se encuentra en entornos menos predecibles.

  • Juega con la diversidad

El liderazgo que viene

Vivimos la gran decadencia de liderazgos y lo que hace interminables las crisis son precisamente estas evidentes faltas de lideres y liderazgos de verdadera categoría. En su lugar seguimos con modelos arcaicos de lideres y multilateralismos centralizados; tanto en gobiernos de países, la Unión Europea, como en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, el Banco Mundial o la Organización Mundial de la Salud.

Este periodo de liderazgo ‘descafeinado’ debería dejar paso urgentemente al nuevo liderazgo, ese que nunca más consistirá en una única persona o una sola organización, sino que estará formado por el conjunto de personas u organizaciones trabajando en colaboración.

El nuevo líder es el que trabaja en un plano secundario y consigue que personas u organización que piensan distinto y tienen intereses diversos, aporten sus capacidades y recursos para la realización de un proyecto compartido.

Atrás deben quedar los tiempos en los que la ONU elevó el papel de la organización al de una especie de juez moral global por decisión de una única persona. Parag Kannan, habla sobre este declive de los multilateralismos en su obra “El futuro es asiático”.

Es curioso, cuando decimos "El futuro será asiático" muchos solemos pensar solamente en China, y nada más lejos de la realidad. El régimen comunista por su falta de transparencia y su ególatra política socio-económica no es precisamente un modelo a seguir de entre todos los que existen por Asia.

Afortunadamente en el continente asiático hay más modelos emergiendo y últimamente muy elogiados por cómo han gestionado la actual pandemia COVID19.

Lugares como Japón, Corea del Sur, Taiwán, Hong Kong, Singapur, todos países mucho mas transparentes que China y en su gran mayoría democráticos con administración pública digitalizada y liderazgos tecnocráticos sólidos, generan a su vez zonas con una fuerte cultura democrática conformados por un elevado número de ciudadanos, con alto nivel de formación.

Qué he aprendido en esta reflexión

  • A trascender mi mente y a focalizar mi visión para ejecutar un mayor zoom hacia otros diferentes modelos que, a la vez que son parte de un todo como continente, no producen un efecto de canibalización entre ellos. La UE, podría tomar nota.

  • Es la hora de un nuevo liderazgo. Un buen líder puede, y debe, alcanzar grandes logros desde posiciones de poder más difusas. Será capaz de trabajar en entornos menos predecibles y jugar en serio con la diversidad.

Autor: Jose Galvan