Empieza por darle al prójimo lo mejor de ti,

y no tardarás en recibir lo mejor de él.

El Escriba del Tao

El Tesoro del Puchero nace como un ofrecimiento, como se ofrece una semilla al germinar y con esfuerzo salir al mundo para dar fruto.

Como un lugar cálido en el que estar y compartir la experiencia de este viaje que llamamos vida.

Como un alimento para el camino y un condimento para los sinsabores.

Este es un proyecto vivo que es fruto y a la vez germen, cosecha de muchos años de aprendizaje y siembra para los que están por venir.

Es una invitación a disfrutar de las delicias de la madre tierra, respetando el amor que pone en cada uno de sus frutos, honrando en cada plato el esmero en elaborarlos y puesto el puchero al calor de nuestros corazones.

Ese es el gran Tesoro…


¡SEAN BIENVENIDOS!