2Nueva Creación2

<<atrás<<
Cantamos en el Te Deum:
Tú eres el Rey de la gloria, Cristo.

Tú eres el Hijo único del Padre.

Tú, para liberar al hombre, 
aceptaste la condición humana 
sin desdeñar el seno de la Virgen. 

Tú, rotas las cadenas de la muerte, 

abriste a los creyentes el reino del cielo.



La Nueva Creación 2

Nos viene todo de Cristo, somos templos vivos de Dios.........

San Cesáreo de Arlés

En efecto, nosotros, que por nuestro primer nacimiento fuimos objeto de la ira de Dios, por el segundo hemos llegado a ser objeto de su misericordia. El primer nacimiento fue para muerte; el segundo nos restituyó a la vida. 

Dios habita no sólo en templos levantados por los hombres ni en casas hechas de piedra y de madera, sino principalmente en el alma hecha a imagen de Dios y construida por él mismo, que es su arquitecto. Por esto dice el apóstol Pablo: El templo de Dios es santo: ese templo sois vosotros.

    Y, ya que Cristo, con su venida, arrojó de nuestros corazones al demonio para prepararse un templo en nosotros, esforcémonos al máximo, con su ayuda, para que Cristo no sea deshonrado en nosotros por nuestras malas obras. Porque todo el que obra mal deshonra a Cristo. Como antes he dicho, antes de que Cristo nos redimiera éramos casa del demonio; después hemos llegado a ser casa de Dios, ya que Dios se ha dignado hacer de nosotros una casa para sí.....



Pero


La Vida Nueva, pasa antes por La Cruz....

...declaraba el    El Papa
 .. diciendo que....

..«La experiencia de la Iglesia demuestra que toda forma 
de santidad, si bien sigue caminos diferentes, siempre pasa por el camino de la cruz, el camino de la renuncia a sí mismo.

 Las biografías de los santos describen a hombres y mujeres que, siendo dóciles a los designios divinos, afrontaron en ocasiones  pruebas y sufrimientos inenarrables, persecuciones y martirios».


«El ejemplo de los santos es para nosotros un aliento a seguir los mismos pasos y a experimentar la alegría de quien se fía de Dios, ....pues la única causa de tristeza y de infelicidad para el hombre se debe al hecho de vivir lejos de Él»,   (aseguró Benedicto XVI.)


El camino que conduce a la santidad es presentado 
por el camino 
de las 
Bienaventuranzas, indicó por último.

«En la medida en que acogemos la propuesta [de Cristo ndr.] y le seguimos --cada uno en sus circunstancias-- también nosotros podemos participar en la bienaventuranza.

<Con Él lo imposible se hace posible>
concluyó.......de ---ZS06110208-----





Y, como extensiones de la Encarnación de Cristo, se observa  que Cristo es el principal administrador detrás de cada Sacramento.

Pues....

  
Es Él quien bautiza. 

Él es quien nos da el Sagrado Cuerpo

 y la Preciosa Sangre en la Eucaristía. 

Él es quien une a un hombre y una mujer en Santo Matrimonio. 

Y Él es quien perdona nuestros pecados 

en el Sacramento de la Confesión. 

Pero, notemos algo importante: en todos estos

 Sacramentos nuestro Señor utiliza un agente humano. 

Por esto nuestro Señor le dijo a los Apóstoles, "Como el Padre 

Me ha enviado, así también os envío Yo" (Juan 20:21).

Tomado del libro "Christ in His Fullness" por Bruce Sullivan.....

bautismo


----------------------------------------------------------------------------------------
>>En ninguna parte es este 
misterio realizado
más profundamente que en la administración
de los Sacramentos.
Los Sacramentos, como
canales de gracia
especialmente ordenados
por Dios, utilizan el universo
material para hacernos llegar  "mercancías" espirituales.
              


                               ..
de nuevo........ lo encontramos en SAN PABLO de forma bellísima..........

(2ªCor.)


5,14 Porque el amor de Cristo nos apremia al pensar que, 
si uno murió por todos, todos por tanto murieron. 
5,15 Y murió por todos, para que ya no vivan para sí los que 
viven, sino para aquel que murió y resucitó por ellos. 

5,16 Así que, en adelante, 

ya no conocemos a nadie 
según la 
carne. 

Y si conocimos a Cristo según la carne,
 
ya no le conocemos así.
 

5,17 Por tanto, el que 

está en Cristo, es 

una nueva creación; 

pasó lo viejo, todo es nuevo. 


5,18 Y todo proviene de Dios, que nos reconcilió consigo por 
Cristo y nos confió el ministerio de la reconciliación. 

5,19 Porque en Cristo estaba Dios reconciliando al mundo consigo,
 no tomando en cuenta las transgresiones de los hombres, 
sino poniendo en nosotros la palabra de la reconciliación. 

5,20 Somos, pues, embajadores de Cristo, como si Dios exhortara
 por medio de nosotros. En nombre de Cristo os suplicamos: 

¡reconciliaos con Dios! 


5,21 A quien no conoció pecado, le hizo pecado por nosotros, 

para que viniésemos a ser justicia de Dios en él.
 
------------------------------------------------------


porque

.“La sabiduría se construido una casa y ha erigido siete columnas, ha inmolado las víctimas, ha vertido el vino en la copa y ha servido la mesa. Ha mandado a sus servidores a invitar con un anuncio en voz  alta al banquete con las palabras: ¿quién es ignorante? Venga a mí. Y a los desprovistos de entendimiento  ha dicho: 
Venid, comed mis panes y bebed el vino que he servido para vosotros” (Pr 9, 1-5). 

En el pasaje reconocemos a la Sabiduría de Dios, es decir el Verbo coeterno con el Padre que en el vientre de la Virgen  se construyó como casa un cuerpo humano y que a él unió la Iglesia como los miembros a la Cabeza, que sacrificó como víctimas a los mártires, que preparó la mesa con el pan y el vino, en los que se manifiesta también el sacerdocio según el orden de Melquisedec, que ha llamado a los ignorantes y a los desprovistos 
de entendimiento porque, como dice el Apóstol, ha elegido lo que en el mundo es débil para hacer derribar a los fuertes (1 Cor 1, 27).

 Pero a los débiles de tal falta Salomón ha dirigido también la frase que sigue: 

Abandonad la ignorancia para vivir, 
procuraos la prudencia para tener vida (Pr 9, 6). 

Participar en su mesa es lo mismo que tener vida.

 De hecho en otro libro, llamado Eclesiastés, dice:

no hay otro bien para el hombre
 sino lo que comerá y beberá.
 (Qo 8, 15). 

Con mayor atención en el pasaje se comprende lo que se refiere a la participación en la mesa que el mismo sacerdote Mediador de la Nueva Alianza ofrece según el orden de Melquisedec por su cuerpo y su sangre. Este sacrificio superó a todos los sacrificios de la Antigua Alianza que eran ofrecidos como sombra del futuro.

 Por esto, también en el Salmo 39 

...reconocemos la voz del Mediador que habla proféticamente:

No te plugo ni el sacrificio y ni la ofrenda,
 pero me has dado un cuerpo (Sal 39, 7), 

....porque en lugar de todos los sacrificios y ofrendas,
... se ofrece su cuerpo y se entrega a los participantes .

(La Ciudad de Dios 17, 20.2) S.Agustín.

----------------------------------------------------                            
                                                  
                                              ir a>>: http://es.gloria.tv/?media=35872

Esta es la Noche

                                                                                        pag 9>>






8,2


                                                           


Comments