Legisladores de Arizona atacan a los estudios étnicos en las escuelas

Por: Jeremiah Chin | Guerrillero

Después de la controversia nacional de S.B.1070, la legislatura del Arizona del 2010 continúo con dos piezas de legislación, que hablan de educación y casos de raza y etnicidad.

La propuesta 107 enmienda la constitución estatal de Arizona negando el “tratamiento de preferencia” en la educación publica, sector de trabajos y contratos. Aunque las frases usadas en la propuesta parecen luchar contra la discriminación que resalta en el bill 1070, el efecto verdadero es para destruir los programas de acción afirmativa en el estado de Arizona, eliminando recursos, ayudas, y beneficios para la gente de color.

La propuesta clama que al declararle fin a la discriminación en las leyes, también se termina actualmente. En lugar de ponerle alto al racismo en la educación o labor, la propuesta ha creado un sentimiento de miedo en los líderes de educación y labor. Lo cual ha hecho que no hablen a favor de los que históricamente y actualmente han sido oprimidos. En la educación superior, a los administradores se les prohíbe hablar públicamente sobre programas que serán de beneficio para estudiantes de color, restringiendo oportunidades que fueron creadas con la sangre, sudor, llanto y labor de aquellos que lucharon por los derechos de los oprimidos.

El H.B. 2281 enmiendo leyes en Arizona para prohibir clases que:
1) “promueven el derrocamiento del gobierno de los Estados Unidos.” 2) “Promueven resentimiento hacia una raza o clase de gente.” 3) Son diseñadas para estudiantes de un grupo étnico particular.” 4) Abogan por solidaridad de alumnos étnicos en lugar de tratarlos como personas individuales.” Cualquier escuela que un superintendente decida que viola estos reglamentos, perderá sus fondos.

Esta propuesta fue dirigida hacia el programa de estudios étnicos en escuelas secundarias en Tucson, y específicamente para el programa de estudios México-Americanos - MAS- (Por sus siglas en ingles).

Al querer pasar estos piezas de legislación y poder justificar la negación de historia, y conocimiento del racismo en los Estados Unidos a alumnos, el superintendente del condado, pago para se llevara acabo un estudio independiente para ver si el currículo estaba en violación de HB221.

El estudio no dio resultados de que el programa era dañino. Sino decía que no violaba o degradaba los estándares elusivos de HB 2281 en ninguna forma. El estudio mostro que los estudiantes en el programa MAS, tenían más altos porcentajes de graduación, se involucraban mas en su educación en general. También mostro que estaban más dedicados a tener programas en sus escuelas. A parte de mostrar que los alumnos tienen éxito, los maestros eran claves en el éxito académico a través de su interacción directa y su compromiso de asegurar que los estudiantes logren sus metas.

El superintendente Huppenthal no estaba de acuerdo. A pesar de que el estudio mostro que el programa MAS no estaba en contra de HB 2281, el declaro el programa como ilegal y los libros usados en el programa han sido removidos de escuelas y librerías publicas.

Pleitos legales y demandas en contra de las propuestas y en contra del estado han, sido presentadas, pero la última palabra aun se espera. Los maestros /as, estudiantes, y la comunidad siguen luchando por la educación justa que enseñe una historia completa. 

Comments