Viking 1

Viking 1








diseño de la mision 

Ambas sondas Viking fueron lanzadas desde Cabo Cañaveral, Florida en la fechas siguientes:

  • Viking 1: 20 de Agosto de 1975.
  • Viking 2: 9 de Septiembre de 1975.
Lanzamiento de las sondas Viking


  Para evitar cualquier tipo de problemas de contaminación de las mustras que se tomarían de Marte por parte de organismos procedentes de la Tierra, las plataformas que aterrizarían en Marte fueron esterilizadas.

  La sonda empleó prácticamente un año en realizar su viaje hacia el Planeta Rojo. De este modo la Viking 1 llegó a la Órbita de Marte el 19 de Junio de 1976, mientras que la Viking 2 lo hizo el 7 de Agosto de 1976. Una vez posicionados en órbita, el equipo de búsqueda de los puntos de aterrizaje para las sondas analizó cuidadosamente las imágenes tomadas por las sondas orbitales y decidió que la primera localización seleccionada al diseñar la misión no reunía todas las condiciones de seguridad necesarias. Así pues, se analizaron puntos de aterrizaje próximos y finalmente la Viking 1 aterrizó el 20 de Julio de 1976 en la ladera oeste de Chryse Planitia (La Planicie de los Dioses) en las coordenadas 22'3 grados norte de latitud, 48'0 grados de longitud.

  Así mismo, el quipo certificó como no apropiada la zona de aterrizaje planeada para la Viking 2, despues de analizar las fotos de alta resolución obtenidas por la sonda, por lo que determinó una nueva zona de aterrizaje a 47'7 grados de latitud norte y 48'0 grados de longitud, en la Utopia Planitia, lugar donde se produjo el aterrizaje el 3 de Septiembre de 1976.

  En un principio se diseñó la misión Viking para garantizar su operatividad durante los 90 días siguientes al aterrizaje. Cada módulo orbital y Plataforma de Aterrizaje, sin embargo, mantuvieron su vida útil durante un largo período de tiempo adicional. De este modo, el módulo orbital Viking Orbiter 1 mantuvo su operatividad durante más de 4 años después de su llegada a Marte.

  La Misión Primaria del Proyecto Viking se dio por concluida el 15 de Noviembre de 1976, 11 días antes de la conjunción máxima del planeta (Su paso por detrás del Sol). Tras la conjunción, a mediados de Diciembre de 1976, los controles en la Tierra recuperaron la señal de Telemetría y las operaciones de Telecomando, y comenzaron las operaciones de la Misión Extendida.

  La primera nave que dejó de funcionar fue el Módulo Orbital Viking Orbiter 2, el 25 de Julio de 1978. La sonda había empleado todo su combustible gaseoso en sus Sistemas de Control de Altitud, el cual permitía apuntar sus paneles solares al Sol para mantener el suminstro de energía al resto de subsistemas. Cuando la nave perdió su orientación hacia el Sol, desde el JPL se enviaron los comandos para cerrar el suministro energético al transpondedor del Viking Orbiter 2.

  En 1978 se empezó a detectar la falta de combustible en el Sistema de Control de Altitud del Módulo Orbital Viking Orbiter 1, pero tras un estudio y una planificación del consumo de combustible, los ingenieros lograron mantener la posibilidad de que se continuara con el envío de datos a un ritmo más reducido durante otros dos años más. El suministro de gas acabó por agotarse y el suminitro electrico del Viking Orbiter 1 se desconectó el 7 de agosto de 1980, después de un total de 1489 órbitas de Marte.

  Los últimos datos procedentes de la Plataforma de Aterrizaje Viking Lander 2 legaron a la Tierra el 11 de Abril de 1980. La última transmisión del Viking Lander 1 a la Tierra fue el 11 de Noviembre de 1982. A pesar de los esfuerzos por mantener la comunicación con el Viking Lander 1 durante los seis meses y medio siguientes, la Misión se dio por concluida el 21 de Mayo de 1983.



¿ encontró la misión vida en martes ?


Un nuevo estudio sobre datos de la NASA sugiere que una misión descubrió vida en Marte hace más de 30 años.

 

En 1976 la NASA envió dos sondas espaciales a Marte, Viking 1 y Viking 2, para determinar si había vida en el planeta rojo.

 

Las sondas llevaron a cabo tres experimentos especialmente diseñados con este objetivo, uno de ellos fue llamado Labeled Release Experiment.

 

Este experimento consistía en tomar muestras de suelo de Marte y mezclarlas con agua que contenía nutrientes y átomos radiactivos de carbono.

 

La idea era que si el suelo contenía microbios, éstos metabolizarían los nutrientes y liberarían dióxido de carbono radiactivo o gas metano.

 

Igualmente, se llevaron a cabo otro tipo de experimentos de control, como el calentamiento de algunas muestras de suelo a diferentes temperaturas o el aislamiento de otras en la oscuridad durante meses, condiciones que acabarían con microbios fotosintéticos o que dependen de organismos fotosintéticos para sobrevivir. Estas muestras también se mezclaron con la solución nutriente. Para satisfacción de muchos biólogos entonces, el Labeled Release Experiment dio positivo, y los otros, negativo.

 

«En cuanto se mezclaron los nutrientes con la muestra de suelo se obtuvieron como 10.000 moléculas», una cifra muy diferente a las 50 ó 60 que constituyen la radiación natural de Marte, comenta Joseph Miller, miembro del estudio y neurobiólogo de la Universidad del Sur de California.

 

Desgraciadamente, los resultados del Labeled Release Experiment no fueron confirmados por los dos experimentos posteriores, que dieron ambos negativo, por lo que la agencia espacial descartó la posibilidad de que hubiera vida en Marte.

 

Ahora, tras someter los datos del experimento a una prueba matemática para separar las señales biológicas de las no biológicas, el equipo de Miller cree que el Labeled Release Experiment sí encontró vida microbiana en Marte.

 

«Es muy posible que si tienes microbios, éstos vivan a escasos centímetros bajo tierra, cerca de agua helada», afirma.

 

Agrupando los datos de Viking Para su estudio, Miller y el matemático Giorgio Bianciardi, de la italiana Universidad de Siena, emplearon una técnica llamada algoritmo de agrupamiento, para lo que agruparon los datos de características similares.



La sonda espacial Viking I es una de las dos sondas espaciales de exploración de Marte pertenecientes al programa Viking de laNASA, compuesta de una sonda orbital llamada Viking Orbiter I y una sonda de aterrizaje llamada Viking Lander I.

 

Misión

El conjunto fue lanzado por un cohete Titan III-E/Centaur el 20 de agosto de 1975, con trayecto hacia Marte, tardando para la tarea unos 10 meses. Tras cinco días después de la inserción orbital, el orbitador comenzó a retransmitir las primeras imágenes. La Viking Orbiter 1 alcanzó la órbita marciana el 19 de junio de 1976. El aterrizaje de la Viking Lander 1 fue retrasado del 4 de julio de ese mismo año al 20 de julio, ya que las primeras fotografías del lugar de aterrizaje mostraron que no era totalmente seguro.

Objetivo de la misión

Viking 1 y 2, cada uno compuesto por un orbitador y un módulo de aterrizaje, se convirtieron en las primeras sondas en obtener imágenes de alta resolución de la superficie de Marte, caracterizar la estructura y composición de la atmósfera y la superficie, y realizar ensayos biológicos sobre el terreno para indagar en si había vida en otro planeta

Orbitador

El orbitador, o Viking Orbiter 1, llevaba a bordo dos cámaras vidicon (VIS), un radiómetro (IRTM) y un espectrómetro infrarrojo (MAWD) (ver instrumentos científicos del Viking Orbiter).

Este es el calendario de la misión de la Viking Orbiter I:

 

 

Lanzamiento

20 de agosto de 1975

Llegada a Marte

19 de julio de 1976

Fin de la misión

7 de agosto de 1980

 

Como llegaba energía a la nave

La nave obtenía energía a través de 8 paneles solares de 1,57 m x 1,23 m, ubicando dos en cada ala. Los paneles solares, con una superficie total de unos 15 m2, tenían un total de 34.800 células solares, que producían 620 W de energía en Marte. La energía se almacenaba en dos baterías eléctricas de níquel y cadmio

 

Aterrizaje

el equipo de búsqueda de los puntos de aterrizaje para las sondas analizó cuidadosamente las imágenes tomadas por las sondas orbitales y decidió que la primera localización seleccionada al diseñar la misión no reunía todas las condiciones de seguridad necesarias. Así pues, se analizaron puntos de aterrizaje próximos y finalmente la Viking 1 aterrizó el 20 de Julio de 1976 en la ladera oeste de Chryse Planitia (La Planicie de los Dioses) en las coordenadas 22'3 grados norte de latitud, 48'0 grados de longitud
Comments