B. Cómo acceder al servidor desde internet

La principal forma de manejar el servidor es a través del sistema de control, una interfaz web accesible en el puerto 1008 de cualquiera de las IP configuradas en el mismo. Por ej.:

http://10.1.1.254:1008
http://10.42.42.1:1008
http://200.45.70.14:1008
Habitualmente no es necesario escribir http:// en el navegador. La aplicación se lo agrega.
Debe utilizarse preferentemente Firefox o Chrome para el sistema de control.
También pueden manejarse algunas funciones del servidor "a bajo nivel" por consola remota (puerto 22), con el programa putty o cualquier cliente ssh. Ver 1.04 Comandos por consola

 

 

Cómo asignarle o redireccionarle una IP pública al servidor
para acceder desde cualquier lugar por internet

Situación I
Tenemos una conexión a internet con IP pública fija y conocemos la puerta de enlace a la cual debemos conectarnos.
En la página Conexiones >> Redes >> Edición del sistema de control del servidor, configuramos una red WAN con una de nuestras IP públicas asignadas y la correspondiente puerta de enlace. No debe haber ningún tipo de router entre el servidor y el router de nuestro proveedor de señal.
Ej: 
Nuestro proveedor nos asigna las IP 200.45.70.2 hasta 200.45.70.25 y su puerta de enlace es 200.45.70.1
Configuramos la IP 200.45.70.2 y puerta de enlace 200.45.70.1 en la red internet del servidor, aplicamos la configuración de red
Desde cualquier lugar podemos acceder al servidor con la dirección http://200.45.70.2:1008/


Situación II
Tenemos una conexión a internet con IP pública variable que se renueva cada vez que reseteamos el modem (casi todas las conexiones ADSL trabajan así). 
El modem debe configurarse en modo router con lo cual tendrá una WAN (con la IP pública variable) y una LAN (con la IP privada que nosotros le queramos configurar).
En la página Conexiones >> Redes >> Edición del sistema de control del servidor, configuramos una red WAN con una IP privada compatible con la IP LAN del modem y esa misma IP LAN la ponemos como puerta de enlace.
En el modem debe configurarse una DMZ apuntando a la IP de la red WAN del servidor.
Ahora falta averiguar la IP que el modem tenga a cada momento lo cual nos informa la interfaz (web) de configuración del mismo modem. Si el modem lo permite es ideal registrarse en un servicio de DNS dinámico (suelen ser gratuitos, como dyndns.org) y hacer que el modem informe de su propia IP.
Ej: 
Configuramos la placa LAN del modem con la IP 10.0.0.1, máscara 255.255.255.0
Configuramos la IP 10.0.0.2 y puerta de enlace 10.0.0.1 en la red internet del servidor, aplicamos la configuración de red. 
Luego, una de dos opciones:
Averiguamos la IP pública que la WAN del modem tenga asignada en ese momento. Si fuera, por ejemplo, 190.85.6.45 desde cualquier lugar podemos acceder al servidor con la dirección http://190.85.6.45:1008/
Si tenemos un servicio de DNS dinámico al cual el modem le actualiza su IP cada vez que cambia y escogimos, por ejemplo, el dominio myserver.dyndns.org desde cualquier lugar podemos acceder al servidor con la dirección http://myserver.dyndns.org:1008/
En este caso, en el modem/router adsl podemos utilizar la función DMZ (que redirecciona todos los puertos al servidor) o, alternativamente, una redirección de puertos en cuyo caso redireccionamos los puertos 1008 y 22 a la IP WAN del servidor.

 

Situación III
Ya tenemos todo configurado para acceder desde internet de alguna de las dos formas anteriores pero, entre el modem o router y el servidor hay otro router intermedio. Entonces:
Si tenemos IP pública fija en la conexión y el router intermedio tiene una de estas IP en su WAN, configuramos un DMZ en el router intermedio que apunte a la IP WAN del servidor
Si tenemos IP pública dinámica (situación II) configuramos un DMZ en el modem que apunte a la IP WAN privada del router y en el router configuramos un DMZ que apunte a la IP WAN privada del servidor (DMZ en cascada)


Situación IV
No tenemos IP pública ni fija, ni dinámica ni redireccionada en nuestra conexión a internet. En este caso no es posible acceder al servidor desde internet (por el momento) excepto acordando una sesión de trabajo con el programa teamviewer instalado en uno de los equipos internos que sí tiene acceso al servidor.