Feng Shui


Feng Shui es una forma de geomancia desarrollada en el territorio que hoy conocemos como China. Los pictogramas feng y shui significan respectivamente viento y agua. Originalmente el Feng Shui formaba parte de un cuerpo de conocimientos que aunaba filosofía y ciencia natural y que estudiaba e interpretaba los cambios que ocurren en la naturaleza, el clima, y los astros. Los fundamentos del feng shui reconocen diversos orígenes. Por un lado se basa en la simbología del I Ching o libro de los cambios. Por otro lado, incorpora la Teoría de los Cinco Movimientos (Wu Hsing) y más adelante también elementos tomados de la astrología china.

En la China imperial el feng shui era verdaderamente un asunto de estado y sólo las construcciones imperiales y de algunos nobles tenían acceso a esta aplicación, por eso se la llamaba "Aplicaciones de emperadores y reyes". Incluso se aplicaba a la ubicación y orientación de las tumbas (Yin Zhai ) ya que se creía que el feng shui de las mismas influía sobre la fortuna de la descendencia del difunto.

A partir de la instauración de la república, el feng shui (junto con otras prácticas tradicionales de la cultura china) fue prácticamente prohibido y es así que los centros actuales de difusión del feng shui no se encuentran en China sino en Hong Kong, Taiwan y Singapur. En la última década el feng shui se ha popularizado enormemente y su práctica y enseñanza se ha extendido por casi el mundo.


 Doctrina

El Feng Shui estudia tanto espacio como tiempo, estudia desde las calles, los edificios, las montañas, los ríos, la estructura de la vivienda o lugar de trabajo, la ubicación de un cuarto de baño, cocina, habitación, etc. hasta la colocación de los muebles. Existen dos grandes corrientes en el feng shui: el feng shui clásico o tradicional y el feng shui budista.

Existe cierto grado de controversia entre ambas, por ejemplo, el feng shui budista utiliza como remedios para el Chi ciertos objetos como móviles, campanas, estatuas, Budas, dragones, tigres, bolas de cristal, flautas chinas, bambúes, piedras, el color de una toalla, ropa de cama, cortina, material o forma de muebles, etc. Sin embargo, para algunos practicantes del feng shui clásico estos objetos no afectan al "Chi" y no están dentro del ámbito de Feng Shui.

Para los Chinos, "Primero es el destino y la suerte, después el esfuerzo, y en tercer lugar el Feng Shui." Está claro que aquello que nos pasa no solo depende del Feng Shui, sino también del destino, la suerte y el esfuerzo. Más que una práctica supersticiosa que lo arregla todo, el feng shui debe ser visto como una descripción holística de la naturaleza que le permite al hombre vivir en armonía con ella.


Qui o Chi

El Feng Shui es la ancestral práctica china de arreglar los espacios que queden en armonía con el ambiente, especialmente entre el aire y el agua. El Feng Shui es una discreta creencia que envuelve y mezcla arquitectura, geografía, religión, filosofía, matemática y estética con ideas astrológicas.

El documento data desde la Dinastía Jin o Qi del libro de un sepelio escrito por Gou Pu[cita requerida], que afirma la energía Qi o Chi se dispersa cuando viaja a través del viento y termina al encuentro del agua.

Si este "flujo" de la energía termina en el agua que contiene el cuerpo sería perfecto, porque toda esa energía se queda en nuestro ser y trae mejor salud y felicidad. O como lo creen los chinos: "Buena suerte y mejor destino".

Pero si esa energía se queda en el baño, en la cocina, en el toilet o en el estanque o en peceras, se perderá toda la energía, que día a día da armonía de la naturaleza a nuestra vida. Incluso quitará parte de nuestra energía que nuestro cuerpo obtiene de dicha armonía con la naturaleza.

Algunos edificios famosos creados conforme a los principios del Feng Shui son: El Banco de Inglaterra, la empresa British Telecom, la empresa Virgin en Inglaterra, el edificio World Trade Center de Nueva York, el Museo Guggenheim de Nueva York, el Zhong Hedian de la Gugong o ciudad prohibida de Pequín, el Banco de Hong Kong y el Banco de Shangai, entre otros

Yin y Yang

La idea del Yin Yang es fundamenal para el feng shui, que es la idea de opuestos pero que no están en oposición. De hecho, son complementarios y se necesitan mutuamente para existir. Los cambios constantes de interacción de yin y yang da lugar a la infinita variedad de patrones de la vida. La proxima tabla subraya la necesidad básica de cada principio.

Yin

Yang

 

Yin

Yang

Norte

Sur

 

Invierno

Verano

Tierra

Cielo

 

Materia

Espíritu

Femenino

Masculino

 

Negativo

Positivo

Oscuridad

Luz

 

Noche

Día

Frío

Calor

 

Mojado

Seco

Abajo

Arriba

 

Bajo

Alto

Passivo

Activo

 

Receptivo

Creativo

Suave

Duro

 

Débil

Poderoso

 Bagua o Pa Kua
 
Pa kuaEl Feng Shui, como otras artes chinas, tiene su origen en el I Ching. Y el I Ching tiene su base en el Pa Kua. El Pa Kua significa literalmente en chino "los ocho Kuas" (Pa significa ocho), que son los siguientes: Chien, Tuei, Li, Zhen, Kun, Ken, Kan y Shiun. Cada Kua representa una orientación, una parte de la naturaleza, una parte de nuestro cuerpo, un miembro de la familia

El Bagua es un diagrama octogonal usado en el análisis del Feng Shui. Cada dirección del octógono (norte, sur, noroeste, etc.) se asocia con distitno aspectos. Al aplicar el Pa Kua

Las ocho partes o direcciones del bagua son asociadas con los siguientes elementos:

Norte - agua
Sur - fuego
Este - madera
Oeste - metal
Noroeste - metal
Noreste - tierra
Sudoeste - tierra
Sudeste - madera

Cada qi proveniente de distinto punto cardinal busca su opuesto para encontar armonía, por ende, el qi del sur busca el qi del norte para balancearse; de la misma manera que el qi oriental busca el qi occidental, y así sucesivamente


 Feng Shui Clásico ("Classical Feng Shui")
El feng shui clásico, también conocido como el feng shui de Xuan Kung, según lo practicado en Asia y en el oeste hoy, es una amalgama de todos los aspectos tradicionales del feng shui. Esto incluye la escuela de la forma, la escuela del compás y la sistema de las estrellas volantes.


Escepticismo

Mucha gente occidental generalmente rechazan el Feng Shui y lo catalogan como una superstición. Recientemente, los maestros de feng shui han levantado cejas. Esto ha dado lugar a acusaciones de fraude, y a la práctica de ser miembros de un culto.

Volver a Gerdix