Terapia de Pareja Mataró

TOTA LA INFORMACIÓ A : www.xavierconesa.com



No es porque escriba sobre ello, pero hace algún tiempo que he empezado a pensar que el sexo es una de las pocas facetas en las que el ser humano puede ser valiente, inteligente, arriesgado, audaz, generoso, comprensivo, amable, único y conocedor de lo que significa la vida, en el más amplio sentido del término. Claro que el sexo puede ser también todo lo contrario. Pero aún así, con sus días buenos y malos, sus altos y bajos, sus glorias y miserias, diría que es una de las experiencias más interesantes por las que podemos atravesar, a poco que se tenga algo de sentido y sensibilidad. Y estoy hablando del sexo, no del amor. Todavía para muchos el amor es serio, mientras el sexo es frívolo. Yo, al revés que el resto de los mortales, con los años he ido dejando la gravedad que me achacaban mis superiores cuando empecé a trabajar y proponía temas para reportajes y me calificaban de “demasiado intelectual” para pasarme al bando opuesto “demasiado frívola”. Así empecé a hablar de vibradores, orgasmos y anuncios de condones. Cuando veo que la gente clasifica la sexualidad en la categoría de cosas ligeras y secundarias, me pregunto siempre por qué entonces la mayoría de las religiones y regímenes autoritarios se han tomado tanto esfuerzo y medios económicos en reprimirla y demonizarla. Y lo siguen haciendo.

Pero hay que admitir que otras personas no le conceden tanta importancia a eso sobre lo que no hay predicción posible. Norman Mailer dijo en una ocasión: “No hay nada seguro alrededor del sexo. Jamás lo habrá”. Como él parece que más gente prefiere las cosas más previsibles. Según las encuestas, muchos cambiarían el sexo, sin dudarlo, por otros placeres mundanos como tomarse una taza de café, teclear incansablemente en el móvil o retransmitir los más mínimos detalles de nuestra existencia en Facebook.


https://sites.google.com/site/asesormatrimonialgranollers/
https://sites.google.com/site/asesormatrimonialmataro/
https://sites.google.com/site/asesormatrimonialmollet/
https://sites.google.com/site/psicologoenmolletdelvalles/
https://sites.google.com/site/hipnosismontmelo/
https://sites.google.com/site/xavierconesalapenapsicologia/
https://sites.google.com/site/terapiadeparejabarcelona/
https://sites.google.com/site/tearapiadeparejabarcelona/
https://sites.google.com/site/terapiadeparejamataro/
https://sites.google.com/site/terapiadeparejamollet/
https://sites.google.com/site/terapiaparejapsicologo/
https://sites.google.com/site/terapiasdeparejabadalona/
https://sites.google.com/site/terapiasdeparejagranollers/
https://sites.google.com/site/terapiasdeparejasantacoloma/
https://sites.google.com/site/terapiasdeparejasmataro/
https://sites.google.com/site/terapiasdeparejasmollet/

El café mañanero es uno de los placeres que algunos anteponen a las relaciones sexuales. Al menos eso es lo que deparó un estudio llevado a cabo por la cadena de hoteles y resorts, Le Méridien, en EEUU, Dubai, China, Alemania e India. El 51 % de los participantes respondió que podrían vivir un largo periodo de tiempo sin sexo pero no sin cafeína, y un 62% se mostraba dispuesto a dejar el alcohol a cambio del despertador más eficaz del mundo.

El chocolate es quizás el más clásico de los sustitutos de un buen revolcón, aunque tiene coartada científica ya que, al parecer, las sustancias que contiene, como la feniletilamina, actúan directamente sobre el cerebro y provocan una sensación de bienestar. Según cuenta un artículo del The Telegraph, titulado Why do women prefer chocolate over sex? y firmado por la doctora Brooke Magnanti, “ciertamente los tiempos han cambiado. Cuando era joven, los chocolates se anunciaban con el slogan 'Mejores que el sexo', para llamar la atención; ahora los vibradores claman ser 'Mejores que el chocolate'. Es triste pensar que el chocolate es ahora el último grito en gratificaciones placenteras”.

“Better than sex”, esa expresión que designa algo maravillosamente exquisito, parece haber bajado el listón, o tal vez lo que ocurre es que la mayoría de las personas han tenido muy mala suerte y han dado con unos amantes nefastos. Emma Thompson describió su baile con el príncipe Carlos de Inglaterra como "better than sex" –sin comentarios–, la modelo y actriz Yuliya Snigir calificó su primer papel para Hollywood, en La Jungla: Un buen día para morir, con la misma muletilla y Carrie Bradshaw, de Sexo en Nueva York, aplicó esta etiqueta de exquisitez a unos zapatos, aunque eso sí, no eran unos zapatos cualquiera sino unos Manolos. Y lo más impactante: la marca se cosméticos Sephoraincluso ha nombrado una de sus máscaras de pestañas 'Better than sex'.

Ir de compras es otra de las actividades más eróticas, sobre todo entre las mujeres, si nos fiamos de una encuesta publicada por Kugati.com, una tienda online de accesorios de moda. Un 2% de las participantes estarían dispuestas a abrazar la castidad durante tres años a cambio de renovar por completo su vestuario, mientras otro 61% declaró que, si durante seis meses tuviera que renunciar a sus ropas favoritas, se sentiría peor que si tuviera que hacerlo con su faceta sexual. La conclusión de muchas es que la moda tiene una esperanza de vida mayor que las relaciones.

Ver la televisión es para muchas la actividad prioritaria del día y la prefieren a meterse entre las sábanas con su pareja, según un estudio elaborado en el Reino Unido por Now TV, entre 2.000 mujeres. En esta encuesta tan solo una de cada diez participantes sostenía que no podría vivir sin sexo. Ver su programa favorito, cocinar, leer un libro, relajarse con un tratamiento de belleza y hasta hacer papeleo es más estimulante que pasar a mayores con su partenaire. Pero quizás la respuesta hubiera sido diferente si se le quitara la última parte de la pregunta y se eliminara a su media naranja. Para muchas una noche de pasión no es sinónimo de acostarse con su pareja.

Sin duda, Internet y las redes sociales son hoy el verdadero sustituto del sexo.La mayoría de mujeres prefieren sus smartphones antes que el éxtasis, según se desprende de otra encuesta, esta vez a cargo de AVG Technologies, una compañía de seguridad online. En total unas 4.000 participantes de EEUU, Gran Bretaña, Canadá, Francia, Alemania y Brasil demostraron tener una dependencia enfermiza hacia su móvil. Si durante una semana tuvieran que elegir entre sexo o este aparatito, el 57% de las norteamericanas se quedaría sin dudarlo con su smartphone, junto a un 44% de brasileñas y un 40% de francesas.

¿Tazas de café?, ¿ir de compras?, ¿bailes con el Príncipe Carlos de Inglaterra?… O soy una pervertida o la mayor parte de la humanidad lleva una pseudo existencia aburrida y carente de sentido. A estas alturas del post tal vez deba dar un giro y explicar los beneficios del sexo frente a las apps, las tabletas –no solo de chocolate– y las noches frente al televisor. Por eso les recomiendo encarecidamente que lean el siguienteartículo de Psychology Today titulado Why do we have sex? y firmado por el psicólogo Noam Shancer. Según el reportaje, el fin último del sexo no está en reproducirse –mal que le pese al señor Gallardón–, ni siquiera en la obtención del placer físico –como apunta Shancer–, masturbarse sería mucho más fácil y barato para muchos clientes que recurren a prostitutas; sino en la presencia y conducta de otros. Noam cita al sociólogo americano, Randal Collins, y su teoría según la cuál “la sexualidad humana solo puede ser enteramente comprendida en un contexto social”, y más adelante continúa, “el deseo sexual es un ritual interactivo que sigue unas reglas (…)” “los participantes comparten una profunda emoción, en este caso la excitación sexual, y construyen una definición clara de “nosotros” y “ellos”. En los últimos párrafos de su artículo, Shancer argumenta: “La interacción carga los cuerpos con placer sexual. El placer no proviene de la estimulación de los genitales o de la posibilidad de concebir al próximo Bill Gates. En su sentido más fundamental, el placer sexual viene de la sincronizada cooperación entre las personas”.

El hecho de que en Japón las personas tengan muy pocos contactos sexuales no proviene de su desinterés hacia el sexo –el país cuenta con una de las industrias pornográficas y de juguetes eróticos más importantes del mundo y es el principal productor de muñecas sexuale–-, sino a una creciente deshumanización de las relaciones sociales, que hace que muchos prefieran vivir con una esposa de silicona o látex porque a ésta no hay que hablarle. Tal vez sea esta la forma que ha elegido la humanidad para autoaniquilarse. ¿Sustituir el sexo por una rápida conexión a Internet?



Badia del Vallès
Barberà del Vallès
Castellar del Vallès CONSEJERO MATRIMONIAL GRANOLLERS
ASESOR MATRIMONIAL GRANOLLERS
Sense Escut Castellbisbal
Cerdanyola del Vallès ASESOR DE PAREJAS GRANOLLERS
Gallifa Gallifa
Matadepera
TERAPIA DE PAREJA GRANOLLERS
Montcada i Reixac
Palau-solità i Plegamans
Polinyà Polinyà
Rellinars ASESOR DE PAREJAS GRANOLLERS
Ripollet
Rubí
PSICOLOGO DE PAREJAS GRANOLLERS
Sabadell  ASESOR DE PAREJAS GRANOLLERS
Sant Cugat del Vallès ASESOR MATRIMONIAL GRANOLLERS
Sant Llorenç Savall
Sant Quirze del Vallès
TERAPIA DE PAREJA GRANOLLERS
CONSEJERO MATRIMONIALISTA GRANOLLERS
Santa Perpètua de Mogoda
Sentmenat
Terrassa
Vacarisses CONSEJERO MATRIMONIALISTA GRANOLLERS
Viladecavalls CONSEJERO MATRIMONIALISTA GRANOLLERS
Aiguafreda PSICOLOGO DE PAREJAS GRANOLLERS
L'Ametlla del Vallès ASESOR MATRIMONIAL GRANOLLERS
Bigues i Riells
Caldes de Montbui
Campins Campins
Canovelles PSICOLOGO DE PAREJAS GRANOLLERS
Cànoves i Samalús
Cardedeu ASESOR MATRIMONIAL GRANOLLERS
Figaró-Montmany CONSEJERO MATRIMONIALISTA GRANOLLERS
Fogars de Montclús CONSEJERO MATRIMONIAL GRANOLLERS
Les Franqueses del Vallès TERAPIA DE PAREJA GRANOLLERS
La Garriga CONSEJERO MATRIMONIAL GRANOLLERS
Granollers  TERAPIA DE PAREJA GRANOLLERS
Gualba
PSICOLOGO DE PAREJAS GRANOLLERS
La Llagosta
Llinars del Vallès
Lliçà d'Amunt CONSEJERO MATRIMONIAL GRANOLLERS
Lliçà de Vall CONSEJERO MATRIMONIAL GRANOLLERS
Martorelles
Mollet del Vallès ASESOR DE PAREJAS GRANOLLERS
Montmeló
Montornès del Vallès CONSEJERO MATRIMONIALISTA GRANOLLERS
Montseny
Parets del Vallès ASESOR MATRIMONIAL GRANOLLERS
La Roca del Vallès  CONSEJERO MATRIMONIALISTA GRANOLLERS
Sant Antoni de Vilamajor
TERAPIA DE PAREJA GRANOLLERS
Sant Celoni
Sant Esteve de Palautordera
Sant Feliu de Codines
Sant Fost de Campsentelles
Sant Pere de Vilamajor
Santa Eulàlia de Ronçana ASESOR MATRIMONIAL GRANOLLERS
Santa Maria de Martorelles
Santa Maria de Palautordera PSICOLOGO DE PAREJAS GRANOLLERS
Tagamanent CONSEJERO MATRIMONIAL GRANOLLERS
Vallgorguina
Vallromanes ASESOR DE PAREJAS GRANOLLERS
Alella
Arenys de Mar
Arenys de Munt
Argentona
Cabrera de Mar TERAPIA DE PAREJA GRANOLLERS
Cabrils
ASESOR DE PAREJAS GRANOLLERS
Caldes d'Estrac
Calella
Canet de Mar
Dosrius
Masnou, el
Mataró
Montgat PSICOLOGO DE PAREJAS GRANOLLERS
Òrrius
Palafolls
Pineda de Mar
Premià de Dalt CONSEJERO MATRIMONIALISTA GRANOLLERS
Premià de Mar
Sant Andreu de Llavaneres
Sant Cebrià de Vallalta
TERAPIA DE PAREJA GRANOLLERS
Sant Iscle de Vallalta
Sant Pol de Mar ASESOR DE PAREJAS GRANOLLERS
Sant Vicenç de Montalt
Santa Susanna
Teià  CONSEJERO MATRIMONIAL GRANOLLERS
Tiana ASESOR MATRIMONIAL GRANOLLERS
Tordera
Vilassar de Dalt PSICOLOGO DE PAREJAS GRANOLLERS
Vilassar de Mar
Vilalba Sasserra
Vilanova del Vallès


Un niño huidizo es aquel que ha aprendido a ocultar y/o controlar sus emociones tanto positivas como negativas. Ainsworth et al., (1978) informaron que las madres de niños huidizos se caracterizaban por la falta de implicación emocional, por un rechazo del contacto corporal, por una disposición irritable y de reproche y por su intrusividad. Por otro lado, el control y la sobreestimulación han sido también asociadas al desarrollo de la evitación infantil (Belsky et al., 1984; Isabella y Belsky, 1991; Smith y Pederson, 1988). En un estudio de laboratorio, Grossman, Grossman y Schwan (1986), observaron cómo las madres de niños alejados se implicaban en el juego cuando éstos estaban alegres, pero no cuando expresaron un afecto negativo. Las madres de niños alejados, rechazan y devalúan las muestras de malestar de sus hijos (George y Solomon, 1999). Mayseless (1996) plantea que, a pesar de la consistencia en el comportamiento parental, el modelo mental del alejado se forma en un contexto interactivo donde sus necesidades de apego no son satisfechas; son APROXIMACIONES TEÓRICAS AL ESTUDIO DE LA AFECTIVIDAD 53 padres que saben reforzar positiva y adecuadamente comportamientos relativos a la consecución de objetivos distintos a las necesidades afectivas y que cubrirían sus propias expectativas: logros académicos, habilidades, aspecto físico, expectativas de éxito futuro, etc., pero cuando el niño demanda apoyo o protección rehuyen o rechazan las manifestaciones de malestar. La consecuencia, a largo plazo, es la desactivación de las necesidades de apego. En este contexto, la persona aprende que la forma de satisfacer a sus padres y lograr cierto autocontrol y atención de los padres es mediante el éxito. Siegel (1999) argumenta, sobre la base de una serie de investigaciones, que las interacciones emocionales primarias modulan el autoconocimiento y la capacidad para integrar un estado de mente coherente con respecto al apego. De ahí que en la edad adulta, la persona con un estilo alejado, muestre dificultades para entender los estados mentales del niño (Fonagy, Redfern y Charman, 1997). La estrategia defensiva utilizada por este estilo, le conduce a generar estrategias de minimización para adaptarse a la situación y reducir su ansiedad. Siegel (1999) argumenta que los patrones de comunicación distantes hacen que el alejado organice su mente de forma que reduce el acceso a la memoria de la experiencia e información emocional. En este proceso, la visión del self queda reducida a dominios no emocionales, que son independientes de la influencia de las experiencias interpersonales. Siegel afirma que una organización de la mente que excluye la emoción y las relaciones interpersonales está caracterizada por la inflexibilidad, lo que unido a la importancia de las emociones, puede ser interpretado “como un daño en el funcionamiento saludable de la mente” (p. 100). Desde el análisis realizado por Schore (1994), la incapacidad parental para actuar como agentes reguladores externos a lo largo del periodo infantil, genera en el niño huidizo una actividad dominantemente parasimpática, de conservación de la energía, de modo que disminuye su actividad y los intentos de cercanía con el cuidador. De este modo, el niño logra una exclusión defensiva de aquella información capaz de activar su sistema de apego, evitando el malestar que le genera la falta de atención parental ante niveles elevados de estrés. La exclusión defensiva que se produce en el niño ante la frustración de sus conductas de apego tiene así su base neurológica en la inhibición de la actividad ventral tegmental del circuito límbico. Schore argumenta que la exclusión está mediada por la aversión del bebé a experiencias maternas disreguladas. Estos periodos se acompañan de activación del TESIS DOCTORAL 54 SNA parasimpático, que modula el periodo crítico de maduración final del circuito dual del córtex prefrontal, implicado en la atención o exclusión de determinados estímulos afectivos. Se genera así, un patrón vagotónico, parasimpático, inhibitorio, orbitofrontal (Schore, 1994). Considerando los aspectos biológicos señalados, las patologías asociadas con el estilo alejado, estarán relacionadas con un sobrecontrol y una regulación defensiva ante los conflictos interpersonales. El apego desorganizado En las investigaciones que han utilizado los criterios diagnósticos desarrollados por Main y Solomon (1986, 1990), se observa la asociación entre la interacción disfuncional extrema (p.e. maltrato infantil) y el patrón de apego desorganizado. Las madres de los niños desorganizados aparecen en el extremo de insensibilidad e incompetencia parental, se muestran negligentes en el cuidado y pueden haber sido objeto de abuso durante su infancia. El apego desorganizado aparece sobrerrepresentado en muestras de niños maltratados (Carlson, Cicchetti, Barnett y Braunwald, 1989) y en muestras de niños cuyas madres presentan trastornos emocionales graves (Lyons-Ruth, Connell, Grunebaum y Botein, 1990). Por otro lado, estudios realizados con familias sin patología ni desestructuración clínica, sugieren que traumas no resueltos por la pérdida de una figura de apego en la infancia se asocian con el desarrollo de conductas desorganizadas en los niños (Main y Hesse, 1990). Así, el apego desorganizado se caracteriza por una actuación parental estresante e incoherente para el niño, como son situaciones de maltrato infantil, abuso, negligencias o la presencia de patologías en los cuidadores. Estas dinámicas propician la generación de modelos mentales en conflicto puesto que la figura de apego es a la vez fuente de protección y de amenaza. Este tipo de actuación hace que los circuitos simpático y parasimpático estén hiperactivados y que se segreguen niveles tóxicos de hormonas adrenocorticoides que dañan seriamente la habilidad para el procesamiento estimular y la regulación del SNA (Schore 1994, 2000, 2003a y Siegel, 1999). Puesto que el trauma en la infancia se produce en el momento del desarrollo de estructuras límbicas reguladoras de la emoción, los niños que experimentan abuso o negligencia y poca interacción reparadora, tienen un riesgo elevado de desarrollar una desregulación agresiva en estadios posteriores APROXIMACIONES TEÓRICAS AL ESTUDIO DE LA AFECTIVIDAD 55 de la vida. Las investigaciones han hallado actividad en los centro subcorticales de lucha y un hiperarousal simpático, probablemente debido a un daño en el eje HPA (Schore, 2003a). Con respecto a la desregulación de la agresividad que manifiestan estos sujetos, Siegel (2001), concluye que el daño producido en la región orbitofrontal (que capacita el procesamiento en un nivel superior y su integración con estructuras inferiores), hace que las interacciones amenazantes se procesen en las rutas inferiores, primitivas, dando lugar a reacciones emocionales excesivas (rabia, agresividad, violencia, etc.). Por otra parte, las experiencias traumáticas en la infancia, generan una excesiva proliferación de circuitos jerárquicos corticales y subcorticales que operan en la etiología de la vulnerabilidad a desordenes extremos posteriores de regulación del afecto. Los daños producidos en el SNA, el eje HPA y el sistema inmunológico explicarían la mayor tendencia a la enfermedad en estas personas (Felitti et al., 1998; citado en Siegel, 1999), el mayor índice de fracaso escolar por el daño producido en estructuras relacionadas con la memoria (Bremmer y Narayan, 1998; citado en Siegel 1999), así como una mayor propensión a mostrar conductas violentas (Siegel, 2001). Las experiencias de apego disfuncionales alteran la respuesta neuroendocrina cerebral y predisponen al estrés, generando una mayor vulnerabilidad afectiva (Liu et al., 1997). El efecto negativo del trauma infantil está mediado por la liberación noradrenérgica de glucocorticoides como el cortisol (Siegel, 1999). Si bien esta liberación es adaptativa en situaciones de estrés agudo, el estrés crónico genera niveles anormalmente elevados de estas hormonas en el hipocampo, lo que puede provocar daño cerebral e incluso muerte neuronal en regiones del hipocampo. Así, cuando un niño se cría bajo condiciones de estrés psicosocial, el constante estado de estrés al que es sometido va a tener repercusiones en la rotura de sinapsis e incluso en la reducción del número de neuronas en el hipocampo (región cerebral implicada en la regulación emocional) (Nelson y Bloom, 1997). Spangler y Grossmann (1993) encontraron diferencias en lo que respecta a los niveles de cortisol segregados en la situación extraña, mostrado diferencias a favor de los apegos seguros a los 30 minutos del procedimiento. Otros investigadores han encontrado un nivel de cortisol superior en los niños con una desorganización afectiva lo que señala una mayor vulnerabilidad ante situaciones de estrés (Hertsgaard, Gunnar, Ericsson y Nachmis, TESIS DOCTORAL 56 1995). En esta línea, los estudios realizados con niños institucionalizados, han encontrado serias anormalidades en varios aspectos del desarrollo (O’Connor y Ruttet, 2000; Rutter et al., 1999). En un estudio llevado a cabo con niños institucionalizados en un orfanato de Rumanía, Carlson y Earls (1997) encontraron desequilibrios en el eje HPA, así como elevados niveles de cortisol, encontrando índices de desarrollo mental y motor muy por debajo de la media del grupo control. Vemos, pues, como el cuidador principal actúa como un organizador externo del niño ante las situaciones de estrés. Cuando la figura materna es capaz de hacer que el bebe recobre la seguridad y cumple su función reguladora, los niveles de cortisol en sangre disminuyen, produciéndose un reequilibrio hormonal. El bebé, fruto de este tipo de interacción sensible desarrollará sistemas de regulación del estrés internos y, como resultado, el cortex prefrontal desarrollará mayor cantidad de receptores glucocorticoides que permitirán modular la respuesta al estrés (Schore, 1996). Por el contrario, si el cuidador no logra regular la emoción como ocurre en la inseguridad afectiva, el menor número de receptores generados puede implicar una menor capacidad de reabsorción y, por tanto, niveles de cortisol circundante elevados en respuesta al estrés. En resumen, los antecedentes interactivos responsables de la arquitectura cerebral de regiones que controlan la regulación afectiva en la infancia, determinarán el modo de enfrentarse a situaciones de malestar en la edad adulta, reforzando, a su vez, su estilo de funcionamiento emocional. La estructura neuronal predispone la respuesta de sistemas orgánicos regulatorios: eje HPA/sistema CRF (factor liberador de la corticotrofina), hiperactivación del SN, afectación en la neurogénesis del hipocampo y su neurotoxicidad. Los sucesos vitales o cualquier situación que requiera regulación emocional será, en el caso de apegos inseguros, una situación de vulnerabilidad que generará reacciones fisiológicas desrreguladas: aumento del nivel de glucocorticoides durante un tiempo excesivamente elevado con la consiguiente depresión del sistema inmunitario, aumento de neurotransmisores que a su vez desregulan en sistema CRF, alteraciones del sistema nervioso y serotoninérgico, etc. que aumentan la probabilidad de estados depresivos o de ansiedad. Por el contrario, la mayor capacidad adaptativa del seguro le permitirá APROXIMACIONES TEÓRICAS AL ESTUDIO DE LA AFECTIVIDAD 57 mostrar una mayor eficacia en el manejo de los aspectos emocionales, tanto positivos como negativos, lo que incidirá positivamente en sus relaciones afectivas en general y de pareja, ya en la edad adulta.