GALLETAS DE CRISTAL CON CANELA Y JENGIBRE

Estos son los ingredientes:

- 100 gr. mantequilla

- 100 gr. azúcar moreno molido

- 2  cucharadas de sirope de arce

- 1 cucharadita de melaza

- 1 cucharada de jengibre en polvo

- 1 cucharada de canela

- 1 pellizco de clavo en polvo

- 1/2 cucharadita de bicarbonato

- 250 gr. de harina

- caramelos de colores

- glasa real para decorar (si queréis ver la receta podéis ver la receta que utilicé para decorar mis galletas especiadas las Navidades pasadas)

- cintas de colores

Yo que he sustituido el sirope de arce por melaza, y el bicarbonato por levadura en polvo...

Lo primero de todo es triturar el azúcar moreno, para que quede muy fino y se integre mejor con la mantequilla.

En una cacerola, ponemos la mantequilla a fundir. Añadimos el azúcar moreno, la melaza, el sirope de arce y las especias.

Se remueve durante 3 ó 4 minutos, hasta que esté todo bien integrado. Por el color de las especias, parece un chocolate muy espeso... 

A continuación, vertemos la harina con el bicarbonato poco a poco. Yo los he tamizado, porque tengo la costumbre de hacerlo siempre así...

La masa me quedó un poco desmigada, nada consistente.  

Como las Navidades pasadas hice unas galletas especiadas, volví a leer esa receta y vi que se añadía un poco de agua a la masa. Además, el sirope de arce es más líquido de la melaza, y al sustituir uno por la otra pensé que le podía añadir una poca a la masa... Nada, dos cucharadas. Y así conseguí que se quedase más homogénea.

Dejamos la masa reposar a temperatura ambiente unos 5 minutos. Estiramos la masa, dejándola como de 1 centímetro de espesor. No os asustéis si se os desmiga un poco...

Cortamos nuestras galletas y colocamos sobre papel de horno en la bandeja del horno.

He utilizado cortadores que ya tenía en casa con formas que quedan bien en el árbol, en lugar de buscar un cortador nuevo en forma de bola de Navidad. Así que cualquier cortador que tengáis por casa y al que se le pueda hacer un hueco para el caramelo vale para hacer estas galletas...

Ya aquí, cortamos y separamos la parte donde va a ir el caramelo. Yo he guardado los recortes para hornearlos como galletas simples...

La propuesta de Lorraine es hacerles un agujero con un taladro una vez horneadas, por donde pasará una cinta para que se puedan colgar en el árbol... Yo prefiero que se horneen con el agujero ya hecho.

Para eso, el año pasado utilicé unas pajitas gruesas. Las corté e introduje en la parte superior de cada galleta y las horneé así. Sin embargo, alguna pajita se derritió, y al entrar en contacto con la galleta el plástico derretido tuve que tirar una o dos galletas. Así que este año me he buscado un nuevo truco.

Igualmente, hago el hueco con una pajita, pero la retiro. En el hueco, para que no se cierre, he puesto un canutillo hecho con papel de horno... ¡¡Mucho mejor!!

En cada hueco colocamos nuestros caramelos. Lorraine propone machacarlos previamente en un mortero. Cuando yo hice este tipo de galletas para San Valentín dejé el caramelo entero, o medio, según el espacio, y me fue bien. Así que este paso lo he hecho a mi manera...

Ahora, se introducen las galletas en el horno, ya precalentado a 200ºC, durante 8 ó 10 minutos.

Al terminar de cocerse las galletas, hay que hacer un movimiento rápido, trasladando el papel de horno con las galletas a una superficie plana y fría, sin que se mueva ninguna.

El motivo es que si las sacamos ya, el caramelo, que está derretido, se va a quedar en el papel. Y si las dejamos sobre la bandeja, el calor de ésta va a hacer que sigan cociéndose...

Pasados unos 5 minutos, las retiramos del papel  con cuidado, comprobando que el caramelo ha solidificado, y colocamos sobre rejilla para que se aireen.

Cuando se hayan enfriado, podemos decorar con la Glasa real. Si no tenéis manga pastelera, se puede hacer como un cucurucho con el papel de horno. Lo rellenáis con la glasa, cerráis por arriba, cortáis la punta con una tijera, y a decorar...

Ya sólo queda pasar una cinta por el agujero, anudar, y listas para  nuestro árbol de Navidad!! O para comer....

 

¡¡Bueno Provecho!!