2. Cartas

Sor Mónica en la galería con otras hermanas de la comunidad

La fuente más importante y directa para entender el alma de sor Mónica es el rico y abundante epistolario mantenido por ella con sus confesores y con algunas personas amigas de la comunidad agustina.

En sus cartas salen a la luz los inmensas gracias sobrenaturales infundidas en ella por el Espíritu Santo, las revelaciones, las visiones, la presencia constante del ángel custodio, compañero inseparable de su oración, de su trabajo y de su relación con los demás.

Con estilo directo, sin adorno literario alguno, de manera sencilla y natural, sor Mónica expone en su epistolario las más profundas vivencias místicas o sobrenaturales que tuvo en el Monasterio de Baeza.

 
Nota: Para que el computador colocara automáticamente las cartas por orden de aparición, facilitando así las citas exactas, la datación se ha escrito al revés de lo que normalmente suele hacerse (día, mes, año), o sea, poniendo primero el año, después el mes y por último el día.
 
Kreuzer