Dolor Crónico

Información sobre las necesidades médicas no cubiertas en el tratamiento del dolor crónico intenso y desarrollar soluciones que mejoren la calidad de vida de los pacientes.
. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

Dolor Crónico
Fecha actualización

12-01-2015

Información de interés

Dolor crónico. Europa Change Pain
http://www.changepain.org/grt-change-pain-portal/Que_es_CHANGE_PAIN/151700680.jsp

Dolor de espalda, El Web de la Espalda F. Kovacs

Como prevenir el dolor de espalda, Interactivo Patient Education Institute EEUU

Lumbalgia crónica. Cgio. Americano Reumatol
http://www.rheumatology.org/practice/diseases_and_conditions/backpain-esp.asp

Contraeldolor
http://www.contraeldolor.com/2009/10/dolor-cronico/

Prevención dolor de espalda escolares, El Web de la Espalda F. Kovacs-OMC
http://www.espalda.org/divulgativa/su_espalda/escolares/escolares2011_12.asp

Sociedad Española del Dolor


Información en Inglés - Information in English

Chronic Pain. Europa Change Pain (English)
http://www.change-pain.com/cmsdata/change-pain-portal/en_EN/swf/intro.html

American Chronic Pain Association (English)
http://www.theacpa.org/default.aspx

American College of Rheumatology (English)
http://www.rheumatology.org/practice/clinical/patients/index.asp

Mayday Pain Project, US (English)

Painconnection, US (English)


Artículos de Revistas

Fecha publicación   
12-01-2015




Revisión de los tratamientos farmacológicos para el dolor neuropático en adultos-> Los resultados de los ensayos son modestos en general. En particular, los NNT combinados son 6,4 (IC del 95%: 5,2-8,4) para los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina y noradrenalina, incluyendo principalmente la duloxetina; 7,7 (6,5-9,4) para la pregabalina; 7,2 (5,9-9,21) para la gabapentina, incluyendo gabapentina de liberación prolongada y enacarbil; y 10,6 (7,4-19,0) para los parches de alta concentración de capsaicina. Los NNT fueron menores para los antidepresivos tricíclicos, opioides fuertes, tramadol, y la toxina botulínica A, e indeterminados para los parches de lidocaína.
The Lncet Neurology, 06/01/2015 "Pharmacotherapy for neuropathic pain in adults: a systematic review and meta-analysis"
Los nuevos tratamientos farmacológicos, ensayos clínicos, y los estándares de calidad para la evaluación de las pruebas justifican una actualización de las recomendaciones basadas en la evidencia para el tratamiento farmacológico del dolor neuropático. Utilizando la clasificación Recommendations Assessment, Development, and Evaluation (GRADE), revisamos el Special Interest Group on Neuropathic Pain (NeuPSIG) recomendaciones para el tratamiento farmacológico del dolor neuropático en base a los resultados de una revisión sistemática y meta-análisis. Métodos: Entre abril de 2013 y enero de 2014, NeuPSIG de la International Association for the Study of Pain hizo una revisión sistemática y meta-análisis de estudios aleatorizados, doble ciego, de la farmacoterapia oral y tópica para el dolor neuropático, incluidos los estudios publicados en peer revistas revisadas desde enero de 1966, y los ensayos inéditos recuperados de ClinicalTrials.gov y sitios web de las compañías farmacéuticas. Utilizamos número necesario a tratar (NNT) para el alivio del dolor del 50% como medida primaria, y se evaluó el sesgo de publicación; el NNT se calculó con el método de Mantel-Haenszel de efectos fijos. Hallazgos: 229 estudios fueron incluidos en el meta-análisis. El análisis del sesgo de publicación sugirió una sobrevaloración del 10% de los efectos del tratamiento. Los estudios publicados en revistas revisadas por pares reportaron mayores efectos respecto de los estudios no publicados (r2 9,3%, p = 0,009). Los resultados de los ensayos fueron en general modestos: en particular, los NNT combinados fueron 6,4 (IC del 95%: 5,2-8,4) para los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina y noradrenalina, incluyendo principalmente la duloxetina (nueve de 14 estudios); 7,7 (6,5-9,4) para la pregabalina; 7,2 (5,9-9,21) para la gabapentina, incluyendo gabapentina de liberación prolongada y enacarbil; y 10,6 (7,4-19,0) para los parches de alta concentración de capsaicina. Los NNT fueron menores para los antidepresivos tricíclicos, opioides fuertes, tramadol, y la toxina botulínica A, e indeterminados para los parches de lidocaína. Sobre la base de GRADE, la calidad final de las pruebas fue moderada o alta para todos los tratamientos, aparte de los parches de lidocaína; la tolerabilidad y la seguridad, y los valores y preferencias fueron mayores para los fármacos tópicos; y el coste fue menor para los antidepresivos tricíclicos y tramadol. Estos hallazgos permiten una intensa recomendación para el uso y la propuesta como tratamiento de primera línea en el dolor neuropático de los antidepresivos tricíclicos, los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina y noradrenalina, la pregabalina y la gabapentina; una recomendación débil para el uso y la propuesta como de segunda línea de los parches de lidocaína, parches de alta concentración de capsaicina, y tramadol; y una recomendación débil para el uso y la propuesta como tercera línea de opioides fuertes y toxina botulínica A. Los agentes tópicos y la toxina botulínica A se recomiendan sólo para el dolor neuropático periférico. Interpretación: Nuestros resultados apoyan la revisión de las recomendaciones NeuPSIG para el tratamiento farmacológico del dolor neuropático. Una respuesta inadecuada a los tratamientos farmacológicos constituye una necesidad insatisfecha en pacientes con dolor neuropático. Una eficacia modesta, las importantes respuestas al placebo, los criterios diagnósticos heterogéneos, y los pobres perfiles fenotípicos probablemente representan los resultados moderados de los ensayos y deben tomarse en cuenta en futuros estudios. Financiación: NeuPSIG of the International Association for the Study of Pain.

Fecha publicación   
21-12-2014




Toma de tramadol y riesgo de hospitalización por hipoglucemia en personas con dolor no canceroso-> El inicio del tratamiento con tramadol se asocia con un mayor riesgo de hipoglucemia que requiere hospitalización. Se necesitan estudios adicionales para confirmar este efecto adverso poco frecuente pero potencialmente fatal.
Jama Intern Med, 08/12/2014 "Tramadol Use and the Risk of Hospitalization for Hypoglycemia in Patients With Noncancer Pain"
Importancia: El tramadol es un analgésico opioide débil cuyo uso ha aumentado rápidamente, y se ha asociado con eventos adversos de hipoglucemia. Objetivo: Evaluar si el uso de tramadol, cuando se compara con el uso de codeína, se asocia con un mayor riesgo de hospitalización por hipoglucemia. Diseño, lugar y participantes: Se llevó a cabo un análisis de casos y controles en el United Kingdom Clinical Practice Research Datalink unido al Hospital Episodes Statistics de todos los pacientes recién tratados con tramadol o codeína para dolor no oncológico entre 1998 y 2012. También se realizaron análisis de cohortes y de casos cruzados para evaluar la consistencia de los resultados. Principales resultados y medidas: Los casos de hospitalización por hipoglucemia fueron emparejados con un máximo de 10 controles de edad, sexo y duración del seguimiento. Se calcularon los odds ratio (OR) y los intervalos de confianza del 95% (IC) que compararon el uso de tramadol con codeína. Un análisis de cohortes, con relaciones de puntuación elevada dimensión de tendencia ajustada por riesgo (HR) y sus IC del 95%, se realizó la comparación de tramadol con codeína en los primeros 30 días después del inicio del tratamiento. Por último, también se realizó un análisis de casos cruzados, en el que la exposición a tramadol en un período de riesgo de 30 días inmediatamente antes de la hospitalización por hipoglucemia se comparó con 11 períodos consecutivos de control de 30 días. La odds ratio y IC del 95% se calcularon mediante análisis de regresión logística condicional. Resultados: La cohorte incluyó 334.034 pacientes, de los cuales 1.105 fueron hospitalizados por hipoglucemia durante el seguimiento (incidencia, 0,7 por 1000 por año) y emparejado a 11.019 controles. En comparación con la codeína, el tramadol uso se asoció con un mayor riesgo de hospitalización por hipoglucemia (OR 1,52 [IC del 95%, 01.09 a 02.10]), especialmente elevada en los primeros 30 días de uso (OR, IC 2,61 [95%, 1,61 -4,23]). Este aumento del riesgo de 30 días se confirmó en la cohorte (HR 3,60, [IC 95%, 1,56-8,34]) y el análisis de casos cruzados (OR 3,80 [IC 95%, 2,64-5,47]). Conclusiones y relevancia: El inicio de la terapia tramadol se asocia con un mayor riesgo de hipoglucemia que requiere hospitalización. Se necesitan estudios adicionales para confirmar este efecto adverso poco frecuente pero potencialmente fatal.

Fecha publicación   
05-10-2014




Riesgos del tratamiento con opiáceos para el dolor crónico no cancerígeno-> Un documento de posición de la Academia Americana de Neurología sugiere que los riesgos del tratamiento crónico con opiáceos para algunas enfermedades crónicas, tales como dolor de cabeza, la fibromialgia y el dolor crónico de la parte baja de la espalda, pueden superar a los beneficios. También sugiere que si la dosis diaria es superior a 80 a 120 mg / d de una dosis equivalente a la morfina, se recomienda consultar con un especialista en el manejo del dolor.
Neurology, 30/09/2014 "Opioids for chronic noncancer pain. A position paper of the American Academy of Neurology"
El Subcomité para la Seguridad del Paciente pidió una revisión de los temas de ciencia y de política sobre la rápida aparición de la epidemia de salud pública de la morbilidad y la mortalidad relacionada con la prescripción de opiáceos en los Estados Unidos. Más de 100.000 personas han muerto, directa o indirectamente, con los opiáceos recetados en los Estados Unidos, desde el cambio de las políticas en la década de 1990. En el grupo de mayor riesgo (edad 35-54 años), estas muertes han superado a la mortalidad por armas de fuego y accidentes de tráfico juntos. Considerando que no existe evidencia de un alivio significativo del dolor a corto plazo, no hay evidencia sustancial para el mantenimiento de alivio del dolor o la mejora de la función durante largos períodos de tiempo sin incurrir en grave riesgo de sobredosis, dependencia o adicción. Los objetivos del artículo son revisar lo siguiente: (1) las claves del inicio de la epidemia; (2) la evidencia de la seguridad y la eficacia de los opiáceos para el dolor crónico; (3) las respuestas federales y la política a nivel del Estado; y (4) las recomendaciones para la práctica de los neurólogos para aumentar las precauciones y mejores prácticas universales para alcanzar una mayor probabilidad de mejorar el uso eficaz y seguro de los opiáceos y para reducir la probabilidad de eventos adversos y sobredosis graves.

Fecha publicación   
13-04-2014




Utilidad de la estimulación eléctrica cerebral sin cirugía para el dolor crónico-> Pruebas de baja calidad sugieren que la EMTr de baja frecuencia y la EMTr aplicada en zonas pre-frontales del cerebro no son eficaces, pero que una sola dosis de estimulación de alta frecuencia de la área de la corteza motora del cerebro proporciona alivio del dolor a corto plazo. Los estudios con múltiples sesiones de EMTr produjeron resultados contradictorios sin efecto global cuando se combinaron los resultados de estos estudios. No parece que el CES o la tDCS sean tratamientos eficaces para el dolor crónico. Un único estudio pequeño de rince proporcionó evidencia de muy baja calidad de un efecto a corto plazo sobre el dolor. Para todas las formas de estimulación, la evidencia no es concluyente y se mantiene la incertidumbre.
Rev Cochram, 11/04/2014 "Stimulating the brain without surgery in the management of chronic pain"
Varios dispositivos disponibles pueden estimular eléctricamente el cerebro sin la necesidad de cirugía o cualquier tratamiento invasivo con el fin de controlar el dolor crónico. Hay cuatro tipos principales de tratamiento: la estimulación magnética transcraneal repetitiva (EMTr) en la que el cerebro es estimulado por una bobina aplicada al cuero cabelludo, la estimulación de electroterapia craneal (CES) en la que los electrodos se sujetan a las orejas o se aplican al cuero cabelludo, la estimulación por corriente transcraneal directa (tDCS) y la electroestimulación por impedancia reducida cortical no invasiva (rince) en la que se aplican electrodos en el cuero cabelludo. Estos se han utilizado para tratar de reducir el dolor mediante el objetivo de alterar la actividad del cerebro, pero la eficacia de estos tratamientos es incierta. Esta actualización de la revisión incluyó 56 estudios: 30 de EMTr, 11 de CES, 14 de tDCS y uno de rince. Juzgamos sólo tres estudios con un bajo riesgo de sesgo. Las pruebas de baja o muy baja calidad sugieren que la EMTr de baja frecuencia y la EMTr aplicada en zonas pre-frontales del cerebro no son eficaces, pero que una sola dosis de estimulación de alta frecuencia de la área de la corteza motora del cerebro proporciona alivio del dolor a corto plazo. Este efecto parece ser pequeño y puede ser exagerado por el número de fuentes de sesgo. Los estudios que dieron múltiples sesiones de tratamiento de EMTr produjeron resultados contradictorios sin efecto global que se ve cuando se combinaron los resultados de estos estudios. La mayoría de los estudios sobre la EMTr son pequeños y existe una variación considerable entre los estudios en cuanto a los métodos de tratamiento utilizados. Las pruebas de baja calidad no sugieren que el CES o la tDCS sean tratamientos eficaces para el dolor crónico. Un único estudio pequeño de rince proporcionó evidencia de muy baja calidad de un efecto a corto plazo sobre el dolor. Para todas las formas de estimulación, la evidencia no es concluyente y se mantiene la incertidumbre. El informe de los efectos secundarios variaron entre los estudios. De los estudios que reportaron claramente efectos secundarios, por lo general se reportaron efectos secundarios de corta duración y de importancia menor, tales como dolor de cabeza, náuseas e irritación de la piel, tanto después de la estimulación real como de la falsa. Hubo dos informes de convulsión siguientes a rTMS real. Si bien las conclusiones generales de la EMTr y CES no han cambiado sustancialmente, la adición de estas nuevas pruebas y la aplicación del sistema GRADE ha modificado algunos de nuestra interpretación. Los lectores anteriores deben volver a leer esta actualización. Se requieren más estudios de riguroso diseño y tamaño adecuados para evaluar con precisión todas las formas de estimulación cerebral no invasiva para el tratamiento del dolor crónico.

Fecha publicación   
16-02-2014




Utilidad de los antivirales para prevenir el dolor después del herpes zoster (neuralgia post-herpética)-> El aciclovir oral es ineficaz para reducir la incidencia de la neuralgia post-herpética y no hay suficiente evidencia sobre otros tratamientos antivirales. Son necesarios más ensayos bien diseñados de famciclovir u otros nuevos agentes antivirales con un mayor número de participantes.
Rev Cochram, 06/02/2014 "Antiviral treatment for preventing nerve pain after shingles (postherpetic neuralgia)" 
Pregunta de revisión: Revisamos la evidencia sobre el efecto de los medicamentos antivirales para la prevención de la neuralgia postherpética (NPH). La NPH es una condición dolorosa que puede ocurrir después de la culebrilla (herpes zoster) en la zona donde se produjo la erupción. Muchas personas con NPH encuentran que los tratamientos sólo funcionan un poco o nada en absoluto. Por lo tanto, la atención se ha dirigido a detener el desarrollo de la NPH. Algunas personas sugieren que los medicamentos que se dirigen al virus que causa el herpes zoster (medicamentos antivirales), dado en el momento de la erupción, podrían prevenir la NPH. El objetivo de esta revisión fue evaluar la si los medicamentos antivirales son capaces de prevenir la NPH. Características del estudio: Se identificaron seis ensayos clínicos que cumplieron con los estándares para la inclusión en la revisión. Se incluyeron un total de 1.319 participantes. Medida principal sobre si los medicamentos antivirales funcionan en la prevención de la NPH sería si la NPH se había desarrollado seis meses después de un primer ataque de herpes zoster (algunos de los estudios incluidos de aciclovir mide NPH a los cuatro meses). Principales resultados y calidad de la evidencia: El aAciclovir, que es un medicamento antiviral, se utilizó en cinco ensayos (900 participantes) y no fue mejor que un placebo (píldora falsa) en la prevención de la NPH. En el otro ensayo (419 participantes), el famciclovir, que es otro medicamento antiviral, no fue mejor que el placebo en la prevención del dolor después de la cicatrización de la erupción de las lesiones. El número de efectos secundarios con aciclovir y famciclovir no fue muy diferente del número con el placebo. Los ensayos no tienen grandes problemas de diseño o de conducta de los resultados que produjeran duda, aunque la mayoría de los informes no proporcionaron suficiente información para evaluar plenamente todos los aspectos. Llegamos a la conclusión de que, según pruebas de alta calidad, el aciclovir oral fue ineficaz para reducir la incidencia de la NPH y no hay suficiente evidencia sobre otros tratamientos antivirales. Es necesario que haya más ensayos bien diseñados de famciclovir u otros nuevos agentes antivirales con un mayor número de participantes. Los ensayos futuros deben prestar más atención a la gravedad del dolor y la calidad de vida de los participantes, y deben incluir los diferentes grupos de personas, como los que han bajado la inmunidad.

Fecha publicación   
25-10-2013




Utilidad del naproxeno a dosis de 500 o 825 mg para la migraña-> El naproxeno no es un buen fármaco para el tratamiento de la migraña a las dosis utilizadas en los estudio de 500 mg o 825 mg.
Rev Cochram, 20/10/2013 "Naproxen for acute migraine in adults"
El naproxeno fue más eficaz que el placebo para aliviar la migraña en adultos, pero sólo débilmente. En el dolor de cabeza descrito como moderado o grave, alrededor de 2 de cada 10 personas (17%) estaban libres de dolor a las dos horas cuando son tratados con naproxeno. Sin embargo, alrededor de 1 de 10 (8 %) estaban libres de dolor a las dos horas cuando son tratados con placebo. Casi 5 de cada 10 tenían algún alivio de la cefalea con naproxeno, y 3 de cada 10 con el placebo. Naproxeno no es tan bueno como algunos otros medicamentos como el ibuprofeno o sumatriptan. Más mareos, sensaciones de hormigueo (parestesias), sueño (somnolencia), náuseas, indigestión (dispepsia), sequedad de boca y dolor abdominal fueron reportados con la dosis 825 mg . Estos efectos fueron en general de leve a moderada severidad y rara vez dieron lugar a la retirada de los estudios. Hemos encontrado que el naproxeno no es un buen fármaco para el tratamiento de la migraña a las dosis de 500 mg o 825 mg utilizadas en los estudios.

Fecha publicación   
19-10-2013




Utilidad de la pregabalina (medicamento anticonvulsivante) para la fibromialgia-> En los pacientes con fibromialgia tratados se aprecian modestas mejorías en el dolor, estado general, fatiga y sueño, con un 8% de efectos secundarios no graves siendo el más frecuente el mareo (28%).
Rev Cochram, 16/10/2013 "Anticonvulsants for fibromyalgia"
¿Qué es la fibromialgia (FM) y cuáles son los anticonvulsivantes? Las personas con FM sufren de dolor crónico generalizado, problemas de sueño y fatiga. No hay cura para la FM en la actualidad. Los tratamientos tienen como objetivo aliviar los síntomas y mejorar la calidad de vida. Los anticonvulsivantes son medicamentos que ayudan a las personas con crisis epilépticas. Las neuronas son las células que envían mensajes al cerebro. Por ejemplo, algunas neuronas envían mensajes acerca de la luz, el sonido o el tacto al cerebro. Si algo sale mal y las neuronas envían demasiados mensajes rápidamente, entonces las personas pueden sentir dolor con más fuerza. Los anticonvulsivantes pueden ayudar a disminuir la excitación de las neuronas en la médula espinal y el cerebro. Algunos anticonvulsivantes pueden reducir el dolor y los trastornos del sueño en el dolor crónico debido a daños en los nervios y pueden estabilizar el estado de ánimo en personas con trastornos de ansiedad y depresivos. Las personas con fibromialgia pueden tener más actividad cerebral y reacciones más fuertes con el estímulo de los sentidos, por lo que los anticonvulsivantes podrían ayudar con eso. La pregabalina está aprobada para su uso en los pacientes con FM en la mayoría de los países del Norte y del Sur y Asia, pero no en Europa. Las mejores estimaciones de lo que sucede a las personas con FM cuando toman pregabalina:
Dolor: - 9 personas de 100 que tomaron pregabalina alcanzaron el 50 % o más de reducción del dolor respecto de las personas que tomaron medicamentos placebos (9 % de mejoría absoluta). - 23 de cada 100 personas redujeron su dolor en un 50 % o más cuando tomaron pregabalina en comparación con 14 de cada 100 personas que tomaron un medicamento placebo.
Estado general: - 11 personas de 100 pacientes que tomaron pregabalina mejoraron "mucho" y "más que mucho" a nivel global que las personas que tomaron medicamentos placebos (12 % de mejoría absoluta). - 39 de cada 100 personas mejoraron 'mucho' y 'más que mucho' a nivel mundial cuando tomaron pregabalina en comparación con 28 de cada 100 personas que tomaron un medicamento placebo.
Fatiga (medida en una escala de 1 a 50): - Las personas que tomaron pregabalina registraron una ligera reducción de la fatiga (2,7 % de mejoría absoluta) respecto de las personas que tomaron un medicamento placebo. - Las personas que tomaron pregabalina calificaron su fatiga, 34,6 en comparación con el 35,6 de las personas que tomaron un medicamento placebo. 
Problemas de sueño (medido en una escala de 0 a 100): - Las personas que tomaron pregabalina reportaron una reducción de los problemas del sueño (6,2 % de mejoría absoluta) respecto de las personas que tomaron un medicamento placebo. - Las personas que tomaron pregabalina tuvieron problemas con el sueño en el 54,9 frente al 58,6 de las personas que tomaron medicamentos placebo.
Detención de la medicación debido a efectos secundarios: - 7 personas más de cada 100 dejaron de pregabalina en comparación con los medicamentos placebo debido a los efectos secundarios (8 % absoluto deterioro). - 18 de cada 100 personas que tomaron anticonvulsivos dejaron la medicación debido a efectos secundarios en comparación con 11 de cada 100 personas que tomaron un medicamento placebo.
Los efectos secundarios graves: - No hubo diferencias entre pregabalina (5,2 % ) y los medicamentos placebos (4,1 %) en el número de eventos adversos graves. 
Mareo: - 24 personas más de cada 100 informaron de mareos como efecto secundario del tratamiento con pregabalina (28 % deterioro absoluto). - 35 de cada 100 personas que tomaron pregabalina reportaron mareos como efecto secundario en comparación con 11 de cada 100 personas que tomaron un medicamento placebo.

Fecha publicación   
14-05-2013




Hacer tres preguntas simples a los pacientes con dolor musculoesquelético no inflamatorio mejora la capacidad de los médicos de atención primaria para predecir a qué pacientes continuarán con dolor 6 meses más tarde -> Los tres indicadores pronósticos más importantes fueron la duración del episodio de dolor, la interferencia del dolor con las actividades diarias y la presencia de dolor en múltiples lugares.
JAMA Intern Med, 13/05/2013 "Point-of-Care Prognosis for Common Musculoskeletal Pain in Older Adults".
Importancia: En muchos sitios específicos, se han publicado modelos de riesgo multivariable para predecir el resultado de los problemas del dolor musculoesquelético. El contenido de la superposición de estos modelos sugieren un conjunto común de indicadores genéricos adecuados para su uso en la atención primaria. Objetivo: Investigar si una breve serie de indicadores pronósticos genéricos puede predecir el resultado del dolor músculo-esquelético en pacientes mayores que acuden a los médicos generales. Diseño, escenario y participantes: Estudio de cohorte prospectivo  observacional realizado entre el 1 de septiembre de 2006 y el 31 de marzo de 2007, de pacientes de 50 años de edad o más, edad con dolor musculoesquelético no inflamatorio de 5 prácticas de médicos generales en el Reino Unido. Principales medidas de resultado: Durante la consulta, el médico estudiado evalúa y registra 5 prácticas genéricas breves (duración del episodio de dolor actual, intensidad del dolor actual, la interferencia del dolor con las actividades diarias, la presencia de dolor en múltiples sitios y un cribado ultracorto de depresión) y grabaron su juicio pronóstico global. El resultado primario fue la mejoría evaluada por el paciente, que se midió 6 meses después de la consulta y la validación cruzada con medidas repetidas de hasta 3 años. Resultados: Un total de 194 (48,1%) de los 403 participantes fueron clasificados como resultado desfavorable a los 6 meses. La inclusión de 3 indicadores pronósticos genéricos (duración del presente episodio de dolor, interferencia del dolor con las actividades diarias y la presencia de dolor en múltiples sitios) en el modelo pronóstico mejoró la confianza en el juicio de previsión médico '(estadístico C = 0,72 vs 0,62; reclasificación neta index = 0,136; porcentaje correctamente clasificado = 69%). La mejora en la precisión de los pronósticos se debió a la corrección de la tendencia hacia los médicos expectativas demasiado optimistas de los resultados. Conclusiones y relevancia: Tres variables de información fáciles de obtener seguidos del registro sistemático del juicio de previsión de los médicos generales proporcionan una evaluación genérica sencilla del pronóstico en la atención en las personas mayores que presentan problemas musculoesqueléticos en las prácticas de atención primaria en el Reino Unido. Tal evaluación ofrece una base común para investigar la utilidad de la estratificación pronóstica para la gestión de guía en la consulta a través de una gama de condiciones dolorosas comunes.

Fecha publicación  
28-03-2013




Eficacia de las terapias psicológicas para ayudar a las personas con dolor crónico -> La terapia cognitivo-conductual parece superior a la terapia de conducta para reducir el estado de ánimo negativo (depresión y ansiedad), la discapacidad, el pensamiento catastrófico, y en algunos casos el dolor. No se sabe lo suficiente sobre qué tipo de tratamiento es mejor para cada persona.
Rev Cochram, 28/02/2013 "Psychological therapy for adults with longstanding distressing pain and disability".
Muchas personas tienen dolores que duran mucho tiempo, dolores que no se alivian con medicamentos, cirugía o terapia física. La búsqueda de un diagnóstico para el alivio del dolor es a menudo larga y desalentadora e incluso perjudicial. Para algunas personas, el dolor conduce al aislamiento discapacidad, depresión, ansiedad y social. También se asocia con una tendencia a experimentar que el dolor les arruina la vida, como una catástrofe que es imposible de controlar. Estos cambios importantes en la vida no son inevitables y se cree que son al menos parcialmente reversibles con un tratamiento que tiene como objetivo reducir la discapacidad y la angustia a pesar del dolor continuo. El tratamiento se basa en sólidos principios psicológicos que se han desarrollado en más de 40 años de uso clínico. Nuestra búsqueda encontró 42 ensayos de tratamientos que cumplieron con los criterios, pero sólo el 35 proporcionaron datos en una forma que pueda ser utilizada. Los dos tipos principales de tratamiento psicológico se llaman terapia cognitivo-conductual (TCC) y terapia de conducta. Ambas se centran en ayudar a la gente a cambiar el comportamiento que mantiene o empeora el dolor, la discapacidad, la angustia y el pensamiento catastrófico; la TCC también se dirige directamente a los pensamientos y sentimientos que son un problema para las personas con dolor persistente. Se ensayaron los efectos de estos dos tratamientos en el dolor, la discapacidad, el estado de ánimo y el pensamiento catastrófico inmediatamente después del tratamiento, y después de seis meses. En los ensayos que compararon la TCC con ningún tratamiento se encontraron beneficios de pequeños a moderados, más para el pensamiento sobre la discapacidad, el estado de ánimo y pensamiento catastrófico que para el dolor. Algunos de éstos efectos eran todavía positivos seis meses más tarde. La terapia de comportamiento obtuvo solo beneficios breves. Las terapias psicológicas pueden ayudar a las personas con dolor crónico reducir el estado de ánimo negativo (depresión y ansiedad), la discapacidad, el pensamiento catastrófico, y en algunos casos el dolor,. Aunque el efecto general es positivo, no sabemos lo suficiente acerca de exactamente qué tipo de tratamiento es mejor para cada persona.

Fecha publicación  
05-02-2012




El tratamiento precoz de la migraña con aura mediante estimulación magnética transcraneal (EMT) produjo una mayor supresión del dolor a las 2 h en comparación con la falsa estimulación, y se mantuvo 48 h después del tratamiento.
The Lancet Neurology, 04/03/2010, “Single-pulse transcranial magnetic stimulation for acute treatment of migraine with aura: a randomised, double-blind, parallel-group, sham-controlled trial”.
Ensayo aleatorizado, doble ciego, de grupos paralelos, en 18 centros de EE.UU, por intención de tratar. Se incluyeron 201 adultos de 18-68 años con migraña y aura visual. Las tasas de respuesta sin dolor después de 2 horas fueron significativamente mayores en los tratados con EMT (32/82 [39%]) que con la estimulación falsa (18/82 [22%]). Las tasas de respuesta de EMT se mantuvieron a las 24 y las 48 horas post-tratamiento. No se registraron eventos adversos graves relacionados con el dispositivo, y la incidencia y gravedad de otros eventos adversos fueron similares entre los EMT y la estimulación falsa.
http://www.thelancet.com/journals/laneur/article/PIIS1474-4422(10)70054-5/abstract

Fecha publicación  
18-12-2011




En la migraña y en la cefalea tensional episódica, independientemente de la intensidad del dolor, la aspirina es la primera opción de tratamiento.
Headache, 01/2012, “Aspirin is first-line treatment for migraine and episodic tension-type headache regardless of headache intensity”.
Hasta ahora se ha utilizado el tratamiento escalonado para el manejo de la migraña, es decir, tratamiento sintomático de primera línea, reservando los triptanes para aquellos en los que el primero es inefectivo. Por otra parte también se ha estratificado el tratamiento optando por el sintomático o triptanes de acuerdo a la gravedad de la enfermedad percibida. Se han revisado los datos de seis ensayos clínicos de aspirina en la migraña 1000 mg (N = 2079; 1165 cefalea moderada, 914 graves) y uno de aspirina 500 mg y 1000 en cefalea tensional episódica (N = 325, 180 moderados, 145 graves), sobre los resultados de intensidad de la cefalea de pre-tratamiento. Se concluye que, ni en la migraña ni en la cefalea tensional episódica, la intensidad de la cefalea antes del tratamiento puede predecir el éxito o fracaso de la aspirina.