Esgrima‎ > ‎

Equipamiento



La indumentaria del tirador tiene como principal finalidad protegerle.  Aunque no estan prohibidos otros colores (excepto el negro) habitualmente es blanca.                                             
  • careta: con un entramado de  hilos de 1 mm, con  mallas (el espacio entre hilos) de 2,1 mm, tiene una fijación trasera de seguridad y la barbada debe descender por debajo de la punta de la clavícula
  • guante: cubre la mano armada
  • chaqueta: de un tejido (kevlar) que no se puede perforar, debe tener como mínimo una resistencia de 350 Nw (en competiciones internacionales se exige una resistencia de 800 Nw)
  • protector de pecho: obligatorio para las mujeres, opcional para los hombres
  • pantalón: del mismo material que la chaqueta, debe ir ajustado por debajo de la rodilla
  • medias: deben cubrir la pierna hasta debajo del pantalón y llevadas de modo que no puedan caerse
  • zapatillas: no tienen que ser específicas para la práctica de esgrima, aunque es recomendable usarlas con suela antideslizante y que protejan de impactos la planta del pie
El equipamiento básico lo completan el arma y el pasante.

Aunque este es el equipamiento básico para la práctica de esgrima, la indumentaria necesaria para florete y sable tiene unas características propias.

El club te facilitará el material necesario para iniciarte, pero después deberás ir adquiriendo tu propio equipo.