Proyecto Accion Tutorial

PROYECTOS Y PROGRAMAS PARA EL DEPARTAMENTO DE ORIENTACIÓN

 DE UN INSTITUTO DE SECUNDARIA.

 
 

PROYECTO DE ACCIÓN TUTORIAL. 

 

Materiales elaborados por Leandro oseguera Lomeña
para el Departamento de Orientación del I. E. S. Leonardo da Vinci. Alicante.

 

 

  

INTRODUCCIÓN.

 

Como parte integrante del proyecto curricular es preciso elaborar un proyecto de acción tutorial que permita una amplia y apropiada atención a las necesidades de actuación de los tutores y sirva de vía para la realización de los procesos sistemáticos de orientación educativa, psicopedagógica y profesional.

Dicho proyecto tiene como referente los fines, principios y acuerdos del Proyecto Educativo y del Proyecto Curricular del Centro, y del Plan de Trabajo del Departamento.

Este proyecto deberá ser concretado anualmente en un Plan de Actividades a presentar, como propuesta del departamento de orientación, ante la C. C. P. Con idéntico criterio habrá de realizar una valoración y memoria final en la que se presenten las propuestas de mejora pertinentes.

La tutoría y sus procesos de coordinación pedagógica y orientación educativa encuentran su fundamentación legal en la Ley Orgánica de Ordenación General del Sistema Educativo que señala en su preámbulo, párrafos 2 y 3:

"El objetivo primero y fundamental de la educación es el de proporcionar a los jóvenes de uno y otro sexo una formación plena que les permita conformar su propia identidad, ... Tal formación plena ha de ir dirigida al desarrollo de su capacidad para ejercer, de manera critica y en una sociedad axiológicamente plural, la libertad, la tolerancia y la solidaridad"

"En la educación se transmiten y ejercitan los valores que hacen posible la vida en sociedad, singularmente el respeto a todos los derechos y libertades fundamentales, se adquieren los hábitos de convivencia democrática y de respeto mutuo, se prepara para la participación responsable en las distintas actividades e instancias sociales"

Es evidente que para conseguir estos fines educativos se necesita una labor coordinada de todos los profesores y, por tanto, de un coordinador de las actividades educativas para un grupo-clase, esa responsabilidad de coordinación pedagógica corresponde al tutor o tutora de ese grupo de alumnos.

También la LOGSE en su articulo 2.3, más concretamente, en su apartado g, dice que:

"La actividad educativa se desarrollara atendiendo a los siguientes principios: (...) g. La atención psicopedagógica y la orientación educativa y profesional. (...)"

El tutor será, pues, el encargado de esta orientación, para ello contará con la colaboración del resto de profesores, con el apoyo del departamento de orientación y con el asesoramiento del Servicio Psicopedagógico Escolar de su centro.

La LOGSE establece en su Art. 60.1. que:

"La tutoría y la orientación de los alumnos formará parte de la función docente"

Por ultimo, en la LOGSE se afirma en el párrafo 41 de su preámbulo que:

"Asegurar la calidad de la enseñanza es uno de los retos fundamentales de la educación del futuro"

En esta mejora de la calidad de la enseñanza tiene un gran papel el tutor como responsable directo de un curso.

La Educación Secundaria Obligatoria es una etapa terminal y, por tanto, tiene un fuerte componente orientador que se dirige a permitir a los alumnos y alumnas ir descubriendo sus intereses y aptitudes, a fin de capacitarles para una elección correcta en relación a sus estudios futuros. Si bien en esta tarea orientadora todo el profesorado ha de colaborar, corresponde al tutor o tutora la coordinación de estas actividades.

El derecho de los alumnos a recibir orientación escolar y profesional se ve reforzado por La Ley Orgánica 8/1985, de 3 de julio, reguladora del Derecho a la Educación en su articulo sexto y por el Decreto 246/1991, de 23 de diciembre, del Consell de la Generalitat Valencia, sobre los derechos y deberes de los alumnos.

Por su parte en las Ordenes sobre instrucciones por las que se regula la organización y funcionamiento de los centros se detalla y desarrolla la figura del tutor, sus funciones, horario y forma de nombramiento.

Con el fin de desarrollar nuestro proyecto curricular sobre la acción tutorial, estructuraremos las tareas propias del tutor en los siguientes ámbitos de actuación.

 

FINES DE LOS ÁMBITOS DE LA ACCIÓN TUTORIAL.

 

PROGRAMA DE COORDINACIÓN PEDAGÓGICA

1. Coordinar la labor educativa del equipo de profesores.

2. Realizar el seguimiento pedagógico de su alumnado; cumplimentar, registrar y custodiar su documentación académica.

3. Informar al equipo educativo de los datos de interés recogidos sobre sus alumnos.

4. Coordinar los procesos de adaptación curricular y de atención a la diversidad.

 

PROGRAMA DE ATENCIÓN A LA FAMILIAS.

1. Informar y asesorar a los alumnos y alumnas y a sus padres sobre la evolución de sus estudios y sobre los medios y posibilidades de mejora que se encuentran a su alcance.

2. Establecer una relación de colaboración familia - centro educativo lo mas amplia posible. Informar periódicamente a las familias, realizar entrevistas de información y asesoramiento de forma sistemática y a petición de los padres.

3. Orientar, con la colaboración del departamento de orientación, a las familias de ANEE. sobre sus procesos de integración, adaptación curricular y transición a la vida activa.

 

PROGRAMA DE ATENCIÓN AL GRUPO DE ALUMNOS.

1. Impulsar la vida interna del grupo, aportando oportunidades de formación personal y grupal.

2. Facilitar al alumnado la toma de conciencia de sus dificultades a fin de lograr que se comprometa en su mejora personal, y se motive por mejorar su rendimiento y actividad educativa.

3. Contribuir a la mejora del rendimiento en el estudio asesorando a los alumnos sobre técnicas de estudio y trabajo intelectual y sobre medios para su mejora personal.

4. Orientar vocacional y profesionalmente a los alumnos y alumnas de su tutoría.

5. Coordinar los procesos de atención e integración de las necesidades educativas del grupo y de las individuales.

 

PROGRAMA DE ASESORÍA INDIVIDUAL.

1. Llevar a cabo los procesos de asesoría individualizada que se precisen, realizando de forma personalizada actividades completarías para atender mejor los objetivos del programa de atención al grupo.

2. Realizar un seguimiento individualizado de las necesidades y conductas de cada alumno de su grupo.

3. Atender las necesidades individuales de asesoría y apoyo personal.

 

ORIENTACIONES METODOLÓGICAS.

 

Además de los principios mencionados en el Proyecto de Funcionamiento y Evaluación y en el Proyecto de Orientación, en la acción tutorial hay unos principios metodológicos rectores que permiten dotarla de coherencia interna.

 

PRINCIPIOS ESPECÍFICOS DE LA ACCIÓN TUTORIAL.

 

· METODOLOGÍA ACTIVA Y PARTICIPATIVA.

A través de la actividad y participación del alumnado propiciaremos un rico intercambio de opiniones, experiencias y valores, colaborando a la resolución de conflictos, a la toma de decisiones colectivas e individuales y favoreciendo su progresiva madurez.

A ello debemos añadir el valor intrínseco que la participación tiene en la formación de miembros activos y comprometidos de una colectividad.

Todo ello en una ambiente de acogimiento y participación libre y respetuosa.

 

· ACTIVIDADES FLEXIBLES Y CON CARÁCTER ABIERTO.

Las actividades que se realicen tendrán un carácter abierto de forma que permitan su continua adaptación a las demandas e inquietudes del alumnado, aunque siempre se habrá de garantizar la atención al mínimo de objetivos señalados en cada uno de los ámbitos de la acción tutorial.

En consecuencia se dará más importancia a la consecución de los objetivos formativos que a los contenidos o actividades, más a lo qué estos pretenden conseguir que a cuando y de que forma se realizan. Siempre regidos por un criterio de adaptación a las necesidades y demandas del grupo de alumnos, con preferencia a un programa cerrado de actividades.

 

· PRINCIPIOS SOBRE EVALUACIÓN.

Evidentemente en la acción tutorial no se debe solo considerar la evaluación de tipo externo (del tutor sobre el alumno), sino que, más bien, se ha de primar la autoevaluación, tanto individual como grupal, que permita al alumnado percatarse de sus dificultades y comprometerse en su mejora con una actitud de superación continua.

Con esa autoevaluación pretenderemos, también, favorecer el desarrollo de la madurez personal de nuestros alumnos y alumnas, la toma de conciencia de la necesidad de mejorar y la formulación de un compromiso de mejora.

La evaluación no se circunscribirá al alumnado, sino que en la acción tutorial adquiere una gran importancia la evaluación de las actividades realizadas, de los programas y procesos tanto de los evidentes y manifiestos como de los internos y no manifestados por el grupo.

 

· PARTICIPACIÓN Y COOPERACIÓN DE TODO EL EQUIPO EDUCATIVO.

La educación ha dejado de ser labor de un solo profesor, para pasar a ser la labor de un equipo de educadores coordinados.

Principios como la interdisciplinaridad, la inclusión en las áreas de contenidos transversales, la evaluación integrada y colegiada, etc. exigen la coordinación entre los profesores y profesoras que imparten su docencia a un grupo-clase.

El equipo de profesores y profesoras se debe considerar como un todo encargado de la educación de su alumnado. Que se apoya en la participación y cooperación de todos para la dirección del aprendizaje.

El equipo es corresponsable en las tareas que le compete, tanto de programación, de docencia y control de los alumnos y de evaluación, como de recuperación de aprendizajes y de revisión y mejora de programas.

 

· OBJETIVIDAD Y SISTEMATIZACIÓN EN EL SEGUIMIENTO DEL ALUMNADO.

Aunque cada profesor o profesora sea responsable del seguimiento de su alumnado dentro de su área, es evidente que es necesario contar con un responsable de conformar todas las informaciones y valoraciones que se produzcan con el fin de coadyuvar a una mejor dirección de su aprendizaje.

La tarea de seguimiento del alumnado se regirá por criterios de objetividad y sistematización a fin da garantizar que en todo momento se dispone de la información precisa y de que está se encuentra contrastada y es fiable.

 

· CONFIDENCIALIDAD DE LOS DATOS RECOGIDOS.

Los datos recogidos tendrán carácter confidencial, reservándose su uso a los miembros del equipo. Sólo se registrarán en el expediente del alumnado los datos que dicho expediente señale. El derecho a la reserva de la intimidad personal deberá ser respetado al máximo.

 

· LA FINALIDAD DEL SEGUIMIENTO Y LA COORDINACIÓN ES LA ORIENTACIÓN Y DIRECCIÓN DEL APRENDIZAJE.

El fin de este proceso de seguimiento es contribuir a la fundamentación de una correcta orientación del aprendizaje de cada alumno y, en su caso, para orientar a las familias.

 

· RESPETO Y COLABORACIÓN MUTUA EN LA RELACIÓN FAMILIA - CENTRO.

Toda relación familia - centro se fundamentara en el respeto y en la colaboración mutua. A partir de la realidad concreta de cada familia y de sus posibilidades el tutor o tutora deberá intentar establecer vínculos de colaboración y apoyo con los padres de sus alumnos.

 

· EL TUTOR COMO GUÍA Y ORIENTADOR DE SU GRUPO Y DE SUS ALUMNOS CONSIDERADOS INDIVIDUALMENTE.

Al tutor como coordinador de un grupo le corresponde ser guía y orientador de la actividad del mismo, buscando favorecer la toma de conciencia por parte del grupo y del alumnado de sus problemas y dinámicas internas.

Para ello dará preeminencia al refuerzo positivo (tendente a incrementar las conductas deseables) frente al refuerzo negativo (dirigido a hacer disminuir las no deseadas). Destacar los éxitos y resaltar los avances y logros será el mejor instrumento para la guía del grupo.

Las relaciones tutor - alumno se basaran en la empatía, en la aceptación, comprensión y apoyo ante sus conductas y ante sus esfuerzos, tentativas y dificultades para madurar.

El ambiente en estas actividades deberá ser lúdico, abierto, flexible y espontáneo. Lo más importante es la vivencia, el intercambio libre de opiniones y experiencias.

En todas las actividades se primará la participación del alumnado. Importando más conseguir su implicación en la actividad que finalizar la actividad tal como se planificó.

La toma de conciencia por parte del grupo y del alumnado de sus problemáticas y dinámicas internas, no generara frustraciones o enfrentamientos de difícil control.

 

OBJETIVOS DE LA ACCIÓN TUTORIAL.

 

· Para con el Programa de Coordinación Pedagógica del equipo de profesores:

- Coordinar la labor educativa del equipo y la realización de los acuerdos que se tomen encaminados a la mejora de la misma.

- Coordinar los procesos grupales de evaluación.

- Colaborar con el resto de profesores y profesoras en los problemas académicos, disciplinarios, etc. de su alumnado.

- Mantener informado al resto del equipo de las características e incidencias académicas de su alumnado.

- Coordinar los procesos de adaptación curricular y de atención a la diversidad.

- Mantener la relación y colaboración con el departamento de orientación.

- Representar ante los padres al equipo de profesores.

- Contribuir junto al departamento de orientación al mantenimiento de la colaboración con instituciones concurrentes.

 

· Para con seguimiento académico y su registro burocrático son:

- Recabar la información que del alumno sea conveniente conocer para la orientación de su aprendizaje.

- Cumplimentar, registrar y custodiar la documentación académica del alumnado y, en caso de traslado del alumno, comunicarla al centro de destino.

- Informar al resto de profesores y, en su caso, a los padres sobre los datos recabados.

- Informar y asesorar a los alumnos/alumnas y a sus padres de la evolución en sus estudios y de sus posibilidades de mejora.

 

· Para con el Programa de Atención a las Familias de sus alumnos:

- Establecer una relación de colaboración familia - centro lo mas amplia posible.

- Mantener de forma sistemática la relación familias - centro.

- Informar periódicamente a las familias sobre la marcha en los estudios de sus hijos.

- Realizar entrevistas sistemáticas y puntuales de información y asesoramiento con los padres según el programa aprobado para ello.

- Colaborar con el departamento de orientación en el asesoramiento a las familias de ANEE. sobre sus procesos de integración, adaptación curricular y transición a la vida activa.

 

· Para el Programa de Acción Tutorial en Grupo:

- Impulsar la vida interna del grupo proporcionando oportunidades de desarrollo personal y grupal.

- Propiciar un mayor grado de cohesión y colaboración entre el alumnado del curso.

- Contribuir a la mejora de los niveles de acogida, integración, comunicación, participación y organización grupal.

- Realizar actividades que les permitan ir madurando en la solución de sus conflictos.

- Contribuir a formar un clima de clase que favorezca la preservación de la disciplina.

- Favorecer la formación de actitudes de convivencia, tolerancia y participación.

- Aportar oportunidades para la mejora de la identidad y la autoestima, la reflexión y toma de compromisos personales.

- Contribuir a la mejora del rendimiento en el estudio.

- Asesorar a los alumnos sobre técnicas de trabajo intelectual y procesos de mejora.

- Prevenir el fracaso escolar. Contribuyendo a generalizar el estudio sistemático.

- Colaborar con el Programa de Orientación Vocacional y Profesional.

- Coordinar los procesos de atención e integración de las necesidades educativas del grupo y de las individuales.

 

· Para el Programa de Asesoría Individual.

- Llevar a cabo los procesos de asesoría individualizada que se precisen, realizando de forma personalizada actividades completarías al Programa de Atención al Grupo.

- Realizar un seguimiento individualizado de las necesidades y conductas de cada alumno de su grupo. Llevar el registro de estos seguimientos.

- Atender las necesidades individuales de asesoría y apoyo personal.

 

CRITERIOS ESPECÍFICOS DE EVALUACIÓN DEL PROYECTO.

 

Es preciso recordar que los criterios generales son los recogidos en el Proyecto de Funcionamiento y Evaluación del departamento; pero para este proyecto se tendrán además en cuenta estos criterios específicos:

* Cuantitativos:

a. Numero de familias y alumnos atendidos que han conseguido gracias a esa intervención una mejora de su situación inicial.

b. Numero de actividades del proyecto que se han realizado por curso o nivel, con alumnos (colectivas e individuales) y con padres.

c. Número de reuniones y acuerdos tomados en la coordinación pedagógica y funcionamiento de los mismos.

d. Estado y custodia de los requisitos administrativos y burocráticos de los alumnos.

e. Número de adaptaciones curriculares realizadas (para el grupo como acuerdo del equipo y para alumnos individuales)

f. Productos, materiales, finales elaborados que permanecen para años posteriores.

* Cualitativos:

a. Grado de satisfacción por las actividades realizadas tanto en el alumnado y sus familias como entre los profesores.

b. Nivel de funcionalidad y utilidad de las actividades diseñadas. Medido a criterio de los tutores, con recogida de propuestas de mejora.

c. Grado de adecuación de las actividades realizadas a los principios y orientaciones recogidos en el Proyecto Curricular del centro. Medido a criterio del Departamento de Orientación con la participación de los tutores implicados.

d. Grado de coordinación y coherencia interna de las actividades realizadas en relación al resto de contenidos de las áreas curriculares. Medido a criterio de la jefatura de estudios del centro.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

DEPARTAMENTO DE ORIENTACIÓN EN SECUNDARIA.

 

PROYECTO DE ACCIÓN TUTORIAL.

 

PROGRAMA DE ACCIÓN TUTORIAL EN GRUPO.

 

 

 

 

INTRODUCCIÓN.

 

Como parte integrante del Proyecto de Acción Tutorial es preciso consensuar un programa que nos permita llevar a cabo las tareas propias de la acción tutorial en grupo, aquellas que corresponden al horario semanal en el que el tutor permanece junto a todos sus alumnos.

La acción tutorial tiene con respecto a los alumnos dos vertientes esenciales: una colectiva de orientación y apoyo en grupo y otra personalizada de apoyo individual o en pequeño grupo (dos a cinco alumnos).

Está claro que los alumnos no sólo son cabezas a las que llenar de contenidos, sino que son personas que formar para que sean capaces de mantener una relación social eficaz en su medio, de realizarse como personas llevando a cabo su propio proyecto de vida, de enfrentarse a sus dificultades y necesidades, resolviendo los conflictos que en su desarrollo madurativo se presenten..

Es verdad que en todas las áreas del currículo se trabajan estos aspectos (valores, conductas y contenidos; pero, también, es cierto que en la tutoría encuentran un espacio idóneo para su desarrollo, dotado de plena flexibilidad y sin que se tenga que ver constreñido por un programa cerrado, por unas tareas y objetivos inamovibles.

La tutoría en grupo permite atender de forma inmediata las necesidades e inquietudes del alumnado, ajuntando sus actividades a aquellos objetivos y contenidos que en ese momento son más significativos y vitales para el alumno, de forma que éste pueda encontrar respuesta a sus inquietudes y necesidades, así como, solución a sus conflictos.

Es evidente que el equipo de profesores demandará del tutor una labora de apoyo en su tarea educativa, dicha tarea puede encontrar un espacio para su desarrollo tanto en la tutoría en grupo como en la personalizada.

 

ESTRATEGIAS ACONSEJADAS PARA AUMENTAR EL PODER DE REFERENCIA DEL TUTOR.

 

La primera nos viene dada por los principios y orientaciones metodológicas que se acordaron en el Proyecto de Acción Tutorial. El respetarlos y seguirlos será un medio muy útil para conseguir una acción tutorial eficaz y para contar con el aprecio y colaboración de los alumnos. No obstante estas otras actitudes o conductas pueden ser también de interés:

· Manifestar una clara disposición a querer cambiar decisiones y esquemas de funcionamiento según las necesidades y demandas del alumnado, consiguiendo al mismo tiempo transformarlas en una actividad educativa y facilitadora de los procesos de integración grupal y de maduración personal.

· Exteriorizar un interés franco por comprender a los alumnos desde sus puntos de vista, poniéndose en su lugar, comprendiendo sus inquietudes, sentimientos y demandas con el fin de poder atenderlas y encaminarlas, si fuera necesario, para el bien del proceso educativo o para el bien del propio alumno.

· Dar muestras de preferencia por un diálogo abierto, respetuoso, sincero, que no resulte excesivamente directivo y que por el contrario sirva para orientar al alumno en su búsqueda de alternativas y compromisos de actuación conducentes a resolver sus problemas.

· Apostar por la asunción de compromisos de actuación compartidos (alumnado - tutor), asumiendo el esfuerzo que estos pueden suponer y sus posibles éxitos como fracasos, sin que ello pueda suponer una dejación unilateral de ese compromiso a pesar de los reveses.

· Buscar despertar en el alumnado su deseo de participar, cambiar, mejorar...

· Desarrollar en todo momento un trabajo de equipo que permita, a través de la oportuna coordinación, la suma y convergencia de esfuerzos en la tarea educativa.

 

ACTITUDES O COMPORTAMIENTOS A EVITAR POR PARTE DEL TUTOR.

 

· Realizar una acción tutorial no planificada, ni sistemática, organizada alrededor de actividades aisladas y circunstanciales que no respondan a un plan de trabajo a medio plazo, que no supongan la suma progresiva de los logros de cada actividad en un programa dirigido a la consecución de objetivos más ambiciosos y con mayor proyección cara al futuro.

· Abandonar o dejarse rendir ante los incumplimientos, desaires, falta de interés del alumnado, muy al contrario hay que mostrar, en presencia de ellos, una evidente confianza en la consecución de los objetivos que nos habíamos propuestos.

· Responder inapropiadamente a las demandas y provocaciones del alumnado que pretendan contribuir a un incorrecto desarrollo de la acción tutorial, evitando la formación de barreras en el desarrollo del programa o la formación de actitudes defensivas en el alumnado.

 

PROPUESTA DE ACTIVIDADES.

 

Se ha afirmado que el programa de actividades ha de estar abierto a las demandas y necesidades del alumnado; pero al mismo tiempo que debe ser sistemático y congruente con unos objetivos definidos a medio y largo plazo. Con la intención de resolver esta paradoja hemos organizado las actividades en bloques de forma que respondan a un conjunto de objetivos conformados por un denominador común. Así se pretende poder introducir entre las sesiones de tutoría en grupo las que pudieran ser necesarias para atender las demandas del alumnado y conseguir, al mismo tiempo, esos objetivos previamente planificados.

 

PROGRAMA

OBJETIVOS QUE LO FUNDAMENTAN.

Integración Grupal.

* Facilitar oportunidades de integración, comunicación, participación grupal de forma que se genere un clima de clase favorable a la convivencia y al trabajo en grupo.

* Consolidar las cualidades de cohesión, identidad, cooperación... dentro del grupo.

* Facilitar la resolución de los conflictos dentro del grupo.

Mejora de la Imagen Personal.

* Facilitar la identificación de algunas características y rasgos personales.

* Incrementar la aceptación de los rasgos personales y de los del compañero, contribuyendo así al desarrollo de una actitud de tolerancia y aceptación de la diferencia interpersonal.

* Reforzar las actitudes de análisis personal y de aceptación de las valoraciones ajenas sobre uno mismo.

Técnicas de estudio.

* Contribuir a la mejora del rendimiento en el estudio.

* Asesorar a los alumnos sobre técnicas de estudio y trabajo intelectual y sobre procesos de mejora personal. Contribuyendo a generalizar el uso de las técnicas de estudio.

* Prevenir el fracaso escolar.

Debates.

* Servir de cauce para que los alumnos expresen y formen sus opiniones sobre temas de su interés.

* Preparar a los alumnos en la realización de debates ordenados.

* Mejorar su capacidad de expresión y razonamiento.

* Ejercitarse en técnicas de debate cooperativo.

Mejora de Capacidades.

* Servir de cauce para que los alumnos ejerciten sus capacidades de expresión, razonamiento y creatividad.

* Desarrollar en el alumnado el gusto por las actividades de reflexión y formación más o menos lúdicas.

Orientación Vocacional.

Dada su importancia se ha preferido hacer de ella un proyecto independiente.

 

Además se han preparado programas específicos para su uso en caso de que las necesidades del grupo así lo requieran, en cuyo caso el tutor podrá pedirlos al departamento de orientación para su aplicación con su grupo de alumnos, dichos programas son:

PROGRAMA

OBJETIVOS QUE LO FUNDAMENTAN.

Mejora de la actitud ante la convivencia en grupo.

* Hacer tomar conciencia al alumnado de su actitud y de las consecuencias de su conducta.

* Intentar llevarle a un compromiso de mejora en su conducta.

* Conseguir su colaboración con la convivencia en grupo.

Mejora de la actitud ante el estudio.

* Hacer tomar conciencia al alumnado de su actitud ante el estudio y las posibles consecuencias futuras que ello puede suponerle.

* Intentar llevarle a un compromiso de mejora en su actitud.

* Conseguir la formación de una actitud y un hábito de estudio sistemático y reflexivo.

Mejora del trabajo en grupo.

* Hacer tomar conciencia al alumnado de su actitud y conducta en el trabajo en grupo. Ventajas e inconvenientes que le suponen.

* Llevarle al compromiso de mejora de su colaboración en grupo.

* Conseguir la formación de una actitud y un trabajo en grupo: cooperativo y reflexivo.

Mejora de la autoestima personal.

(Programa complementario al de Imagen Personal, con una mayor incidencia en la autoestima)

* Hacer tomar conciencia al alumnado de sus características y posibilidades personales, de su imagen personal.

* Intentar llevarle a una actitud de superación personal permanente.

* Conseguir la formación de una actitud de aceptación, respeto y colaboración con los demás, con sus defectos y virtudes.

Mejora de las habilidades sociales.

* Hacer tomar conciencia al alumnado de la utilidad de unas buenas habilidades sociales para la convivencia y para la imagen personal.

* Intentar llevarle a un hábito de uso de esas habilidades.

* Conseguir la formación de una actitud de aceptación, respeto y colaboración con los demás, con sus defectos y virtudes.

Actividades de resolución de conflictos.

* Aportar oportunidades para aprender y ejercitarse en las estrategias de resolución de conflictos con situaciones ficticias.

* Propiciar la resolución de conflictos internos en el grupo.

 

NOTA: Los dos primeros programas pueden ser utilizados de forma individual o en pequeño grupo, según las necesidades de los alumnos, y no sólo en gran grupo.

 

 

 

DEPARTAMENTO DE ORIENTACIÓN EN SECUNDARIA.

 

PROYECTO DE ACCIÓN TUTORIAL.

 

PROGRAMA DE COORDINACIÓN PEDAGÓGICA.

 

 

 

 

INTRODUCCIÓN.

 

El Proyecto de Acción Tutorial lo hemos estructurado alrededor de varios programas, ordenados por ámbitos de actuación, con éste vamos a propiciar una actuación conjunta de todo el equipo educativo en aras a conseguir una mayor eficacia en nuestra labor educativa, a través de un proceso sistemático de coordinación pedagógica.

A lo largo de todos estos documentos hemos defendido el principio de que la orientación y, en consecuencia, también, la tutoría, no son responsabilidades exclusivas de unas pocas personas, sino más bien una tarea compartida en la que sólo se alcanzarán los objetivos que nos proponemos contando con la suma armonizada de todos los esfuerzos.

Al tutor le corresponde ese papel de coordinador y dinamizador del equipo educativo, en atención a las necesidades de sus alumnos y la vida académica que se vaya produciendo.

En este sentido debe organizar su tarea de coordinación con tres enfoques principales:

a. Preventivo, de situaciones que puedan generar conflictos o agravar los ya existentes, lo que supone una tarea previa de detección y conocimiento de las necesidades y características de sus alumnos, con el fin de coordinar los procesos educativos.

b. Regulador, de procesos educativos de forma que se atiendan las situaciones, necesidades y conflictos educativos que se produzcan en su grupo de alumnos,

c. De generación de dinámicas de coordinación educativa dentro del equipo educativo que ayuden a la mejora del proceso educativo y a la puesta en marcha con éxito de los programas y acuerdos que se implanten en su curso.

 

Sus objetivos y ámbitos de actuación propios son:

1. Coordinar la labor educativa del equipo de profesores y la realización de los acuerdos que se tomen encaminados a la mejora de la misma..

2. Coordinar los procesos grupales de evaluación y realizar el seguimiento pedagógico de su alumnado; cumplimentar, registrar y custodiar su documentación académica.

3. Mantener informado al resto del equipo de las características e incidencias académicas de su alumnado.

4. Colaborar con el resto de profesores y profesoras en los problemas académicos, disciplinarios, etc. de su alumnado.

5. Coordinar los procesos de adaptación curricular y de atención a la diversidad.

6. Mantener la relación y colaboración con el departamento de orientación y Contribuir de forma conjunta al mantenimiento de la colaboración con las instituciones concurrentes.

7. Representar ante los padres al equipo de profesores.

Lo que no supone la renuncia a cualquier otro ámbito que se considere de interés.

 

ELEMENTOS QUE FACILITAN LA COORDINACIÓN.

 

Y que por consiguiente es necesario desarrollar y estimular:

1. La inclusión en el proyecto educativo del centro de los acuerdos (fines, principios, compromisos de organización y coordinación, etc.) que favorecen el desarrollo de la acción tutorial y el compromiso prioritario por parte en el centro para su desarrollo.

2. La existencia de un programa de coordinación sistemático, consensuado, dotado de objetivos concretos y claros.

3. La unidad de criterios y principios de coordinación, evaluación y actuación conjunta entre todos los profesores del equipo.

4. La disponibilidad de recursos (medios y tiempos) y apoyos ante las dificultades por parte del resto de órganos de coordinación del centro (departamento de orientación, departamentos didácticos, equipo directivo, Comisión de Coordinación Pedagógica, etc.)

5. La continuidad a lo largo de los cursos en esa labor de coordinación por parte de los sucesivos equipos educativos.

Es evidente que la consecución de estos objetivos supera las posibilidades de unos pocos tutores y traslada, de este modo, la responsabilidad de ordenación y seguimiento de la coordinación a un órgano superior, la jefatura de estudios, que deberá contar en todo momento con el apoyo y asesoramiento del departamento de orientación.

 

PROPUESTA DE ACTIVIDADES.

 

· En el ámbito del seguimiento pedagógico de su alumnado (y de su burocracia); utilizaremos una carpeta por curso que siempre deberá permanecer en la Sala de Profesores al objeto de que pueda ser utilizada por cualquier profesor que pudiera necesitarla.

Objetivos y utilidad de las carpetas:

1. Disponer de un lugar para custodiar los documentos referidos al curso (listas de clase) y a las reuniones del equipo de profesores (actas y seguimientos).

2. Acondicionar un espacio para ordenar y custodiar los documentos del alumnado de un curso y de esta forma tenerlo a disposición en caso de ser necesario. (evaluaciones, control de asistencia, visitas de padres, etc.)

3. Mantener un sistema de registro acumulativo del alumno y de sus incidencias académicas durante su permanencia en nuestro centro.

En las bolsas de los alumnos se guardarán:

1- Cuestionarios iniciales del alumno (1º a 4º) y la prueba de evaluación inicial de 1º.

2- Informes finales de curso e informes del departamento de orientación, si los hay.

3- Informes de jefatura de estudios (faltas, partes y sanciones).

4- Documentos de Registro de Incidentes o de Entrevistas con los padres.

5- Justificantes de faltas.

6- Cualquier otro tipo de documento personal.

Además se añadirán tres bolsas iniciales en las que se incluirán:

a) las orientaciones de la carpeta y los documentos de registro (Originales de cuestionario inicial, acta de delegado, registro de incidentes críticos, entrevista con padres, modelos de partes de disciplina...)

b) La lista del curso, las notas del curso anterior de los alumnos y otros documentos: fotocopia del folio con las fotos de los alumnos, lista resumen de los alumnos que son repetidores, que tienen pendientes, con informes psicopedagógicos...). Información para el curso emitida por la jefatura de estudios, la dirección, etc.

c) Los informes y actas de las sesiones de coordinación y evaluación.

Se pretende que al final de curso todos los documentos útiles (Números 1,2, 3 y 4) de las bolsas individuales puedan permanecer en la carpeta con el fin de que puedan ser pasados al nuevo tutor del alumno y así poder mantener el registro acumulativo a lo largo de los años de permanencia en el centro del alumnado.

El tutor será responsable no sólo del mantenimiento y custodia de los documentos de esta carpeta sino también de Informar al equipo educativo de los datos de interés recogidos sobre sus alumnos.

En este ámbito debemos encuadrar todos los aspectos burocráticos (actas, boletines de notas, informes finales...) que exige la administración y que son propios del tutor, en cada uno de esos casos se deberá seguir las orientaciones y pautas emanadas por el órgano correspondiente.

Al inicio de curso el tutor, contando con la colaboración del departamento de orientación, jefatura de estudios y secretaria del centro, elaborará una lista de sus alumnos para su reparto entre el profesorado, en la que se señalarán las características del alumno: fecha de nacimiento, teléfono de contacto familiar, sí es repetidor, insuficientes del año anterior, datos significativos a tener en consideración... Además, los profesores recibirán una hoja con las fotos de todos los alumnos (estarán en la Guía del centro).

Antes de la primera reunión de coordinación del equipo educativo preparará en colaboración con el departamento de orientación una lista con la información, más ampliada, de la que se dispone para su reparto al resto de profesores.

En todas las reuniones de coordinación o evaluación que se realicen el tutor deberá preparar un dossier informativo (actas de notas, legislación, informes...) de forma que se facilite el trabajo de la reunión. Al final de la misma se elaborará un acta de la que habrá que dejar copia en jefatura de estudios y a cada uno de los profesores del equipo.

· En el ámbito de la coordinación de la labor educativa del equipo de profesores mantenemos dos vías de actuación una propia de la coordinación sistemática común y general de todos los cursos y otra derivada de las situaciones propias de cada curso.

Las tareas del tutor en este ámbito serán la ordenación y regulación de los procesos de coordinación, el impulso y seguimiento de los acuerdos que se tomen, la solicitud y coordinación de apoyos para el desarrollo de los acuerdos y la evaluación de los mismos.

Los objetivos de la coordinación pedagógica son:

1.- Favorecer un conocimiento más amplio y directo de las características, necesidades y problemáticas del alumnado. Punto de intercambio de información y de toma de acuerdos dirigidos a iniciar actuaciones consensuadas a partir de esa información compartida.

2.- Analizar las condiciones, características y necesidades del grupo y tomar los acuerdos necesarios para atender las necesidades educativas que se hayan detectado.

3.- Estudiar las necesidades educativas individuales de aquellos alumnos y alumnas que lo precisen y buscar los medios que puedan ser útiles para atenderles.

4.- Ser instrumentos de seguimiento del proceso educativo, de su revisión y de la puesta en marcha de actuaciones dirigidas a su mejora.

5.- Proponer o revisar, según proceda, la selección de alumnos o alumnas que participan en el horario de apoyo en el aula de pedagogía terapéutica, y de refuerzo en las áreas de matemáticas, castellano o valenciano.

6.- Preparar los informes sobre la valoración del curso y de notas para las reuniones generales o entrevistas individualizadas con familias o para las entregas trimestrales de notas.

7.- Coordinar las actuaciones docentes del equipo educativo en aras a conseguir una unidad de criterios de funcionamiento y la colaboración en unos objetivos mínimos comunes.

Dentro de la coordinación sistemática se prevén:

a) una reunión de coordinación pedagógica a realizar después de las primeras semanas del curso (para permitir a todos los profesores un mínimo conocimiento de sus alumnos, antes de esta reunión cada profesor habrá de realizar una evaluación inicial en su área),

b) y tres reuniones de evaluación, una por trimestre (antes de cada reunión todos los profesores habrán de entregar las notas de su área y la hoja de registro de propuestas personales).

Para tratar las situaciones y necesidades particulares de cada curso el tutor podrá convocar cuantas reuniones de coordinación considere oportuno, pudiendo solicitar el apoyo del departamento de orientación o de la jefatura de estudios para ello.

De igual manera al objeto de mantener informado al resto del equipo de las características e incidencias académicas de su alumnado podrá utilizar: la distribución de informes y notas escritas, las reuniones ordinarias y de evaluación, y aquellas otras que el decida convocar. Para todas estas actividades podrá solicitar la colaboración y apoyo del departamento de orientación y de jefatura de estudios.

Igualmente para colaborar con el resto de profesores y profesoras en los problemas académicos, disciplinarios, etc. de su alumnado podrá planificar, informando previamente de ello a jefatura de estudios, cuantas actividades consideré oportunas.

· Con respecto a la coordinación de los procesos de adaptación curricular y de atención a la diversidad nos remitimos a lo acordado en el Proyecto de Atención al Continuo de la Diversidad.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

DEPARTAMENTO DE ORIENTACIÓN EN SECUNDARIA.

 

PROYECTO DE ACCIÓN TUTORIAL.

 

PROGRAMA DE ATENCIÓN A LAS FAMILIAS.

 

 

 

 

INTRODUCCIÓN.

 

Dentro de la Acción Tutorial uno de sus principios rectores es el de intervención global, por el que se trata de aportar al alumno una ayuda que extienda sus efectos más allá de la tutoría y del centro. La familia, en este ámbito, tiene una activa función de apoyo y una gran responsabilidad de colaboración en el desarrollo optimo de la educación. Por ello es necesario establecer una amplia y estrecha colaboración familia - centro educativo.

La colaboración familiar nos puede facilitar la generalización de los aprendizajes en ambientes más próximos y naturales para el alumno, y que por tanto tienen una mayor significación a la hora de conseguir su asimilación e integración dentro de su personalidad. Al mismo tiempo la familia puede ser un proveedor de refuerzos y estímulos de la conducta del sujeto, de ambientes controlados que faciliten la consecución de los objetivos educativos.

 

OBJETIVOS DEL PROGRAMA DE ATENCIÓN FAMILIAR.

a. Informar a las familias de las costumbres y normas de funcionamiento del centro.

b. Informar y asesorar a las familias sobre el proceso educativo de sus hijos.

c. Solicitar y promover la colaboración entre el instituto y la familia para un mejor desarrollo educativo de los alumnos.

d. Estimular los elementos de la acción familiar que facilitan el éxito de esa colaboración educativa.

e. Facilitar a las familias el asesoramiento educativo y profesional que precisen sobre sus hijos e informar de otros recursos que puedan aportarles apoyo.

 

PROPUESTA DE ACTUACIONES CON LAS FAMILIAS.

 

TIPO DE ACTUACIÓN

OBJETO

Comunicados de faltas de asistencia (carta o teléfono)

Informar a las familias cada quince días de las faltas de asistencia de sus hijos.

En caso de no obtener respuesta (información personal o justificación) volver a comunicar las faltas, de repetirse la situación hay que comunicarlo a la coordinación de la ESO.

Comunicados de partes de disciplina.

Inmediatamente después de producirse.

En caso de considerarse de interés convocar a la familia a una entrevista personal.

Reuniones generales.

1º y 2º Trimestre.

Inicial de presentación, información y entrega de horarios.

En el 2º trimestre de valoración de la marcha del curso.

En ambos casos conviene asegurar que llega la información a las familias que no asistieron a la reunión convocada (carta, teléfono...)

En cuarto en la segunda reunión se incluirán las actividades del programa de asesoría vocacional.

Entrevistas específicas.

En el primer trimestre conviene asegurar una entrevista individual por cada una de las familias.

En el resto de curso se harán entrevistas según necesidades y a criterio del tutor.

Actuaciones a demanda de las familias (entrevistas, asesoramiento...)

En el horario semanal reservado para ello.

 

 

 

 

 

DEPARTAMENTO DE ORIENTACIÓN EN SECUNDARIA.

 

PROYECTO DE ACCIÓN TUTORIAL.

 

PROGRAMA DE ASESORÍA PERSONAL.

 

 

 

 

INTRODUCCIÓN.

 

Como parte integrante del Proyecto de Acción Tutorial es preciso consensuar un programa que nos permita llevar a cabo el asesoramiento individualizado de los alumnos de la tutoría, y de esta forma garantizar al máximo la eficacia de estas actividades y su continuidad a lo largo de los cursos de la E. S. O.

La acción tutorial tiene con respecto a los alumnos dos vertientes esenciales: una colectiva de orientación y apoyo en grupo y otra personalizada de apoyo individual o en pequeño grupo (dos a cinco alumnos).

 

JUSTIFICACIÓN DEL ASESORAMIENTO PERSONAL.

 

Nuestros alumnos, en la adolescencia, están en plena formación de su personalidad, ello les provoca frecuentes conflictos consigo mismos y con los demás, con sus deseos y con las exigencias de su entorno, esto hace que resulte imprescindible precisar de un tiempo dedicado a atender esas necesidades de asesoramiento personal.

Es evidente que una atención individualizada del profesorado favorece en los alumnos una actitud de participación más responsable en la organización y dinámica interna del grupo y la formación de compromisos de colaboración con el trabajo, al mismo tiempo que ayuda a la resolución de los conflictos tanto individuales como grupales.

Asimismo la E. S. O. es una etapa en la que la integración de alumnos con necesidades educativas se reconoce como un derecho del alumno, por lo que es esencial contar con una asesoría individualizada que atienda las demandas de este alumnado y de sus familias.

Por otro lado la etapa educativa que cursan dadas sus dificultades internas y su carácter de terminal, con respecto a la obligatoriedad, requiere del alumno un esfuerzo en sus estudios y para la toma de decisión vocacional que obliga, en muchos casos, a prestar una atención individualizada a los alumnos.

El proceso de asesoramiento individualizado es una relación de ayuda que el tutor realiza con el alumno ante un problema de conducta de éste. Dicha ayuda puede tener su origen en una demanda del alumno o de su familia, o en una decisión del propio tutor.

Su fin será ayudar al alumno a encontrar por sí mismo el medio para solucionar su problema, a través de un compromiso de trabajo en la mejora de su autoestima, en el desarrollo de conductas adaptativas y en el incremento de su eficacia personal, hasta alcanzar una actitud permanente de crecimiento autodirigido y de mejora personal en equilibrio.

 

OBJETIVOS DEL HORARIO DE ATENCIÓN INDIVIDUAL O EN PEQUEÑO GRUPO.

 

En las instrucciones de inicio de curso (Resolución de 25 de junio de 1999) se señalan los siguientes:

- Estudio de situaciones individuales que pueden afectar a la convivencia del grupo, cuando surjan de comportamiento individuales.

- Recomendaciones individuales o en pequeño grupo que se acuerden en las sesiones de evaluación.

- Estímulo de la participación individual y de la autoestima de alumnos con dificultades de integración social en el grupo - clase.

- Asesoramiento sobre normas de convivencia que resulten más complejas o de más difícil cumplimiento.

Para todas estas actividades hay materiales y actividades de trabajo en el departamento de orientación y en caso de necesidad el asesoramiento podrá realizarse en colaboración con el orientador del centro.

 

REQUISITOS DE ESTA ASESORÍA INDIVIDUAL.

 

1. Revisar los datos de los que se dispone del alumno (cuestionario inicial, datos académicos...), clarificar el objeto del proceso de asesoramiento y prever un plan de actuación (objetivos, actividades, tiempos...)

2. Preparar el lugar y los materiales que se van a utilizar. Utilizar un sistema de registro del proceso de ayuda (actividades, conclusiones, acuerdos, fecha próxima reunión).

3. Planificación y sistematización. La intervención ha de contar con una proceso de planificación, que a grandes rasgos podemos resumir en: Fase de análisis del problema, fase de toma de compromisos y realización de los mismos que incluye un control continuo de la misma, fase de conclusión y afianzamiento de los logros alcanzados.

4. Dotado de evaluación. Proceso continuado a lo largo de toda la intervención cuyos objetivos son: 1. identificar y cuantificar las conductas que integran el problema; 2. describir las variables que la controlan; 3. realizar el seguimiento de los objetivos propuestos y de las actividades realizadas.

La evaluación no se terminará con el cese del tratamiento sino que ha de incluir un seguimiento posterior con la intención de garantizar la pervivencia de lo logrado.

6. Intervención con la familia. Es aconsejable informar a la familia de lo que se está haciendo con la intención de pedir sus colaboración en el proceso de ayuda.

7. Duración. Un proceso de asesoramiento personal puede tener una duración muy variable, desde unas pocas sesiones (por ausencia de necesidades de atención significativas) hasta un número extenso de sesiones; pero dadas las posibilidades que tenemos hemos planteado tres modelos de procesos: el asesoramiento puntual a petición del alumno, el asesoramiento sistemático con todos los alumnos (dos a tres sesiones) y los programas previstos para seis a diez sesiones.

 

ESTRATEGIAS ACONSEJADAS PARA AUMENTAR EL PODER DE REFERENCIA DEL TUTOR.

 

• Durante la fase de acogida: Estimular la manifestación personal de emociones, sentimientos, opiniones por parte del alumno, manifestar una actitud de comprensión empática, clarificar y describir el problema y sus patrones de comportamiento (a través de la reflexión conjunta con el alumno). En definitiva establecer una relación tutor - alumno de confianza y respeto mutuo que permita conocer el problema y enfrentarse a él.

• Durante el proceso de ayuda: Alentar compromisos constructivos (por pequeños que sean) del sujeto, establecer compromisos realizables y animarle en su ejecución, reforzar de manera no amenazadora el compromiso, reducir su tendencia a la defensividad (negación a modificar conductas) y al abandono del esfuerzo, control continuo sobre las actividades realizadas y los resultados alcanzados, promover el autocontrol y la autoevaluación personal.

• Mantenimiento de la ayuda: Dejar abierta la posibilidad de contacto y hacer una desconexión gradual (realizando entrevistas breves y ocasionales con el alumno).

 

ACTITUDES O COMPORTAMIENTOS A EVITAR POR PARTE DEL TUTOR.

 

ACTITUDES: 1. Intimar superficialmente (o sólo para esa ocasión). 2. Presentarse como especial defensor de valores académicos (excluyendo aspectos personales). 3. Criticar o censurar terminantemente comportamientos o manifestaciones del sujeto (sí se puede expresar una opinión contraria). 4. Minimizar las preocupaciones del sujeto. 5. Aconsejar sin que el alumno haya reflexionado previamente sobre el caso.

CONDUCTAS: a. Exclamaciones de sorpresa. b. Expresiones de excesiva preocupación, impaciencia, indiferencia. c. Expresiones punitivas, amenazas, de rechazo. d. Críticas y juicios moralistas. e. Ridiculizar, minimizar, dogmatizar. f. Hacer interpretaciones prematuras. g. Manifestar susceptibilidad ante las criticas del sujeto.

 

ESTRATEGIAS DE POSIBLE USO DURANTE EL PROCESO DE ASESORAMIENTO.

 

ESTRATEGIA

UTILIDAD.

La escucha atenta. Usando el silencio, gestos, palabras (que no supongan una pregunta).

Promover la expresión del alumno. Darle a entender que le escuchamos y aceptamos.

Muestra interés: alabanza, reconocimientos, refuerzo, aceptación de opiniones...

Reforzar su confianza, ampliar su participación, animarle a la toma de compromisos.

Expresiones espejo: 1) Repetición de lo dicho por el alumno sin carga emotiva: parafraseo, resumen. 2) Reflejo del sentimiento, emoción subyacente. 3) Interpretación del comportamiento del sujeto, expresión de consecuencias, emisión de hipótesis. 4) Compartir opiniones, experiencias.

Reforzar su confianza, ampliar su participación, animarle a la toma de compromisos.

Preguntas de respuesta cerrada o abierta dirigidas al alumno.

Clarificar explicaciones, hacerle reflexionar, llevarle heurísticamente a una conclusión.

Usar la reflexión para reducir la defensividad, la tendencia al abandono, reestructurar ideas previas condicionantes y mecanismos de defensa.

Evitar la formación de actitudes o conductas que supongan una barrera al desarrollo del proceso de ayuda.

Sugerir alternativas de actuación, aportar consejo y asesoramiento.

Abrir el problema a nuevas perspectivas de reflexión, animarle a la toma de compromisos.

Formalizar compromisos de actuación. Elaborar, valorar alternativas, tomar decisiones.

Iniciar un proceso por pequeños pasos hacía la solución del problema.

Facilitar la elaboración de un plan de actuación. Ayudar a descubrir posibilidades y a evitar dificultades.

Afianzar el compromiso, facilitar su viabilidad, orientar al alumno en el desarrollo de su compro.

Asumir responsabilidades compartidas (padres, profesores, alumno) en el plan de actuación.

Afianzar el compromiso, facilitar su aplicación y orientar en el desarrollo de su compro.

Colaborar en el seguimiento del plan de actuación.

Facilitar su revisión y ajustarlo, si se necesita.

Facilitar ocasiones y medios que permitan la autoevaluación y nueva elaboración del plan de actuación.

Facilitar su revisión y ajustarlo, si se necesita, promover en el alumno un deseo de mejora permanente autodirigido.

 

PROPUESTA DE ACTIVIDADES.
 

FECHAS

ACTIVIDAD

OBJETO.

Septiembre

Análisis de la documentación académica del alumno.

Se puede utilizar la información aportada por el Departamento de Orientación, la de la Carpeta de curso y la del expediente.

Octubre

Noviembre.

Primera entrevista con todos los alumnos.

Profundizar en el conocimiento de sus necesidades.

Disponer de una mayor información para la toma de decisiones de coordinación interna y para las entrevistas con los padres.

Noviembre

Diciembre

Inicio de programas de asesoría (mejora de la actitud ante la convivencia o ante el estudio) según acuerdos de las reuniones de coordinación de los equipos educativos.

Procurar una mejora de la conducta en clase o de la actitud ante el estudio del alumno a través de la formulación de un compromiso de mejora y su correspondiente seguimiento semanal. Pueden usarse también en grupo

Todo el año

Entrevistas con los alumnos según necesidades.

Para atender sus peticiones individuales o por decisión de tutor.

Todo el año

Entrevistas con los alumnos a los que se les ha hecho un parte de disciplina.

Orientar y corregir la conducta del alumno.

Disponer de información para aportar a los padres si fuera necesario.

Después de cada evaluación

Inicio de programas de asesoría por acuerdo del equipo de profesores.

Entrevistas puntuales e individuales para requerirles un cambio de actitud en su trabajo.

Procurar una mejora de la conducta o del estudio del alumno a través de un compromiso de mejora.

Hacerles tomar conciencia de sus resultados académicos y conseguir su implicación en la mejora de su rendimiento.

 
Es conveniente que las entrevistas de asesoramiento al alumnado (individuales o en pequeño grupo) sean notificadas a sus familias, bien a través de otra entrevista, bien con una llamada telefónica o por carta.

 

 

ORIENTACIONES PARA LAS SESIONES DE TUTORÍA INDIVIDUALIZADA.

 

Con un carácter de orientaciones generales y abiertas se proponen los siguientes guiones para el desarrollo de las sesiones de tutoría personalizada.

 

Es conveniente previamente:

1. Revisar de la documentación del alumno del Cuestionario Inicial, de sus notas e informes entregados por el departamento de orientación...

2. Examinar la Ficha para la Tutoría Individualizada (1º y 2ª parte) para la determinación de las necesidades del alumno (1ª parte) y la definición de las conductas del alumno sobre las que se va a actuar (2ª parte)

3. Recoger las valoraciones del resto del equipo educativo.

4. Planificar las actividades que se van a realizar. Número de sesiones, fechas aproximadas, actividades previstas...

 

1ª Sesión.

1. Presentación el tutor y explicación al alumno del sentido y razones de la entrevista.

2. Conversación con el alumno para comunicarle la preocupación del profesor por las conductas del alumno que se han elegido para la intervención, intentando que el alumno llegue a aceptar la necesidad de iniciar un proceso de cambio en dichas conductas.

3. Solicitud de colaboración hacía el alumno para conseguir esa mejora deseada.

4. Formulación de un primer compromiso con el alumno, indicando concretamente en que va a consistir su compromiso y la fecha en el que lo vamos a revisar.

5. Si se considera pertinente, entregar al alumno la convocatoria de una reunión con su familia para buscar el apoyo de la misma para el control y motivación del alumno.

 

2ª Sesión y siguientes.

1. Seguimiento del cumplimiento del compromiso con la familia, o en su caso inicio de un programa de mejora. Es decir: valoración de los progresos del alumno, revisión del compromiso, nueva formulación del compromiso y próxima fecha de entrevista (si se trata de un programa de mejora sistemático, hay que incluir la actividad propia del mismo).

 

 
 
 
 
Comments