Merluza al horno con salsa de gambas y pimientos

Ingredientes (4 personas): 


4 lomos de merluza (200 gr. cada uno)

250 -300 gr. de gambas

1/2 pimiento rojo(si es grande)

75 ml. de brandy

2 cebolletas medianas

1 diente de ajo

300 ml. de caldo de pescado

sal y pimienta

1 pizca de azafrán o pimentón

aceite de oliva

harina


Para el caldo de pescado:

las cabezas de las gambas

la cabeza y espinas de la merluza

unos granos de pimienta enteros

2 hojas de laurel

1 puerro

1 zanahoria (hoy no la puse)

1/2 litro de agua

1 pizca de sal

1 cucharada de aceite


Modo de hacerlo: 


Pelar las gambas y reservar las cabezas. Picar las colas en trozos. Pelar y picar en dados finos las cebolletas y el diente de ajo. Lavar y picar en dados pequeños el pimiento.


Para hacer el caldo de pescado: Calentar una cucharada de aceite de oliva en un cazo y sofreir las cabezas de las gambas aplastándolas bien para que suelten los jugos. Añadir medio litro de agua y la cabeza y espina de la merluza, 1 puerro, unos granos de pimienta, laurel y una pizca de sal. Llevar a ebullición y cocer durante 15 minutos a fuego medio. Retirar del fuego y colar el caldo.


Para hacer la salsa: En una sartén calentar 2 cucharadas de aceite de oliva y saltear las colas de las gambas a fuego fuerte durante 1-2 minutos. Reservarlas aparte.


En la misma sartén añadir una cucharada más de aceite y sofreir las cebolletas y el ajo durante 5 minutos hasta que se ponga transparente. Agregar el pimiento y proseguir la cocción 5 minutos más hasta que se ablande el pimiento. Añadir una pizca de azafrán molido y 2 cucharadas rasas de harina. Remover para que la harina se dore y no sepa a crudo. 


Verter el brandy y dejar que se evapore el alcohol. Añadir el caldo reservado y cocer hasta que espese un poco no debe quedar muy espesa mas bien ligera, tardará unos 5-7 minutos. Añadir las gambas y salpimentar al gusto.


Mantener la salsa caliente mientras se hornea el pescado.


Precalentar el horno a 180º.


Lavar los lomos de merluza y salpimentarlos. Colocarlos en una fuente de horno, previamente engrasada, y con la parte de la piel hacia arriba. Regar con un hilo de aceite por encima y hornear durante 15 minutos.


Sacar la fuente del horno y verter la salsa caliente por encima.