La bondad evita las confrontaciones

La bondad evita las confrontaciones

Un maestro japonés decía a sus alumnos:

"Reverenciar es ser como un sauce, y no contestar utilizando la fuerza es ser como un roble".

En un Hadiz, el Profeta (B y P) dijo lo siguiente:

“El creyente es como una planta verde, el viento sopla contra ella de izquierda a derecha”. Es decir que se tuerce pero nunca se quiebra".

El sabio es como el agua, ya que el agua no se estrella contra la roca tratando de atravesarla. Por el contrario, llega a ella y la rodea por izquierda y derecha, por arriba y por abajo.

En otro Hadiz, el Profeta (B y P) dijo:

“El creyente es como un camello con bridas. Si fuera ordenado arrodillarse sobre una roca, lo haría".

Comments