La importancia de vestir a la moda para los jóvenes

Seguramente en estos momentos tu vestimenta tiene algo que está de moda.

Tal vez tus pies traen puestos unas bellas zapatillas o de plano traes tus tenis de moda por los que suspiraste un buen rato. ¿Y que tal la blusa o el vestidito negro que usaste la última vez que fuiste a una fiesta o de antro?,… o si eres un chavo, seguramente hiciste bastante presión a tus padres para conseguir los jeans deslavados o la chamarra que más te gustó del aparador.
 

Y no se diga el cabello: que si ya te lo alaciaron, que si te hiciste el corte de moda bueno y ya hasta estas pensando en depilarte la línea del bikini!... verdad?

Bueno, querer vestirte a la moda para salir con tus amigos o amigas es muy normalito a tu edad siempre y cuando tus padres tengan dinero para comprarte lo que te gusta.

El problema de la moda adolescente es que los padres a veces no están muy de acuerdo en las extravagancias al vestir, como por ejemplo que quieras vestirte de negro con sus respectivas botas, o con los pantalones deshilachados y rotos o que quieras traer algún cortesillo de pelo que más bien les pone los pelos de punta a tus padres.

En muchas casas a lo lejos se escucha el clásico: “¡Mira nomás que pelos traes!”, “¡No te da vergüenza salir en esas fachas?” , “¡Que bárbara, se te miran hasta las anginas!”. Tus padres también tuvieron adolescencia y tal vez ellos también ponían con los pelos de punta a tus abuelos.

Otro caso es la afición por la ropa de marca, todo un reto económico $$ para tus padres. Principalmente me refiero a los tenis, los hay de todos colores y sabores y todos cumplen la misma función: sirven para caminar, pero en el caso de los adolescentes sus tenis son una señal de identidad, estatus, estilo y originalidad.

A los jóvenes les gusta explorar con la moda, con la creatividad, les gusta atreverse con su indumentaria. Cada generación tiene nuevas formas y colores con respecto a la moda. El que un adolescente defina su forma de vestir, es una señal de maduración, le "gusta gustar", se viste para que lo vean, se adorna y se preocupa por ser original.

Es por eso que es maravillosa esta etapa, vívela y disfrútala y recuerda, trata de negociar con tu padres, no hay necesidad de pelear.

 


Comments