Capítulo 1 Sampieri

 

El enfoque cualitativo se guía por áreas o temas significativos de la investigación,  sin embargo en lugar de que la claridad sobre la pregunta de investigación e hipótesis  preceda a la recolección y análisis  de los datos (como en la mayoría de los estudios cuantitativos) los estudios cualitativos pueden desarrollar preguntas e hipótesis antes, durante o después de la recolección y el análisis de los datos. Con frecuencia, estas actividades sirven, primero, para descubrir cuáles son las preguntas de investigación más importantes y después, para refinarlas y responderlas.

La acción indagatoria se mueve de manera dinámica en ambos sentidos: entre los hechos y su investigación, y resulta un proceso más bien “circular” y no siempre la secuencia de la misma, varía de acuerdo a cada estudio  en particular. A continuación intentamos visualizarlo, pero cabe señalar que es importante eso, un intento, porque su complejidad y flexibilidad son mayores.

En la investigación cualitativa con frecuencias es necesario regresar a etapas previas, por ello las flechas de la fase que van de la inmersión inicial en el campo hasta el reporte de resultados se visualizan en dos sentidos. Por ejemplo, el primer diseño del estudio puede modificarse al definir la muestra inicial y pretender tener acceso a ésta (podría ser el caso que se desee observar a ciertas personas en sus ambientes naturales, pero por alguna razón descubrimos que no es factible efectuar las observaciones deseadas, en consecuencia la muestra y los ambientes de estudio tienen que variar y el diseño debe de ajustarse)  tal fue la situación de un estudiante antes que deseaba observar criminales de alta peligrosidad con ciertas características en una prisión, pero le fue negado el acceso y tuvo que acudir a otra prisión, donde entrevisto a criminales menos peligrosos.

Así mismo, analizar los datos, podemos advertir que necesitamos un número mayor de participantes u otras personal que al principio no estaban contempladas, lo cual modifica la muestra concebida originalmente. O bien, que debemos analizar otra clase de datos no considerados al inicio del estudio (por ejemplo, habíamos planeado únicamente efectuar entrevistas y nos encontramos con documentos valiosos de los individuos que nos pueden ayudar a comprenderlos mejor, como sería el caso de sus “diarios personales”).

La inmersión inicial en el campo significa sensibilizar con el ambiente o entorno en el cual se llevará a cabo el estudio, identificar informantes que aporten datos y nos guíen por el lugar, adentrarse y compenetrase con la situación de la investigación , además de verificar la factibilidad del estudio.

En el caso del proceso cuantitativo, la muestra, la recolección y el análisis de los datos son fases que se realizan prácticamente de manera simultánea. Además de lo anterior el enfoque cualitativo posee las siguientes características:

1.    El investigador(a) plantea un problema, pero no sigue un proceso claramente definido.

2.    Bajo la búsqueda cualitativa, en lugar de iniciar con una teoría particular y luego “voltear”, el investigador comienza en el mudo social.

3.    En la mayoría de estudios cualitativos no se prueban hipótesis, se generan durante el proceso y van refinándose conforme se recaban más datos.

4.    El enfoque se basa en métodos de recolección de datos no estandarizados ni completamente predeterminados. (Patton, 1980) define los datos cualitativos como descripciones detalladas de situaciones, eventos, personas, conductas observadas y sus manifestaciones. 

5.     El enfoque cualitativo efectúa el desarrollo natural de los sucesos, es decir no hay no hay manipulación ni estimulación con respecto a la realidad (Corbbeta, 2003)

El  enfoque cualitativo busca principalmente “dispersión o expansión” de los datos e información, mientras que el enfoque cuantitativo pretende intencionalmente “acostar” la información (medir con precisión las variables del estudio, tener “foco”).

En las investigaciones cualitativas, la reflexión es el puente que vincula al investigador y a los participantes (Mertens, 2005). Así como un estudio cuantitativo se basa en otros previos, el estudio cualitativo se fundamenta primordialmente en sí mismo. El primero se utiliza para consolidar las creencias (formuladas de manera lógica en una teoría o un esquema teórico) y establecer con exactitud patrones de comportamiento en una población; y el segundo, para construir creencias  propias sobre el fenómeno estudiado como lo sería un grupo de personas únicas.

Creswell (1997) y Newman (1994) sintetiza las actividades principales del investigador(a) cualitativo(a)  con los siguientes comentarios:

  1. Adquiere un punto de vista interno.
  2. Utiliza diferentes técnicas de investigación y habilidades sociales de una manera flexible
  3. No define las variables con el fin de manipularlas experimentalmente.
  4. Produce datos en forma de notas extensas, diagramas o “cuadros humanos”
  5. Extrae significado de los datos y no necesita reducirlos a números ni debe analizarlos estadísticamente
  6. Mantiene una doble perspectiva: analiza los aspectos explícitos como los implícitos.
  7. Es capaz de manejar paradojas, incertidumbre, dilemas éticos y ambigüedad.   

Los estudiantes escuchan tanto acerca de lo difícil y aburrida que es la investigación que llegan a esta etapa de la escolaridad con la mente llena de prejuicios y actúan bajo presión, temor e incluso odio hacia ella.

Antes de que se preocupen en las tareas rutinarias de la elaboración de un proyecto, es necesario hacerlos reflexionar sobre su actitud ante tal empresa, para que valoren la investigación en su justa dimensión, ya que no se trata de llevarlos a creer que es la panacea que solucionará todos los problemas, o que solo en los países del primer mundo se tiene la capacidad para realizarla.

La investigación representa una más de las fuentes de conocimiento, por lo que, decidimos ampliar sus fronteras, será imprescindible llevarla a cabo con responsabilidad y ética.

Aunque la investigación cuantitativa está consolidada como la predomínate en el horizonte científico internacional, en los últimos cinco años la investigación cualitativa ha tenido mayor aceptación; por otro lado, se comienza a superar el desgastado debate de opciones entre ambos tipos.

Otro avance en la investigación lo representa el internet; en el pasado, la revisión de la literatura resultaba larga y tediosa, ahora ocurre lo contrario, por lo cual el investigador puede dedicarse más al análisis de la información en vez de a escribir datos en cientos de tarjetas.

Sin embargo, aún quedan investigadores y docentes que gustan de adoptar poses radicales. Se comportan como el “niño del martillo”, quien, habiendo conocido esta herramienta, toma todo aquello que se encuentra a su paso como un clavo, sin la posibilidad de preguntarse si lo que necesita es un serrucho o un desarmador.

Carlos G. Alonso Blanqueto

Facultad de Educación

Universidad Autónoma de Yucatán

Mérida, Mexico.     

Maestría en Tecnología Educativa 

Materia: Metodología de la Investigación

Maestro: Giovanni De Simone Maimone

Reporte de Lectura: Capítulo 1 Sampieri

Alumno:Austreberto García Hernández

Matrícula: 51300007

16/Febrero/2011.

 

 

Č
Ċ
ď
Alberto García,
16/2/2011 21:43