Cupcakes super esponjosos de vainilla con el mejor buttercream de chocolate con leche y un toque kinder bueno

Ingredientes

Para los cupcakes super esponjosos de vainilla:

  • 60 ml de aceite
  • 145 gr de azúcar blanco
  • 150 gr de harina
  • 1 y 1/2 cucharaditas de levadura
  • 2 huevos
  • 60 ml de nata líquida
  • 1 cucharadita de agua de azahar
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla

Para el mejor buttercream de chocolate con leche: (Receta del Rincón de Bea)

  • 60 ml de nata líquida
  • 250 gr de mantequilla
  • 250 gr de azúcar glass
  • 125 gr chocolate con leche

Para el toque kinder bueno:

  • 3 paquetes de kinder bueno (blanco o normal, el que más os guste)

Para empezar precalentamos el horno a 180ºC y preparamos el molde para cupcakes con las cápsulas de papel y lo dejamos a parte.

A continuación vamos a hacer la masa de los cupcakes super esponjosos. Primero, cogemos el aceite y lo batimos con el azúcar hasta que estén ambos ingredientes bien integrados. 

Luego, añadimos los huevos uno a uno y vamos batiendo. Entonces, añadiremos la harina y la levadura y volveremos a batir hasta que esté todo bien unido.

Posteriormente, agregamos la nata líquida y batimos. Más tarde, el agua de azahar y el extracto de vainilla y batiremos más hasta que obtengamos una masa homogénea. 


Una vez hecho esto, llenamos con la masa 3/4 partes de las cápsulas de papel que teníamos ya preparadas en el molde de cupcakes y lo metemos en el horno durante 20-22 minutos. Para comprobar que estén hechas podéis pinchar los cupcakes con un palillo y cuando éste salga limpio ya están hechos.


**RECOMENDACIÓN: Para llenar las cápsulas de papel podéis usar una cuchara apiladora. 

Para el horno: yo os recomiendo poner la bandeja de los cupcakes en la rejilla del horno y no en la bandeja del horno porque sino el molde se requema y los cupcakes también.

Yo enciendo sólo la parte de abajo del horno a 180ºC durante 20 minutos para que se hagan lo cupcakes. Luego, para que se queden doraditos enciendo la parte de arriba del horno y vigilando constantemente para que no se quemen los dejo un par de minutos más y salen monisimos!!!


Pasado ese tiempo y cuando hayamos sacado del horno los cupcakes dejamos que se enfrien en la rejilla durante unos 10 minutos.

Durante este tiempo vamos a hacer la buttercream de chocolate con leche. 

Para empezar, cogemos el chocolate, lo derretimos en el microondas o al baño maría y reservamos. Luego, cogemos  la mantequilla (recordad que es importante que esté a temperatura ambiente) y el azúcar glass y lo batimos todo hasta que estén bien unidos y tengamos una mezcla tipo crema. Agregamos entonces el chocolate derretido a la mezcla y volvemos a batir hasta que se integre todo bien. Por último, añadimos a la crema la nata líquida y batimos de nuevo. Con ello, obtendremos una buttercream más cremosa y deliciosa!! 

**RECOMENDACIÓN: Al batir la mantequilla con el azúcar glass acordaros de tapar con un paño de cocina el bol para no poner perdida de polvo la cocina. ;)


Para finalizar, decoramos los cupcakes con la buttercream de chocolate con leche con la ayuda de una manga pastelera. Cuando los tengamos bien bonitos y decorados con la buttercream ponemos en cada uno de los cupcakes la mitad de una barrita de kinder bueno y así quedarán preciosisimos!!!!¿Verdad?

Comments