Bizcochitos salados, veganos e integrales para el mate.-

Ingredientes:

- 300 gr de harina integral fina, de buena calidad. La harina, por supuesto, también puede ser blanca. El usarla integral, en mi caso, es solo porque así tiene más fibra.

- 2 cucharadas sopera de mix de semillas, ya sean pipas de girasol y calabaza, semillas de sésamo, de lino, de chía, de amapola, etc. Las que tengáis en casa.

- 100 ml de aceite vegetal, puede ser girasol, maíz, coco... etc. Yo no recomiendo el de oliva, al menos el virgen extra, pues es muy intenso y puede sentar, en este caso, mal a la digestión, pero si tenéis uno de tipo suave, quizás puede ir bien. 

- 150 ml de agua tibia.

- 1 cucharadita de sal.

- 1 cucharadita de bicarbonato de sodio.


Preparación:

  • En un bol mezclamos con un tenedor el agua, el aceite, la sal y la levadura química. 
  • Después vamos añadiendo la harina poco a poco hasta formar una masa suave, lisa y blanda, pero que no se pegue a las manos. Dejamos descansar nuestra masa, tapada con un trapo limpio unos 15 minutos.
  • Espolvoreamos la encimera con un poco de harina (ojo de no poner mucha, para que la masa no quede seca) y extendemos la masa con el rodillo en forma más o menos rectangular.
  • Pinchamos la masa con un tenedor y cortamos los bizcochitos del tamaño y forma deseados, lo más clásico es hacerlo en forma redonda u ovalada y los vamos colocando sobre la bandeja del horno con un papel vegetal. Algunos los podemos pintar por encima con leche vegetal u agua y espolvorearlos con azúcar moreno (ésto también es opcional).
  • Cuando estén todos los metemos al horno, precalentado a 180 º C durante 10 o 15 minutos, solo hasta que estén doraditos. No deben quemarse. 
  • Dejamos que se entibien y ya están listos para disfrutarlos con unos buenos mates.