Bahá’u’lláh nació en Teherán en 1817. Dos siglos más tarde, el día de Su nacimiento se celebra en todo el mundo junto con el nacimiento del precursor de Su Revelación, el Báb, nacido en 1819 el día anterior al nacimiento de Bahá’u’lláh, según el calendario utilizado en Persia. 

Los bahá’ís desean compartir estos Natalicios Dobles Sagrados con toda la humanidad como un único festival en el que se rememoran al mismo tiempo las vidas y misiones entrelazadas de estas dos Luminarias Divinas.


Web del Bicentenario