La pena de muerte es, seguramente, la condena más polémica de todas las existentes. Sin embargo, este libro no analiza si dicha pena es moral o no, sino los medios de ejecución utilizados. El fomento de internet ha posibilitado la publicación de imágenes y vídeos explícitos para satisfacer el oscuro interés de muchas personas por ver el sufrimiento de otros. Este interés no es nuevo, ya que a lo largo de la historia las ejecuciones fueron concurridos espectáculos públicos. Pero este libro carece de intención morbosa por parte del autor, motivo por el que se ha evitado incluir imágenes que, por ser demasiado explícitas o violentas, pudieran dar a entender que tienen otro ánimo distinto del ilustrativo. 


     La portada es una versión de Andrés Morales Pérez de "Ejecución a garrote de un asesino en Barcelona en 1873" , de la serie "Viaje por España" (1874). Obra de Gustave Doré (1832-1883).

      Históricamente se pasó de una ejecución privada o faniliar a una ejecución impuesta por la autoridad de clan, imperio o estado. Este libro se centra en estas últimas, aunque en algunos casos se haga referencia a algunas formas o variantes utilziadas en ámbitos menos institucionalizados. De los múltiples medios utilizados, algunos han resultado ser especialmente cruentos y dirigidos a aumentar el sufrimiento de la víctima. Los procedimientos de ejecución eran precedidos, en muchos casos, de tortura; pero el tormento sólo es analizado de soslayo, puesto que sería un tema para tratar en otro libro. 

      El proyecto nace con la misión de promover el conocimiento de los instrumentos de ejecución para que el lector se haga una idea de los distintos medios y su evolución histórica. Todo ello en aproximadamente 177 páginas minuciosamente documentadas. El estudio de la legalidad de la pena de muerte pertenece al mundo del 
derecho y por ello hay varias referencias legales y jurídicas, desde el Código de Hammurabi hasta los modernos códigos penales. El problema de la moralidad de la pena capital pertenece a la ética o a la moral, aunque se prescinde, en la medida de lo posible, de las referencias morales explícitas; en todo caso, el estudio sociológico que se realiza en el libro no puede obviar éstas completamente. La finalidad principal del libro es la difusión histórica, antropológica y sociológica desde un punto de vista neutro, aunque el conocimiento de los instrumentos utilizados a lo largo de la historia quizás refuerce o modifique la opinión del lector ante la pena de muerte.