PASCAL

(de Wikipedia, enciclopedia libre)
 
Blaise Pascal (Auvernia, Francia, 1623-1662) fue un matemático, físico, filósofo y teólogo francés, considerado el padre de las computadoras junto a Charles Babbage. Fue un niño prodigio, educado por su padre, un juez local.
Sus primeros trabajos abarcan las ciencias naturales y aplicadas, en donde realizó importantes contribuciones para la invención y construcción de calculadoras mecánicas, estudios de la matemática de la probabilidad, investigaciones sobre los fluidos y la aclaración de conceptos tales como la presión y el vacío, generalizando la obra de Torricelli. También escribió en defensa del método científico.
Pascal fue un matemático de primer orden. Ayudó a crear dos grandes áreas de investigación, escribió importantes tratados sobre geometría proyectiva a los dieciseis años, y más tarde cruzó correspondencia con Pierre de Fermat sobre teoría de probabilidad, influenciando fuertemente el desarrollo de las modernas ciencias sociales y económicas. Siguiendo con el trabajo de Galileo y de Torricelli, en 1646 refutó las teorías aristotélicas que insistían en que la naturaleza aborrece el vacío, y sus resultados causaron grandes discusiones antes de ser generalmente aceptados.
En 1646, su familia se convirtió al janseísmo, y su padre murió en 1651. Sin embargo, tras una profunda experiencia religiosa en el año 1654, Pascal sufrió una segunda conversión. Abandonó las matemáticas y la física para dedicarse a la filosofía y a la teología, publicando en este periodo sus dos obras más conocidas: "Lettres provinciales" y "Pensées". Este año también escribió un importante tratado sobre el triángulo aritmético. Entre 1658 y 1659 escribió sobre la cicloide y su uso en el cálculo del volumen de sólidos.
En 1653 publica el "Tratado del triángulo aritmético" en el que describe las propiedades y aplicaciones del triángulo aritmético o triángulo de Pascal, manera de representar coeficientes binomiales (aunque los matemáticos chinos conocían el triángulo desde siglos atrás).
En 1654, incitado por Antoine Gombaud, caballero de Méré, quien el plantea el problema matemático de dividir una apuesta después de una interrupción anticipada de un juego de azar, Pascal mantiene correspondencia con Pierre de Fermat y envía una primera aproximación al cálculo de probabilidades. El problema consistía en que dos jugadores quieren finalizar anticipadamente un juego y, dadas las circunstancias en las que se encuentra el juego a partir de ese punto. A partir de esa discusión nace el concepto de valor esperado o esperanza matemática. Años más tarde, Pascal formuló la llamada "apuesta de Pascal", una reflexión filosófica sobre la creencia en Dios, basada en consideraciones probabilísticas.
El trabajo realizado por Fermat y Pascal en el cálculo de probabilidades permitió crear el marco de trabajo a partir del cual Leibniz desarrollaría el cálculo infinitesimal.
Pascal tuvo una salud muy endeble a lo largo de toda su vida, y su muerte acaeció dos meses después de haber cumplido 39 años.