Goizalde

En 1980, un grupo de monitores y monitoras se planteó hacer un grupo scout. Se realizó un cursillo de formación preparado por uno de ellos que duró casi todo un curso, se convocaron niños y niñas y se realizó una colonia de verano en el pueblo burgalés de Santurde.

Desde entonces han sido muchos los monitores y monitoras, los chicos y chicas, los padres y madres, que, utilizando el método scout, han participado en Goizalde. Desde un principio se han adquirido materiales para poder realizar los campamentos y se han utilizado los locales parroquiales –pertenecemos a la parroquia de Otxarkoaga-denominados de “Monte Avril”.

El equipo de monitores y monitoras se organiza para atender a los chicos y chicas desde los ocho hasta los dieciocho años. Cada rama, koskorrak, kaskondoak, oinarinak, azkarrak y trebeak, tiene su independencia y su dinámica propias de funcionamiento, pero el equipo educativo se reúne semanalmente para que exista una misma línea en todo el grupo, aunque se tiene muy en cuenta que las dinámicas educativas se adaptan a las edades de los grupos. En Koskorrak-kaskondoak lo fundamental es el juego y el índice de directividad del equipo educativo es grande. En Oinarinak y azkarrak se fomenta la tolerancia, la iniciativa, la coeducación, la democracia interna y la responsabilidad. En Trebeak se trata de que se abran al barrio y a los problemas de la sociedad desde un planteamiento de mayor cogestión.

Estamos hablando de una aportación concreta para transformar desde la educación la realidad. Sabemos que nuestro barrio es complejo. No desconocemos sus problemas. Uno de ellos se refiere a que muchísimos chicos y chicas del barrio en edad escolar se marchan a colegios fuera del barrio y en el barrio quedan pocos colegios a los que asiste una minoría étnica que tiene fuerte presencia en el barrio. ¿Cómo se puede crear cultura, dinámicas creativas y participativas en un barrio en el que la mayoría de chicos y chicas estudian fuera del barrio y, por esa razón, tienen a relacionarse con chicos y chicas de otros barrios?

Goizalde intenta agrupar a esos chicos y chicas. Intenta que funcionen bien las ramas, y así se puede acoger también en su interior a personas diferentes que también pueden ser integradas en su dinámica.

Que Goizalde participe en actividades de cara al barrio como el Olentzero, juega en tu barrio, o las Jornadas Infantiles de Otxarkoaga, son un reflejo de su apertura al exterior. Pero las experiencias que se viven día a día en actividades de local, en salidas y excursiones, en los campamentos, son la expresión práctica de unos planteamientos de educación en valores y planteamiento del cristianismo desde un sentido de servicio y solidaridad, de aprendizaje individual y colectivo, de pensamiento global y acción local. Sabemos que muchas de las actividades de chicos y chicas del barrio que no son ejemplares se realizan en grupo. En grupo se educa hacia lo constructivo y en estos veinticinco años de servicio al barrio se ha trabajado en esta línea.












Comments