Crónica de un viaje en bicicleta en Oviedo

publicado a la‎(s)‎ 10 de ago. de 2010 16:32 por Carlos Enjuto Filibustero Libertia

martes 10 de agosto de 2010

Crónica de un viaje en bicicleta en Oviedo

EL PLAN 30: BUENO, BONITO Y BARATO


Covadonga espera a la puerta del periódico con chaleco reflectante y casco. Carlos llegará después. Lleva casco, aunque lo quitará luego para los fotos. Y yo sólo traigo, como Carlos, un velcro reflectante para que el pantalón no se enganche en los dientes del plato grande. Cuando cojo la bici por Oviedo suelo ir así, a pelo, porque ninguna normativa te obliga y es más cómodo, aunque una vez un peatón estuvo a punto de «subirme al cuartel», -cita textual-, porque me vio pasar pedaleando y no le gustó. Luego siguió. «A ti te cortaba yo el pelo chaval», o así, fue la menor de sus muchas amenazas.

Crónica de un viaje en bicicleta en Oviedo
La anécdota, no más, ilustra bien los problemas de andar con la bici por cualquier ciudad y pone el foco en ésta, Oviedo, en la que todavía pesa mucho cierta bruma vetustiana. A despejarla han venido gente como Covadonga Álvarez y Carlos Tejo, pertenecientes al colectivo que impulsa ese «plan 30», aprobado dentro de los proyectos municipales con cargo a los fondos anticrisis del «plan A» del Gobierno regional.

leer artículo completo en 

Crónica de un viaje en bicicleta en Oviedo

Comments