EL RETRATO MAGICO/segunda parte

Uhi y este es de Alan xD! 

 


   2. El idioma.......y su afición de estar acompañado por bellas mujeres......plop. Eso si que me causaba incomodidad, cada vez que veía las imágenes de algún evento o a donde iba, siempre bien acompañado (ahhhhhhhh) y rara vez estaba solo; las entrevistas estaban en inglés...en una de ellas dijo que no sabia nada de español, (aunque hace poco - 2 años atrás - estuvo en Argentina, como invitado especial en un Festival de Cine que se realizó por esos lares...) me imagino que algunas palabras habrá aprendido

 
 

En mi caso, no tuve la oportunidad de continuar con mis estudios de idiomas extranjeros por un simple motivo: el vil dinero que es un mal necesario, pero si entiendo el inglés (eso si no hablan rápido) y como me había desvelado, fui a ducharme y tomar desayuno....otro día mas al trabajo, felizmente que el siguiente día era sábado...podía descansar

ºººººººººººººº

Llegó el fin de semana, yupiiiii......dormí bien rico (claro pues me había dado insomnio la noche anterior) y al levantarme vi que la cómoda estaba silenciosa....recién me acordé de la foto y abro....el sobre estaba moviéndose – felizmente – así que lo abro y tomo la fotografía en mi mano y me siento en mi cama, esta vez muy seriecita......claro ahora si estaba preparada:

    * ¿Y, ya estas listo? Mira que mi humor es variable
    * Good morning, girl...ah....no, sorry
    * Buenos días tenga usted, a ver si me entiende: ¿Como es posible que hables como fotografía? ¿es algún truco? ¿o en realidad sabes algo de magia y hechicería?

 

La imagen pone una cara de seriedad absoluta, como tratando de absorber mis preguntas o tratando de entender lo que digo....pasan los minutos y nada de nada........rompo el silencio

    * Veo que ahora si tendremos problemas para comunicarnos
    * Oh yeah
    * ¿Y ahora, que hago? Tendré que buscar el diccionario de idioma inglés
    * Eh....one question
    * Dígame
    * ¿What you name, please?
    * Ah que maleducada.....jajajajjajajaja me llamo Ariadna, Sr. Rickman y sigo esperando respuesta suya, no me ha contestado

 

Una sonrisa suya hace que mis ojitos se pierdan en ese rostro tan deseado, esos ojos, esos labios (y ya me imagino lo demás)......por desgracia es solo una fotografía parlante y yo de carne y hueso, incapaz de poder sostener una conversación en ingles y – lo peor – aguantándome las ganas de agarrar un encendedor e incendiarlo.

Y seguía allí......mudo. De hecho era casi imposible hablar...a no ser que:

    * Caray, pero ¿¿Que le pasó Sr. Rickman, le comieron la lengua los pericotes??
    * ¿Ah?
    * Muuuaaajajajajajjajaaaaaa
    * Chistosita
    * Ajajaaaa le pillé
    * Uppps
    * Ya me lo imaginaba....¿Porque no hablas español?
    * No es mi idioma materno
    * El inglés tampoco es mi idioma materno, al contrario.....
    * Veo que con usted será muy difícil hablar
    * Se que usted no tiene muchas ganas de hablar, parece una estatua.....y aun no me ha contestado mi pregunta
    * I don`t speaking
    * Bien si eso quiere......aguántese mi ira entonces...está castigado

 

Y sin que el pudiese decir ni pío, junto con la carta y sobre, lo encerré en una cajita transparente con llave de color verde claro.......y lo puse encima de mis libros.

Así pasaron unas 3 semanas.....veía divertida todos los días, que la foto miraba y el rostro ponía una cara de espanto cuando me iba......hablaba (pero en inglés) y no me daba la gana ni de abrir la caja....ah me olvide explicar que la foto tenia vida propia: se movía, hablaba, saltaba y hacia mil piruetas por llamar mi atención.

Casi cumpliéndose el mes de su llegada, un día, vine agotadísima a mi casa del trabajo (amarga porque el jefe, al principio me hizo hacer un trabajo, y cuando se lo presento, me dice – sin revisarlo bien, solo hojeando algunas páginas – que lo vuelva a hacer de nuevo), entro a mi cuarto y me quito la ropa, quedándome en ropa interior...mis pies me dolían mucho por la caminata (me quede corta de pasaje y me olvide de sacar plata) y me eché en mi cama...tan cansada estaba que me estaba dando sopor y justo cuando estaba durmiéndome, algo un poco pesado me cae en mi vientre: era la caja verde....saltando y brincando sobre mi.

Adolorida por el impacto, levanto la caja.....veo que su rostro es mas pícaro, alegre......claro que me había olvidado que le di un buen espectáculo al quitarme la ropa delante de él......al abrir y sacar la fotografía me sorprendió lo que me dijo:

    * Eres muy sexy, Ariadna......me gustas mucho......
    * Vete al demonio, Alan Rickman.....


<---------volver      Leer capítulos anteriores----------->