Uso pedagógico de las tecnologías de la comunicación y de la información

Estimados colegas:

       Desde comienzos de nuestra gestión hemos apostado a apoyar y fortalecer la tarea de las escuelas y a generar las condiciones para que todos nuestros niños y niñas encuentren en ellas un espacio vital de aprendizaje. En este sentido, buscamos acompañar y enriquecer una propuesta pedagógica que permita que todos aprendan más y mejor. La escuela es el mejor lugar para que ellos transiten su infancia porque es la institución destinada a garantizar sus derechos
a acceder a los saberes y a la cultura y a participar de una experiencia en común con otros.
       Hoy, las múltiples transformaciones sociales, políticas, económicas, culturales y tecnológicas se hacen presentes en las escuelas y nos plantean el desafío de reflexionar acerca de las formas de diálogo que tenemos con la contemporaneidad. Esos cambios afectan a la infancia,
a nosotros como docentes, a los vínculos intergeneracionales y sociales, a los modos de producción y acceso al conocimiento y a sus procesos de transmisión.
       Sin dudas, estos procesos de cambio cobran formas particulares en Argentina al entrecruzarse con contextos de desigualdad, pobreza y exclusión, y nos plantean la necesidad de reflexionar acerca de los modos de inclusión en la escuela que estamos proponiendo a la infancia.
       Porque la brecha digital es –en el presente– una de las formas de construcción de la desigualdad, entendemos que para lograr una inclusión más plena es necesaria la generación de espacios para conocer y dialogar con los nuevos lenguajes. No se trata solo de contar con el
equipamiento tecnológico sino de analizar sus implicancias en la relación pedagógica.
      La Ley de Educación Nacional nos brinda el marco para pensar esos nuevos horizontes educativos y culturales y para hacer de la escuela el lugar donde nuestros niños y niñas puedan analizar los contenidos de los nuevos lenguajes y, al mismo tiempo, convertirse en producto-
res críticos y creativos. En estas líneas venimos trabajando para producir las condiciones y apoyar la tarea de los docentes en el sostenimiento de la escuela como un espacio público privilegiado para el cuidado de la infancia.
       Por eso, esta propuesta de formación generada para el Fortalecimiento Pedagógico de las Escuelas del Programa Integral para la Igualdad Educativa constituye una oportunidad para continuar abonando un camino compartido que nos permita ofrecer a los niños y niñas una mayor participación
en la cultura común.
                                                                




 Lic. Daniel Filmus
      Ministro de Educación de la Nación


Ċ
Natalia Benitez,
7 may. 2012 8:11
Ċ
Natalia Benitez,
7 may. 2012 8:12
Ċ
Natalia Benitez,
7 may. 2012 8:10
Ċ
Natalia Benitez,
7 may. 2012 8:12
Ċ
Natalia Benitez,
7 may. 2012 8:09
Comments