Concepto de Forma y clasificación


   La forma es la apariencia externa de las cosas. Por medio de ella obtenemos información del aspecto de todo lo que nos rodea. Nuestro entorno cotidiano está constituido por una multitud de elementos, de entornos naturales como artificiales (casa, árbol, lápiz, etc.), que tienen distintos aspectos físicos, es decir, distintas formas. La forma es la identidad de cada cosa, es una conjunción de puntos, de líneas, de planos, de colores, de texturas que originan el aspecto de algo determinado y que lo distinguen de otro objeto o cosa (flor, silla, cocina, cama, etc.)


Existen pues muchas clases de formas:
   


  A- Según su dimensión, las formas pueden ser:

         * bidimensionales: representadas sobre un soporte plano, y con solo dos dimensiones                                                     (altura y ancho) como una letra.



                                              

 
 

                                                      Imagen en  bidimensión.
                                                      Autora: Tamara de Lempicka

          *  Tridimensionales, que son las que tienen volumen, es decir, que ocupan un lugar en el espacio y tienen tres dimensiones (altura, ancho y profundidad o grosor), como los seres humanos, los edificios, etc.


  
 
                                                        Imagen de Escultura tridimensional.
     La piedad . Autor Miguel Angel



 B- Según su origen, consideramos dos tipos de formas: 
  • naturales, que son las que conforman nuestro entorno natural y que a su vez se dividen en orgánicas (un pájaro) e inorgánicas (una roca).
  • artificiales, que son todas aquellas creadas por los seres humanos, como una cama.
 
 
              
 

 C- Según su estructura encontramos: 
  • Formas simples que son las compuestas, por uno o pocos elementos. Como ejemplo de una forma natural simple, podríamos citar una ameba, y artificial, una tuerca.
  • Formas complejas son las que están compuestas de muchas formas simples. Una forma compleja natural sería el propio ser humano, y una artificial sería un coche.

   En todos los casos, la forma nos informa la naturaleza de las cosas por medio de su aspecto externo: qué son, cómo funcionan o para qué sirven.

 
Actividades
   

   Observa la fotografia de esta dos formas. En ellas podemos apreciar las características que nos hacen reconocerla y diferenciarlas. Descríbelas e indica las diferencias que encuentres en ellas según la clasificación.

   Divide una hoja en dos partes iguales y dibuja en cada una de ellas una forma según la siguiente clasificación:
                             Forma 1: bidimensional, artificial.
                             Forma 2: tridimensional, natural y compleja.