* CARLOS GARDEL NUNCA FUE ALUMNO DEL COLEGIO PIO IX - 1ra parte

"La única verdad es la realidad" - Aristóteles
 
 
No existe ningún elemento que pruebe que el niño que asistió al Colegio Pio IX fue Garlos Gardel.
Las auroridades del Colegio sólo pueden probar que allí fue inscripto un niño llamado Carlos Gardes, Gardex o Gardez, hijo de Berta Gardes, que, en base a la documentación existente, no era el cantor Carlos Gardel.
 
********************************
 
En abril de 1901 , mientras Gardel andaba por sus pagos de Uruguay, Charles Romuald Gardes ingresó como alumno pupilo en el Colegio Pio IX donde cursó el 2º grado de artesanos.

Es fotografiado entonces con sus compañeros e identificado por el Maestro Carlos Conci.

El niño identificado como Carlitos Gardes por el coadjutor Carlos Conci, presenta rasgos muy similares a los del niño del retrato oval que publicó "La Canción Moderna", del que Berta dijo que era "Carlitos".

El Licenciado Horacio Solla hace la siguiente descripción de los dos rostros:

El niño del Retrato oval “presenta una cara de forma oval (según Pöch, en Comas 1976, p.283), barbilla fina (mentón), labios relativamente gruesos (Martin-Saller, 1957), , nariz fina y algo pronunciada.”
El
 niño del Colegio Pio IX 
“presenta una cara de forma oval (Comas, 1976), barbilla fina (mentón), labios relativamente gruesos (Martin-Saller, 1957), nariz fina y algo pronunciada.”

El hecho de que el niño identificado por el maestro Conci
 tenga las mismas características fisonómicas del niño del retrato oval agrega importancia a ese documento fotográfico. Recordemos que las fotografías de esa época no mentían.

Recordemos también que el estudio antropológico hecho también por el Licenciado Solla entre estos dos retratos de Charles Romuald Gardes y el de Carlos Gardel niño determinaba que se trataba de dos niños diferentes.


 

A simple vista puede verse que el niño del centro no es Carlitos Gardel, algo que siempre se han resistido a aceptar los defensores del fraude.


 

 

 Ver: Carlos Gardel y la foto modificada - http://gardelysusenigmas.blogspot.com/


La identificación del niño Carlos Gardes apareció publicada en el diario “Tiempo Argentino”, 22 de junio de 1985, y la información fue dada por el Padre Humberto Baratta, encargado del archivo de la institución en aquel momento, basándose en las matrículas existentes, que no correspondían a Gardel, e influído por las mentiras que venían repitiéndose desde hacía 50 años.

Humberto Baratta nunca conoció al niño que asistía al Pio IX bajo el nombre Carlos Gardes, porque ingresó a ese establecimiento en 1926, 24 años después de que el niño Gardes abandonara ese establecimiento.


Creo indispensable hacer notar que, en el Colegio Pio IX nadie recordaba haberlo oído cantar, ni siquiera quien fue el maestro salesiano de canto José Spadavechia.

El padre Entraigas, quien buceó en los archivos salesianos en busca de la supuesta infancia de Gardel, sólo conoció al cantor a través de su fama, según sus propias declaraciones, de modo que también estuvo influído por la fábula francesista.

 

El investigador Erasmo Silva Cabrera (Avlis) en su libro “Alegato por la verdad”, pag 61, menciona:

El anciano sacerdote argentino Bonetti, de muy antigua permanencia en el Colegio “San Carlos” (murió allí nonagenario en 1961), preguntado especialmente por el presbítero uruguayo Dr. Fernando Fagalde acerca de la posibilidad de que Gardel hubiese estado en aquel centro docente, contestó rápida y terminantemente: “Gardel ¿aquí? No creo. Yo lo hubiera sabido. Si estuvo, habrá sido un solo día. Y tampoco creo esto”.

 

En la fotografía tomada en el patio de artesanos del Colegio Pio IX están todos los alumnos que cursaron en 1901. Vemos que el niño identificado como Carlitos Gardes tiene notorio parecido con el niño del retrato oval (lo que lleva a pensar que se trata del mismo niño) Si Carlos Gardel cursó el 2º año de artesanos en esa ocasión, ¿Cómo es que no aparece en la fotografía?

 

La respuesta es simple: No fue el cantor Carlos Gardel quien asistió a ese colegio.

 


El hecho de que el Maestro Carlos Conci esté en la misma fotografía con el supuesto niño Gardes hace creíble su identificación. No olvidar que el maestro Conci pudo observar los adelantos del niño Gardes durante dos años aunque éste no haya permanecido todo el tiempo en su clase. El contacto de los maestros con los pupilos es mucho mayor que el de los alumnos externos porque desayunan, almuerzan, cenan y comparten actividades fuera de las horas de clase.
 

En el libro “La figura de Ceferino Namuncurá, Aborigen de la toldería”, la historiadora Armida Tagliasachi, dice: “Por la época en que Ceferino asistió al Colegio como estudiante, tal como lo consigna el folio 61 del Libro Mayor, también asistía en carácter de artesano Carlos Gardés (conocido como Carlos Gardel) registrado en el folio 401.

De acuerdo con datos provenientes del mismo colegio se desprende que Carlos (Gardés) y Ceferino aprendieron a cantar con el mismo maestro salesiano e integraron el mismo coro entonando sus primeras canciones en las funciones que se efectuaban en el salón de actos de la escuela.”

Más adelante agrega: ... el alumno que se menciona como Gardés no se distinguía por su voz según una declaración que efectúa al diario Esquiú un profesor de canto del colegio, el Padre Spadavechia, quien  afirma no recordar ningún alumno Carlos Gardés con una voz buena y delicada, pero sí a Ceferino Namuncurá. Como se puede deducir, es llamativo que Carlitos (Gardés) no figurara como un alumno distinguido en esta disciplina.”

 

Una cronología de Ceferino Namuncurá realizada por el P. Vicente Martínez Torrens, sdb, menciona que Ceferino obtuvo segundo premio en canto en 1900 y primer premio de canto en 1901.

El niño inscripto como Carlos Gardes (Charles Romuald Gardes) no obtiene ningún premio por la sencilla razón de que NO ERA CARLOS GARDEL

Con respecto al certamen de canto del que se dice participaron Carlos Gardel y Ceferino Namuncurá, y del que este último habría resultado ganador dice Guadalupe Aballe en entrevista filmada por Canal Infinito:

“No existió, además esa escuela no hacía competencias de canto, no ponía en competencia de canto a los niños, no era la modalidad de la escuela.

No hay ningún archivo de la época que lo registre.”


Es falso además que Carlos Gardel y Ceferino Namuncurá hubieran sido fotografiados juntos y formando parte del coro del colegio. La fotografía es del año 1889 y el alumno francés Gardes ingresó al mismo recién el 2 de abril de 1901, es decir dos años después. La errónea identificación fue hecha por el padre Humberto Baratta, quien no conoció al niño que asistía al Pio IX bajo el nombre Carlos Gardes, porque ingresó a ese establecimiento en 1926, 24 años después de que el niño Gardes abandonara ese establecimiento.

La fotografía fue datada en 1899 por el padre Emilio Ricardo NocetiProfesor del Instituto Superior Juan XXIII.

Publicó artículos en Criterio, Didascalia, Actualidad Pastoral, es director de la revista Ceferino Namuncurá y autor de varios libros.



 

El niño Carlos Gardes no participó de los cursos optativos de Teatro, Banda ni aprendizaje de instrumentos musicales, lo que hace impensable que se tratara de Gardel.

 

Nunca ningún supuesto ex-compañero de Carlos apareció testimoniando haber compartido con él esos DOS AÑOS de internación, a pesar de que en el momento de la muerte del cantor, muchos de ellos apenas superaban los 45 años.

Tanto Héctor Julio Canton (1994) y Guadalupe Aballe (año 2003), probaron que a ese colegio asistió el hijo francés de Berta, pero no encontraron NADA que pruebe que se trató de Carlos Gardel. El niño no presentó documentación alguna y las fotografías que lo muestran en esa escuela no corresponden a Carlos Gardel.

 

 

Una sospechosa placa fue hecha colocar en la cripta de la Iglesia



La amplia difusión de la falsa biografía francesa de Carlos Gardel hecha durante 50 años, hizo que el padre Humberto Baratta, Director del Archivo Histórico Salesiano, cometiera el error de creer que el alumno Gardes y el cantor eran una misma persona. 
Sin embargo en su informe del cuadernillo titulado “Galería de ex alumnos que han desfilado por el Colegio Pio IX (San Carlos) - Cronología de Ceferino Namuncurá y Carlos Gardel. Ed. Inspectoría San Francisco de Sales Bs.As. 1985, pág. dice:

¿Qué edad tenía Gardel en 1901? He aquí lo que al respecto dice Oreja (autor de  EL GUALICHO, pág. 29) “Si había nacido en Travers, Francia, en 1887, estaría por cumplir los 14 años, Si en cambio su nacimiento ocurrió en Toulouse, el 8 de diciembre de 1890, hacía poco que había cumplido los 10…

(Nota: En 1902, siendo estudiante, estaba en tercer grado, no parece probable que en esa época tuviera 15 años).”

Las mentiras que venían repitiéndose desde hacía 50 años atribuyéndole a Carlos Gardel la identidad del hijo francés de Berta, hicieron que cometiera el error de creer que el alumno Gardes y el cantor eran una misma persona.

Es evidente que el P. Baratta DE LO ÚNICO QUE ESTABA SEGURO ERA DE QUE ALGUIEN LLAMADO “CARLOS GARDES, o GARDÉS, o GARDEZ”, estuvo registrado en ese colegio, pero, ignoraba todo sobre Carlos Gardel, ya que ni siquiera sabía que el cantor se había documentado como nacido en Tacuarembó, no en Travers. Repite un error de Fermín Oreja. 

En el mismo cuadernillo, pág. 9, se menciona en dicho escrito la existencia, desde el año 1936, de una placa que está ubicada junto a la actual entrada de loa Capilla de las Reliquias y que todos los años en la fecha del fallecimiento del cantor se reza en ella, una misa en su memoria.

Vemos que la misma dice: "A fines de 1902, Carlos Gardel sale de vacaciones y ya no regresa al Colegio Pio IX. Al fallecer trágicamente en 1936, una persona amiga fue a la iglesia de San Carlos, y como se hace con otros fieles (no alumnos), ordenó que se pusiera una lápida recordatoria en la Cripta, para que desde entonces se rezaran periódicamente Misas en sufragio de su alma, ESTA PLACA está junto a la actual entrada de la Capilla de las Reliquias". 
Los sostenedores de la biografía francesa de Carlos Gardel, siempre quisieron utilizar esta PLACA para fusionar al cantor con el hijo francés de Berta Gardes, aduciendo que había sido colocada allí por un "ex condiscípulo" del Colegio Pio IX.

El padre Baratta, en conocimiento de que ésa era la única placa cuyo donante fue ANÓNIMO, se limitó a decir que había sido colocada allí por "una persona amiga", con la finalidad de que se recen periódicamente allí "Misas en sufragio de su alma", especificando "como se hace con otros fieles". NO DICE CON OTROS ALUMNOS.

Sobre la misma dice José Pedro Aresi en su Blog "Los amigos de Gardel", nota titulada "Gardel alumno salesiano", de mayo de 2008:

"Es necesario resaltar la importancia de este hecho, pues la persona que hizo colocar la placa era un amigo, ex condiscípulo del “Máximo, a quien nadie podía engañar. Él bien sabía que su compañero de otrora era el cantor trágicamente desaparecido en Medellín"
(Declaración deliberadamente FALSA)

Los nombres de todos los donantes de las otras placas allí existentes figuran anotados en un cuadernillo.

Si quien donó esa hubiera sido un ex compañero no hubiera tenido inconveniente alguno en que su nombre figurara en el cuadernillo, pero quien la hizo poner no fue compañero suyo. (¿Acaso Armando Defino?)


Actualmente, la única placa que se conserva en la Capilla de las Reliquias es la de Carlos Gardel, porque cuando se decidió retirarlas todas, algunas personas insistieron en que se conservara la del cantor, según me informó el director de la institución. No dio nombres, simplemente explicó, aparentemente molesto con el tema, que al Colegio no le interesa la polémica ni el origen de Carlos Gardel. No pude fotografiar la placa porque por las malas condiciones en que se encontraba la instalación eléctrica, no se podía acceder a la Cripta.

 

Esta placa, a la que se han ido agregando otras, posiblemente allí colocadas de buena fe, constituye, en mi opinión, una maniobra más destinada a fortalecer la versión de que el cantor asistió a ese colegio.

 

Carlos Gardel, además,  no pudo ser el niño que asistió a ese colegio porque como bien se ha probado, había comenzado su escolaridad en Montevideo en una escuelita del Barrio Sur Montevideano alrededor de 1891.

 

En 1901 era ya un mocetón de alrededor de 17 años que estaba en edad de perseguir muchachas y no de cursar el segundo grado de una escuela primaria.


 Los endebles "indicios" francesistas

Veamos los “firmes indicios” en que se apoyan quienes pretenden que fue Carlos Gardel y no Charles Romuald quien asistió al Colegio San Carlos:

Uno de ellos aparece en un reportaje que el  periodista Chas de Cruz le hiciera a Gardel el 19 de abril de 1933 en la Revista “El Suplemento”:

Gardel dice entonces:

“Me eduqué en un colegio de curas che… Allí hice hasta el segundo año del Nacional, pero el teatro me tiraba y sin escuchar a mi viejita, que quería hacer de mí un abogado, un médico, un ingeniero, cualquier cosa menos que un actor, me vinculé a los teatros…”

El segundo año del Nacional corresponde al ciclo secundario al que ni Carlos ni Charles Romuald accedieron nunca.

Charles Romuald no participó de los cursos de teatro ni de banda ni de aprendizaje de instrumentos musicales del Colegio Pío IX, algo impensable en Carlos.

 

Otro es el de Isabel del Valle, una señora que no tenía sus recuerdos muy claros, ya que expresa en declaraciones a Tiempo Argentino del 15 de julio de 1984:

“Me acuerdo que el día antes de embarcarse veníamos caminando por Palermo y aparecimos frente al Colegio San Carlos, donde Carlos había estudiado. “Mirá donde vine a parar” me dijo entonces…”

Es de público conocimiento que el Colegio Pio IX está en Almagro, no en Palermo, lugar donde sí estaba el stud de Maschio al que iban Isabel y Carlos y lugar donde la familia de Isabel alquilaba una casa en los veranos.

Además de que Isabel siempre afirmó que Gardel le llevaba 20 años, lo que implicaría que el niño del Pío IX habría nacido en 1887, fecha que colisiona con la del nacimiento de Charles Romuald.


Según Guadalupe Aballe, Gardel e Isabel estaban juntos desde el 10 de enero de 1920
 y esta última había nacido el 16 de marzo de 1907. 

En enero de 1920 Isabel efectivamente “no había cumplido los 14”, como afirmó 
a esa misma revista, pero si Gardel hubiera nacido en 1887, como decían sus documentos, tendría 33 años recién cumplidos el 10 de enero de 1920 y no llegaría a los 34 hasta diciembre.

Isabel y Gardel “redondean” la diferencia para hacerla parecer menor. Es también inconcebible que Gardel se aumentara la edad ante una niña a la que finalmente sedujo.



El tercer “indicio” es una falsa afirmación publicada por Juan Carlos Esteban en el libro  “Gardel y los antecedentes franceses”, en el sentido de que Gardel dijo “que paraba letras, oficio que aprendió en un colegio salesiano", en un reportaje de

“El Diario” de Montevideo, del 29 de septiembre de 1933.
Gardel no dijo tal cosa en esa publicación, en cambio, allí se lee:

"Callecita de mi barrio...

Lo mandaban a la escuela de día y cuando buenamente los padres lo creían con la cabeza metida entre los textos de estudio "El Morocho" andaba por las calles del barrio..."

Ningún pupilo del Colegio Pio IX podía estar en la escuela "de día" y callejeando de noche.

Un indicio más de que el cantor Carlos Gardel, nunca estuvo pupilo allí. 

Como dijo Hipólito Paz:

“Un indicio es un hecho que está en relación tan íntima con otro hecho, que se llega del uno al otro por medio de una conclusión muy natural. Despréndese de aquí que debe haber un hecho comprobado y otro no manifestado aún pero AMBOS dos, como se ha dicho, en una relación tan íntima que no se puede dejar de llegar natural y fácilmente del uno al otro y NADA MÁS QUE AL OTRO.

Así pues no habrá indicio, como explican los tratadistas, si partiendo de ese hecho completamente cierto, no se llega por necesidad y de un modo natural a ese otro hecho, pues si se puede llegar a ése y otro más, o si para llegar allí hubiera NECESIDAD DE FORZARSE; NO HAY INDICIO. Existe también ese concurso cuando se completan y esclarecen uno a otro.”



Comments