FIBROMIALGIA‎ > ‎

El Senado solicita que se financie la investigación de las patologías femeninas

 
 
Según los estudios, las mujeres viven más que los hombres, pero su salud es más deficitaria. Existen dolencias, como la fibromialgia o la osteoporosis, que afectan principalmente a la población femenina. Las dos terceras partes de los ensayos clínicos se realizan con hombres, por lo que falta la perspectiva de género.

EFE, Madrid

El Senado aprobó ayer por unanimidad un informe sobre la problemática de la salud desde la perspectiva de género, en el que se recomienda, entre otras acciones, realizar más ensayos clínicos con mujeres o financiar la investigación de patologías con alta incidencia femenina como la osteoporosis.

Este informe, elaborado tras las conclusiones de la ponencia de estudio de 2005 sobre la problemática de la salud en España desde la perspectiva de género, contó con las comparecencias de responsables sanitarios, asociaciones de mujeres y catedráticos en esta materia.

Según las conclusiones, las mujeres, a pesar de vivir más años "tienen una salud más deficitaria y viven peor que los hombres", y pagan más por mantener su salud, pese a lo cual, indica el informe, "se han hecho invisibles para la ciencia médica diversos aspectos biológicos, clínicos, psicológicos y medioambientales de las diferencias existentes entre hombres y mujeres".

El informe, aprobado por unanimidad por los grupos parlamentarios en la Comisión de Sanidad y Consumo del Senado, y que previsiblemente será ratificado hoy en el Pleno de la Cámara Alta, pone de manifiesto la necesidad del enfoque de género en salud e insta tanto a las administraciones sanitarias como a las políticas a emprender diversas actuaciones.

Investigación masculina

En materia sanitaria concluye que existe una ausencia de investigación específica en la salud de las mujeres pues las dos terceras partes de las mismas se realizan solo en varones, por lo que recomienda la realización de ensayos clínicos que siempre incluyan a mujeres como sujetos y que las encuestas de salud integren la perspectiva de género.

Además insta a que se incremente la financiación para el estudio de factores de riesgo de morbilidad y mortalidad de las mujeres, así como para la investigación de patología con alta incidencia en la población femenina como la fibromialgia (un grupo de trastornos comunes reumáticos no articulares, caracterizados por dolor y rigidez de intensidad variable de los músculos, tendones y tejido blando circundante, y un amplio rango de otros síntomas) o la osteoporosis (la disminución de la masa ósea y de su resistencia mecánica que ocasiona susceptibilidad para las fracturas).

Respecto a la salud laboral el informe propone la disminución de la jornada de trabajo, la flexibilización horaria o la realización de políticas de atención especializada a las mujeres que viven en el ámbito rural.

Recomienda también que se incluyan como accidentes de trabajo los acontecidos en el ámbito doméstico a consecuencia de la utilización de productos químicos y que las administraciones laborales y sanitarias velen por la salud de forma coordinada del colectivo de mujeres cuidadoras a personas dependientes.

De esta forma, el Senado da un paso adelante para la mejora de la calidad de vida de la población femenina de España, que son más susceptibles que los varones a la hora de padecer determinadas enfermedades.

Comments