La explosion del Euro-Mercado

La explosión del euromercadoEl acelerado desarrollo del mercado euro-dólar, en el que los dólares estadounidenses se depositan en bancos fuera de EE.UU., fue un importante mecanismo estimulante de las operaciones de Forex. Del mismo modo, los euromercados son aquéllos en que los activos se depositan fuera del país de origen de la divisa.

Divisas Online

Google
Búsqueda personalizada




Pag. Inicio
 Conversor de Yahoo
 Historia del mercado de divisas
 Mercado de Divisas
    Sistema de Patrón Oro
    Sistema del FMI
 Como reconocer Dólares
 Bancos centrales del Mundo
 Tablas de conversión del Euro
 La explosión del euro mercado
 El cambio Euro-Dólar
 Bolsa y Divisas
 Compra y venta
 Casa de Cambio
 Función de la casa de cambio


Canales: 
  Universidad del dinero
  Unidinero
  Dinero Directo
  Genere Dinero
  Gane Dinero por Internet
  Bolsa Online
  Dinero Web
  Dinero en 24/H
  Finanzas
El mercado euro-dólar

surgió en la década de 1950, cuando los ingresos del petróleo de la Unión Soviética, todos en dólares, se iban depositando fuera de EE.UU., por temor de que el gobierno estadounidense congelara esos fondos. Esto motivó una gran acumulación de dólares fuera del territorio estadounidense y del control de sus autoridades. El gobierno de EE.UU. promulgó leyes para restringir los préstamos en dólares a extranjeros. Los euromercados eran particularmente atractivos por estar mucho menos regulados y ofrecer mayores rendimientos. Desde fines de los '80 y en adelante, las compañías estadounidenses comenzaron a recibir préstamos fuera del país y hallaron que los euromercados eran un sitio muy ventajoso para mantener los excesos de liquidez, obtener préstamos a corto plazo y financiar las importaciones y exportaciones.

Londres era y sigue siendo el principal mercado en el extranjero. Es el centro clave del mercado euro-dólar desde la década de 1980, cuando los bancos británicos comenzaron a prestar dólares como alternativa a la libra esterlina para mantener su primacía en las finanzas internacionales. La favorable posición geográfica de Londres (cuyos horarios coinciden con los de los mercados asiático y americano) también contribuye a mantener su primacía en el euromercado.