Anuncian su curso de campo...


Biodiversidad y Conservación

del Subtrópico:

Una Visión Integradora


4 de Septiembre al 2 de Octubre 2010
Fecha de Cierre de la Inscripción: 4 de Junio 2010

Justificación

El Norte de Argentina alberga una gran riqueza de ecosistemas naturales, los cuales se encuentran inmersos en procesos de cambios ambientales a gran escala. Por un lado, el Bosque Atlántico de Sudamérica se ha visto fragmentado en las décadas pasadas como resultado del avance de la frontera agrícola-ganadera y de la industria forestal. La provincia de Misiones, en el NE de Argentina, alberga uno de los bloques más grandes de este bioma y se busca contrarrestar este fenómeno de fragmentación con la creación del Corredor Verde y el establecimiento de una importante red de áreas protegidas estatales y privadas. En Corrientes, la ecoregión del Iberá se encuentra protegida bajo una reserva provincial de 1.300.000 ha. Esta área protegida se ve amenazada por actividades productivas incompatibles con este status de protección y el incumplimiento generalizado de las leyes ambientales. Ambos procesos contrastan y entran en conflicto en el Iberá con la mayor concentración de reservas privadas del país. En cuanto a los bosques chaqueños, tradicionalmente considerados como la “última frontera silvestre de Argentina”, están siendo transformados a un ritmo sin precedentes en enormes campos de soja y otros cultivos de exportación, lo que implica un creciente numero de conflictos por el territorio que involucran a las poblaciones más pobres y las mayores comunidades indígenas del país. Mientras tanto, desde el movimiento ambientalista y los gobiernos provinciales se habla de crear un mega-corredor ecológico que asegure la conectividad de estos bosques chaqueños. La eco-región de Yungas también se encuentra en un momento importante de consolidación de un esquema regional de conservación y uso de los recursos naturales, con la implementación de una gran reserva de biosfera (1.3 millones de ha) que albergue los intereses y anhelos de los múltiples actores que convergen en la reserva (gobiernos provinciales, parques nacionales, grandes empresas privadas, ONGs y agrupaciones indígenas). Esto plantea un verdadero desafío para alcanzar una gestión orientada a la conservación y el desarrollo sostenible. Además de las amenazas presentes en todas las eco-regiones, se presentan nuevas oportunidades de conservación y uso eficiente del territorio, asociadas a la urbanización poblacional y la modernización agrícola.

Frente a este escenario dinámico, se necesita una nueva visión que logre integrar de manera efectiva la conservación de la biodiversidad dentro de las políticas territoriales y productivas de la región. Desgraciadamente la región subtropical de Sudamérica (Norte de Argentina y Chile, Paraguay, Bolivia, Uruguay y sur de Brasil) destaca por contar con una marcada escasez de profesionales adecuadamente entrenados para comprender y gestionar procesos de conservación de la biodiversidad a diferentes escalas espaciales. Este curso pretende entrenar a profesionales interesados en la conservación para que puedan visualizar los problemas ambientales en toda su dimensión, y tratar de concertar decisiones con grupos con intereses aparentemente contrapuestos.