Campo

 


 

Larramona

Hemos encontrado información del apellido Larramona en Bacamorta, Murillo de Liena y Navarri. En algunas ocasiones son datos sueltos, a los que hemos conseguido darles una continuidad, pero los mencionamos por si pueden ser útiles a alguien.

 

1625: Matrimonio de Sebastián La Ramona, de Morillo de la Liena, con Cathalina de Mur, celebrado en San Pedro de Tabernas. En los capítulos matrimoniales, dado que los padres de la novia habían fallecido, le otorgan la dote correspondiente su hermana Juana de Mur y su cuñado Juan de Serveto.

 

Navarri:

 

En el Fogaje del año 1495 se menciona ya en Navarri a un Antonio Narramona (convertido después en Larramona) que era el bayle.

 

De justo un siglo y medio después, concretamente del año 1642, datan los capítulos matrimoniales de Miguel de Larramona y Mariana Armisén. El documento en cuestión empieza así:

 

Die decimo quarto mensis Junii anno Domini 1649 en el lugar de Nabarri.

 

Eodem die et loco ante la presencia de mi Juan de Guart, notario público, presentes los testigos abajo nombrados, comparecieron personalmente constituydos Juan de la Ramona, Juan del Pozo, vecinos del lugar de Nabarri, Miguel de la Ramona y Pedro Larramona, mancebos, hijos legítimos y naturales de los condams Pedro de La Ramona y Juana Torrellas havitantes en el dicho lugar de Nabarri parte una, el licenciado mossén Miguel Mora natural del lugar de Nabarri, Juan de Pera, labrador, vecino de dicho lugar, Antón de Viu, Antón Mora, vecinos del lugar de Muro, Domingo Costa, havitante en las casas de Belbeder, Domingo Pino del lugar de Aguascaldas y Mariana Armisén, viuda relicta del condam Jayme Pino, vecino del dicho lugar de Nabarri de la parte otra. Con asistencia de muchos parientes de ambas dichas partes los quales y cada uno dellos conjuntamente y de partida dieron, libraron, firmaron y otorgaron en manos y poder de mi dicho notario los presentes e infraescriptos capítolos matrimoniales....”.

 

De la lectura del documento se desprende la minuciosidad con que se contemplaban todas las eventualidades a las que podía enfrentarse la familia. Como Miguel y Pedro Larramona eran hermanos y tenían que vivir juntos, se preveía también el que un día Pedro decidiera marcharse de casa de su hermano:

.

Ittem, fue convenido entre dichas partes que en caso que de casa se ausentasse Pedro de La Ramona por disgustos que tubiessen y que llamado dentro de un año Pedro La Ramona, hermano de dicho Miguel de La Ramona y este no quisiesse bolber a su cassa, que dichos Miguel de la Ramona y Mariana Armisén puedan vender y empeñar si la dicha casa hubiera necesidad y esta necesidad sea conocida por el Señor Abad de San Viturián, o su oficial y vicario general ...”.

 

Lo que es más curioso (es la primera vez que nos encontramos con un caso así), es que después de pactadas y firmadas las capitulaciones de Miguel Larramona y la viuda Mariana Armisén, se procede a continuación a pactar el contrato de matrimonio de su hermano Pedro Larramona, con una de las tres hijas de Mariana Armisén y su primer marido, pero ¡no se especifica con cuál! Es decir, se hacen los capítulos matrimoniales sin señalar quién es la novia:

 

Capítulos matrimoniales: “...entre los dichos Pedro de La Ramona, mancebo y una hija de tres que tiene la dicha Mariana Armisén, aquella que más a ella y a su marido Miguel de La Ramona les pareciere y la que será más combeniente a parecer del dicho contrahente y de su padre y madre y sin que en esto pueda haver ningún género de malizia, encargándoles en todo el temor de Dios y de sus conciencias”.

 

Y para terminar el comentario de este caso, que podría llevar mucho más tiempo, veamos aún dos cláusulas de sus capítulos matrimoniales:

 

Ittem que assi mesmo promete Pedro La Ramona mançebo hijo legítimo que es de Pedro la Ramona y de Juana Torrellas, que contraherá matrimonio con una de las tres hijas arriba nombradas de la dicha Mariana Armisén y de Jayme Pino que de Dios goce, et para esto promete, combiene y se obliga traher y que traherá de presente en socorro de su matrimonio todos sus bienes mobles y sitios dondequiere havidos y por haber.

 

Ittem, fue convenido entre dichas partes que al dicho Pedro La Ramona se le dará en cada un año para en contemplación de dicho su matrimonio futuro ocho libras jaquesas y que destas se le haya de otorgar ápoca en cada un año siguiente vecino, hasta en tanto que haya contrahido y consumado matrimonio con una de las dichas tres hijas de dicha Mariana Armisén, y en habiendo contrahido se le cesará el darle dichas ocho libras jaquesas”.

 

El motivo de que se determine no darle a Pedro Larramona ninguna retribución una vez casado, es que la viuda, Mariana Armisén, quería nombrar heredera universal de sus bienes (y su primer marido) a la hija que se casase con él.

 

 


Bacamorta [Foto de Antonio Larramona]

Bacamorta-Nocellas-Campo:

 

Los datos que tenemos sobre este apellido en Campo son los siguientes:

 

En primer lugar hay un matrimonio de Serafina Larramona de Mur, hija de Josef Larramona y de María de Mur, que se casa en Campo el 11 de enero de 1776 con José Vidaller Galindo. Todos eran vecinos de Campo, según se especifica en los datos de la Dispensa solicitada por uno de sus descendientes.

 

*

.

Ramón Juan Larramona y Antonia Larramona eran hermanos, de Bacamorta.

 

1°): Ramón Juan Larramona se casó con Rosa Bonet, de Nocellas, el 28 de mayo de 1795. Fueron los padres de dos chicas:

 

1.- Antonia Larramona Bonet, que se casó con Josef Mur

 

2.- Eusebia Larramona Bonet, que contrajo matrimonio con Francisco Canales Soler el 28 de mayo de 1795, en Nocellas. Fueron testigos de este matrimonio Francisco Barrabés, de Nocellas, y Francisco Larramona, de Bacamorta. A las capitulaciones matrimoniales de dicho casamiento no asistieron los padres de la novia, sino su hermana Antonia Larramona, con su marido, Josef Mur, por lo que se deduce que dichas hermanas estaban huérfanas y que la heredera de los bienes paternos era Antonia Larramona.

 

Dichas capitulaciones se hicieron en Nocellas, el 14 de junio de 1795, ante el notario residente en Campo, don Mariano Vinyales y Castán, y en ellas se estipulaba que a la novia se le entregasen de dote ciento sesenta libras jaquesas, además de los vestidos, ropas y alaxas que resultan de cédula firmada del padre de la contrayente y, a cambio, Eusebia tenía que renunciar a cualesquiera otros bienes de sus padres.

.

2°): Antonia Larramona se casó con Manuel Abad Galindo (hijo de Baltasar y Rosa) y fue la madre, entre otros, de Pedro Abad Larramona (casado el 30 de noviembre de 1801, en Campo, con María Ballarín Franco), y de Josefa Abad Larramona (que se casó el 8 de noviembre de 1791 en Campo, con Melchor Mur Pena).

.

*

Otra secuencia familiar es la siguiente:

 

Francisco Larramona, de Nocellas, se casó con María Laencuentra, del Solano. Uno de sus hijos fue Ramón Larramona Laencuentra, que se casó con Bárbara Garuz Ferriz, de Las Vilas. De este matroùinio nació Andrés Larramona Garuz, el 17 de abril de 1828.

 

***

 

En el Censo Electoral de 1900 del municipio de Merli, aparecen mencionados:

 

- Francisco Larramona Palacín, de 39 años, domiciliado en Espluga

- Antonio Larramona Costa, de 37 años, domiciliado en Bacamorta

- Joaquín Larramona Costa, de 38 años, Bacamorta.

 

*

 

En el Censo Electoral de 1907 de Merli, se encuentran las siguientes personas con el apellido Larramona, cuya información transcribimos tal y como se ofrece allí:

 

- Antonio Larramona Costa, de 52 años, con domicilio en Aldea Terraza

- Antonio 1° Larramona Larramona, de 30 años, Aldea Terraza

- Antonio 2° Larramona Larramona, 29 años, Aldea Terraza

- Joaquín Larramona Costa, 56 años, Aldea Fortuño

- José Larramona Costa, 40 años, Bacamorta, n° 3

- Joaquín Larramona Larramona, 32 años, Aldea Fortuño

- José Larramona Palacín, 31 años, Espluga, 4

- Francisco Larramona Palacín, 54 años, Espluga, 4

- Daniel Larramona Palacín, 26 años, Espluga, 4. 

 

***

 

María José Fuster         

 

  

 

 

 

  

© J. Fuster Brunet 2007-2008  
[se autoriza la reproducción citando la fuente]