Buda Inn‎ > ‎Terapias‎ > ‎

Reiki

Reiki es un método de sanación natural prácticamente tan antiguo como la humanidad. Resurgió con fuerza sobre la mitad del siglo XIX de la mano del Sensei Mikao Usui, monje budista y maestro espiritual de la ciudad de Kioto, Japón.

El Reiki equilibra el cuerpo en todos sus planos: físico, mental, emocional y espiritual, mediante la canalización y la transmisión de energía vital a través de la imposición de manos obteniendo así, la sensación de paz y armonía que tanto anhelamos. A lo largo de nuestra vida se producen bloqueos internos debidos al estrés, a la falta de confianza en nosotros mismos, las preocupaciones… dificultando la circulación de nuestra energía vital, haciendo que nos sintamos en desarmonía o enfermos.

La terapia de Reiki pueden recibirla todos los seres humanos, adultos sanos, enfermos, embarazadas, niños, bebes...Es una terapia complementaria a la medicina convencional y terapias psicológicas, reconocida por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Hoy en día, en algunos hospitales ya están aplicando Reiki en forma de voluntariado a algunos de sus pacientes.

Existen diferentes disciplinas de Reiki, pero todas tienen una cosa en común: el trabajo con la energía para favorecer y potenciar el estado de salud.

Aprender Reiki, es tan sencillo como encontrar un buen maestro que sepa transmitirlo de forma correcta. Aprender Reiki es beneficioso tanto para el que lo aplica (ya que potencia nuestras capacidades, nos enseña a concentrarnos, a meditar, a canalizar, a centrarnos en nosotros mismos…) como para el que lo recibe.
  • Beneficios del Reiki:
  • Sensación de bienestar.
  • Es un relajante muscular, calma los dolores.
  • Refuerza la circulación, el sistema inmunológico y nuestro metabolismo.
  • Ayuda a relajar la mente. Disipa pensamientos negativos y repetitivos.
  • Ayuda al crecimiento personal y a la expansión de nuestra conciencia.
  • Nos conecta con nuestra esencia o Yo Superior, despierta nuestra intuición.
A través de este método, hacemos que nuestro cuerpo se vuelva más sano, el pensamiento se vuelva más calmado y aumente nuestra alegría de vivir.