HENRI ROUSSEAU  “El Aduanero” (1844-1886)


Regresar...

 

 

“Mi nombre será un día famoso no sólo en Francia, sino en el extranjero”, dijo en vida Henri Rousseau. Descalificado por la crítica del arte en su época, no se intimidó y expuso en el Salón de los Independientes, por primera vez, en 1886. Lo hizo con un cuadro, “Noche de carnaval”, que causó las risas del público. Rousseau “El Aduanero”, volvió al Salón al año siguiente, y al otro, y al otro. Hasta que en 1894 nadie pudo sustraerse al impacto de “La guerra”, una visión apocalíptica de los conflictos bélicos que no pasó desapercibida para nadie. En escaso tiempo, Rousseau pasó de la burla general al reconocimiento de su arte.

 

Su trabajo fue el que le dio el sobrenombre de aduanero a este artista que finalmente fue el pintor que siempre buscó ser.