Transferencia eléctrica capacitiva y resistiva. Diatermia regenerativa.

    Este método se basa y logra por primera vez, introducir temperatura (no calor) en el interior del tejido. Es decir, el incremento sectorial de la temperatura de las células desde el interior al exterior; no al contrario, como ocurre con la aplicación de cualquier tipo de irradiación térmica. Los cambios biológicos más importantes que se producen en este incremento de la temperatura tisular, son:

a) Incremento del riego sanguíneo en profundidad.
b) Expulsión de catabolitos tóxicos (radicales libres, reducción anhídrido carbónico).
c) Incremento de la oxigenación.
d) Incremento del potencial eléctrico celular.
e) Estimulación de la defensas naturales del organismo.

    La diatermia del método Indiba supone un mecanismo diferente de los procedimientos clásicos basados en la aplicación de calor externo y evita las contraindicaciones de estos procesos. Mediante la diatermia regenerativa se reactivan las acciones fisiológicas del metabolismo celular y se induce una bioestimulación tisular que genera una vasodilatación intensa, un incremento de la circulación sanguínea, un efecto antiálgico, una reducción de la contractura muscular y una reabsorción del edema.