EL AMOR ES UN CLÁSICO

Sí, el amor es el tema más literario de la historia junto con la muerte (por algo les hemos dedicado sendos especiales a tan especiales temas). Así que el mayor clásico entre los clásicos es el amor. Y no ya la historia de amor, el poema, la obra romántica... sino el consejo, la recomendación, la explicación del amor. Grandes autores han presumido en sus obras de ser "peritus amoris" y nos han ofrecido en sus escritos recetas, modos y maneras de enamorar, remendar los males del corazón o saber forzar una reconcicliación con la persona amada.

Uno de los grandes libros de esta temática es El collar de la Paloma, del cordobés Ibn Hazm, que escribe este tratado sobre el amor y los amantes (lectura recomendada) en Játiva aunque menciona multitud de casos que recuerda de su querida ciudad natal. Ibn Hazm, mezclando la prosa y el verso, a través de capítulos temáticos, nos ofrece su visión experimentada de todas las fases del amor. En cada una, presenta las pruebas de los casos que conoce por referencias o por saberlos directamente y entre ellos, va engarzando pequeños poemas que suponen un destello lírico entre la prosa explicativa.

Ha sido un libro muy influyente y probablemente uno de los que lo hace indirectamente en nuestro gran clásico sobre el asunto que tratamos: El libro de buen amor. Igualmente se trata de un libro que mezcla prosa y verso y que agrupa gran cantidad de relatos de contenido didáctico. No falta su aportación supuestamente personal en la que Juan Ruiz presume de recoger su gran experiencia con las mujeres. Lo que más llama la atención del libro es su ambigüedad -ya patente al principio a propósito de la fábula de griegos y romanos- que el arcipreste aprovecha para curarse en salud: debes apartarte del amor carnal, debes acudir al buen amor que es el amor de dios, pero si te inclinas por el otro, encontrarás formas para hacerlo.

Pero si hay un clásico conocido por su varios libros dedicados al tema es Ovidio, el escritor latino cuya Ars Amandi es una de las obras más referidas sobre el amor. Sin embargo, vamos a referirnos hoy a otro título menos conocido: Remedia Amoris, Remedios para el amor, en el que Ovidio parece que intenta compensar la ilusión amatoria del anterior, para aconsejar en este caso cómo librarse de los males de amores.

Aquí os ofrecemos un fragmento con toda su gracia, que tal vez podáis utilizar en vuestra vida, recitado por un actor.

 

 

Publicado por Biblioríos en NOSOLOLIBROS Especial Día de los Enamorados 2008