Arte Visigodo y Prerrománico

EL PRERROMÁNICO: 

INTRODUCCIÓN Y CARACTERÍSTICAS GENERALES


Mientras en el Imperio de Oriente se desarrolla el Arte Bizantino, en occidente se dan diversos estilos. En la Alta Edad Media se dará el Prerrománico que acoge genéricamente los estilos de los diversos reinos godos hasta la llegada de Románico, el primer estilo internacional. Sera un arte más diverso y de mayor pobreza que en oriente. Las características artísticas son las propias de cada región o reino (el arte Ostrogodo y Lombardo en Italia, el Carolingio en Francia y Alemania, el Visigodo y Asturiano en la Península, etc.). Es un arte caracterizado por la relativa ausencia de grandes programas arquitectónicos o escultóricos, una simplicidad en las artes figurativas con materiales pobres. Se utilizan las formas paleocristianas (planta basilical) comenzando a definir los edificios representativos.



EL ARTE PRERROMÁNICO DE LA PENÍNSULA IBÉRICA

Aquí el arte prerrománico abarca una conflictiva sucesión e interrelación de tres estilos relacionados pero con distintos matices: el visigodo será el primero, con influencias romanas; el asturiano se realiza en el norte durante la dominación árabe; y el mozárabe es el de las comunidades cristianas en territorio musulmán, contemporáneo al anterior. En algunos casos son convergentes.

Principales núcleos del arte prerrománico (ArteHistoria)


ARTE VISIGODO

Los godos eran un pueblo germano en conflicto con el norte del Imperio Romano, instaurados en el Danubio hasta que son expulsados por los Hunos, dividiéndose en Ostrogodos y Visigodos, estos aliados de los romanos. Honorio, después de varias disputas, les otorga territorios en la Galia y les encarga la recuperación de Hispania. Pero el Imperio Romano de Occidente cae y los Visigodos se quedan aquí, creando una monarquía electa con capital primero en Toulouse y después en Toledo.

Invasiones bárbaras en Hispania (ArteHistoria)



Van a tener conflictos con los suevos y vándalos y posteriormente con el Imperio Bizantino. Hay una marcada diferencia entre una población hispanorromana y un gobierno visigodo en leyes, religión y sociedad. Recadero en el 589 deja atrás la herejía arriana y Recesvinto en el 684 crea la ley visigoda. Hasta el 711 cuando se da la conquista árabe de la Península y comienza el periodo Asturiano.

El reino visigodo a finales del siglo VI (ArteHistoria)



La ARQUITECTURA visigoda va a ser el resultado de la unión de influencias romanas, germanas, norteafricanas y bizantinas, con una fuerte base paleocristiana. Los principales centros de desarrollo de la arquitectura visigoda fueron las ciudades, aunque no nos han llegado casi manifestaciones en ellas. Con unas características marcadas: utilización de piedra sillería, colocada a hueso; con plantas cruciformes y basilicales; utilización de columnas y arcos, con la aparición del de herradura, y cubiertas abovedadas en las partes importantes; ventanas pequeñas; motivos decorativos en escultura plana a bisel. Es una arquitectura de volúmenes cúbicos de aspecto solido.

El PRIMER PERIODO (fines del s. V y VI) con una arquitectura de tradición romana con influencias africanas como la planta de herradura en el ábside. La decoración es sencilla y a bisel. Destacan las ruinas de la Basílica de Cabezos del Griego, en Cuenca; la iglesia con doble ábside de Alcarejos de Córdoba, Santa María de los Arcos en La Rioja y Santa María de Mijangos, en Burgos. 

En el SEGUNDO PERIODO (siglo VII al 711) se dan iglesias rurales, solidas, con ábsides rectangulares y pórticos laterales y el uso del arco de herradura. Surgen las cabeceras triples y dependencias encima del ábside, que suele ser menor que la nave. En la decoración hay figuras y escenas.
En una PRIMERA ETAPA DECORATIVA están los ejemplos de San Juan de Baños (Palencia) del 661 con tres naves con arquerías de herradura y tres ábsides; y San Fructuoso de Montelius (Portugal), del 665, siguiendo los modelos cruciformes bizantinos.
En la SEGUNDA ETAPA DECORATIVA sobresalen Santa Comba de Bande (Orense), también cruciforme, con pórtico y dependencias monásticas; y San Pedro de la Mata (Toledo).
Y en la TERCERA ETAPA ORNAMENTAL, mucho más decorativa, destaca Quintanilla de las Viñas, una de las de mayores dimensiones pero de la que solo se conserva la cabecera con ábside rectangular y profusa decoración figurada y de roleos; y San Pedro de la Nave (Zamora), monacal, con planta basilical con crucero y escultura destacada. Hay otros ejemplos destacados como los funerarios de la Cripta de San Antolín (Palencia) y la cripta-martyrium de Santa Coloma, en La Rioja. Las iglesias monasteriales de Santa Lucía del Trampal en Alcuéscar, Cáceres y Santa María de Melque (Toledo). El conjunto episcopal de Tarrasa, con tres edificios. Y los ejemplos burgaleses de las Santas Centola y Elena, Valdelateja y San Vicente del Valle (cerca de Pradoluengo). Todas estas iglesias estaban decoradas con piezas de orfebrería como coronas y cruces, destacado los ejemplos del Tesoro de Guarrazar.

Iglesia de San Juan de Baños (Palencia) (ArteHistoria)

Quintanilla de las viñas

Capiteles de la iglesia de San Pedro de la Nave (ArteHistoria)



EL PRERROMÁNICO ASTURIANO

A partir de la invasión árabe de la Península se van a crear grupos de resistencia en el norte, sobre todo en la región asturiana, ayudados por pueblos autóctonos, donde continúa el sistema monárquico visigodo, pero con carácter hereditario. Parte de la población se queda en territorio conquistado dando origen a los mozárabes, mientras que en el norte se configura un nuevo estilo, afianzándose mientras se van dando la Reconquista y la Repoblación, hasta el 910 cuando León se convertirá en la nueva capital.

La arquitectura se irá configurando como un lenguaje nuevo con características propias, como el abandono del arco de herradura, materiales pobres, edificios desarrollados en altura, naves cortas aunque con planta basilical y triple ábside. Los soportes serán contrafuertes, pilares y columnas con arcos de medio punto peraltados, cubiertas abovedadas y planas y decoración a base de sogas y arquillos, además de pintura. Hay cuatro fases.

En la FASE INICIAL (722-791) se dan obras como la Iglesia de la Santa Cruz (en Cangas de Onís) y la iglesia de San Juan de Santianes de Pravia.

La FASE PRERRAMIRENSE (791-842) abarca el reinado de Alfonso II el Casto con un renacimiento en el arte con obras destacadas en Oviedo: San Tirso, San Julián de los Prados (o de Santullano) el mayor templo prerrománico con importantes pinturas y la Cámara Santa de la Catedral. Hay otras dos iglesias de esta época: Santa María de Bendones y San Pedro de Nora.

La FASE RAMIRENSE (842-866) es la más importante, con obras maduras y únicas dentro del prerrománico como son el palacio de Santa María del Naranco, la iglesia de San Miguel de Lillo también importante por su pintura, y Santa Cristina de Lena.

La FASE POSTRRAMINENSE (866-910) es la última, con una vuelta a lo anterior pero con gran cantidad de ejemplos y cierta influencia mozárabe. Destaca San Salvador de Valdediós, también con pinturas murales, San Salvador de Priesca, San Adrián de Tuñón, Santiago de Gobiendes, La Virgen del Cerro en Burgos y el único ejemplo civil de la Fuente de Foncalada, en Oviedo.

También es importante la ORFEBRERÍA con importancia de las cruces: la Cruz de los Ángeles y la Cruz de la Victoria o la Caja de las Ágatas y la Arqueta de San Genadio, en Astorga.

Santa María del Naranco (ArteHistoria)

Iglesia de Santa Cristina de Pola de Lena (ArteHistoria)






El arte altomedieval EUROPEO: del siglo V al VIII


Sus características son muy semejantes a las del prerrománico español. Con mucha influencia del arte bizantino, en el resto de Europa se dan diversos estilos durante la Alta Edad Media (hasta el año 1000 aprox.). Durante los siglos V y VI se da un arte bárbaro, propio de los pueblos nómadas, especialmente decorativo y en objetos transportables. Es una estética geométrica y estilizada, con importancia del lujo. En el siglo VII se comienzan a asentar produciendo arquitectura. En el siglo VIII se dan las grandes dinastías, como la Carolingia (s. IX y X), y se continua por el Imperio Otoniano. Las características artísticas son la escasez de grandes programas arquitectónicos y de esculturas de gran tamaño, con formas simples, esquemáticas y tendentes al simbolismo; con técnica a bisel; con mucho gusto por la orfebrería y la ilustración. El palacio, la catedral y el monasterio se definen como los edificios de mayor representatividad. El románico será el heredero del Carolingio y del Otoniano.


Las invasiones bárbaras (ArteHistoria)

El mediterraneo en el año 525 (ArteHistoria)



El ARTE VIKINGO es el desarrollado en los países nórdicos y sus áreas de influencia. Presente en objetos pequeños, cotidianos, en piedras rúnicas y tardíamente en construcción. 
Con varios estilos cronológicos: 
  • Estilo Broa-Osberg (S. VIII-IX) de dos tumbas con piezas de bronce y un barco con una ofrenda funeraria. 
  • Estilo Borre (S. IX-X) por un barco funerario, con figuras simétricas y trenzadas y animales. 
  • Estilo Jelling por una copa de plata y broches, con figuras de animales serpenteantes y aparición de runas. 
  • Estilo Mammen (s. X) con el hacha y el cofre de Bamberg con formas animales y vegetales. 
  • Estilo Ringerike (s. XI) con el yacimiento de Buskerud con piedras rúnicas, además de animales y vegetales con importancia de la simetría. 
  • Estilo Urnes (s. XI-XII), en alguna construcción de madera, con figuras estilizadas y entrelazadas, asimetría, destacando los portales de las iglesias de Urnes y Torpo.


El arte italiano se divide en OSTROGODOS, bárbaros romanizados con Teodorico el Grande y construcciones en Ravena, como el Mausoleo o el Palacio de Teodorico (a la vez que el arte paleocristiano y bizantino) y la primera regla monástica, la de San Benito, en el Monasterio de Montecasino
Y, posteriormente, s. VI-VIII, los LOMBARDOS. Utilizaron construcciones anteriores y sus materiales para construcciones bastante destacadas. En Pavía, la capital, destaca el Baptisterio de San Juan de la Fuente en Lomello y la Catedral de San Eusebio. En Castelseprio el Monasterio de Torba con la iglesia de Santa María, la torre y la iglesia de Santa María Foris Portas. En Bérgamo, San Esteban Protomártir y en Brescia, Santa Julia. El tempietto de Santa María in Valle en Cividale y el templo de Clitumnus de Perugia. En el sur, Santa Sofía de Benevento
En cuanto a la escultura es mobiliaria, con técnica a bisel: Altar del Duca Rachis y la Fuente bautismal del Patriarca Calixto son los ejemplos más destacados. 
En Orfebrería sobresale el Tesoro de la Catedral de Monza con la Corona Férrea y la Tapa del Evangeliario de Teodolinda. 
Y la miniatura de los Evangelios de San Agustín de Canterbury, con la eboraria del Díptico de Boecio y la Paz de Orso.



En Francia se suceden francos, merovingios y carolingios. 
Los FRANCOS son los barbaros que se asientan en la Galia. Realizan construcciones en ladrillo, con el aparejo en opus spinatum. Destaca la Cripta de San Lorenzo en Grenoble
Los MEROVINGIOS son los francos cristianos a partir de Clodoveo I, expandiendo su reino y con capital en París. Se realizaron grandes construcciones, germen de las posteriores catedrales, totalmente transformados. Destaca el Baptisterio de San Juan y el Hipogeo de las Dunas, ambos de Poitiers y la Cripta de Jouarre, panteón merovingio por excelencia. En escultura destacan los sarcófagos, como el del Obispo Angilberto en Jouarre. La orfebrería es muy importante como el Cáliz y la Patena de Gourdon, el Relicario de Saint-Maurice d'Agaume y el Tesoro de Childerico. La miniatura es también bastante importante, destacando el Leccionario de Luxevil y el Sacramentario de Gelasio.

El baptisterio de Poitiers (ArteHistoria)






El arte más destacado de este momento es el del IMPERIO CAROLINGIO, entre los siglo VIII al X. Un linaje diferente comenzado por Pipino y siendo su protagonista Carlomagno, que conquista gran parte de Europa occidental y es coronado emperador. Es el momento de renacimiento de las artes, con un intento de imitar la cultura romana y extender la fe cristiana, con escuelas catedralicias y palaciegas. 
Se realiza la Ciudad Palatina de Aquisgrán, obra de Eudes de Metz, con salones, edificios privados y administrativos, escuela, espacio para justicia y la Capilla Palatina, con planta central con deambulatorio y tribuna. La Abadía de Saint Gall es el modelo de organización de los monasterios con cuatro ámbitos (hospedería y escuela, iglesia con claustro y sus cuatro pandas, enfermos y novicios y servicios). La basílica de Germigny des Pres es una de las más importantes, con ábsides contrapuestos. En la cripta de Saint Germain de Auxerre quedan restos de pinturas. En la Abadía de Fulda, tenía un doble altar (parroquia y monasterio) además de ábsides contrapuestos con la aparición del West Werk (coro de grandes dimensiones a los pies). Igual que en la Abadía de Saint Riquier o Centula
En Italia destacan San Ambrosio, el santuario de Santa María presso San Sátiro, ambas de Milán, San Zenón de Verona y Santa Práxedes de Roma
En cuanto a la escultura, es de nuevo de función decorativa, como la Estatuilla ecuestre de Carlomagno y religiosa como la Imagen relicario de Sainte-Foy o el Altar de Oro de San Ambrosio de Milán
Destaca también la miniatura con cuatro scriptoria: Escuela palatina de Aquisgrán (Evangeliario de la Coronación y Evangeliario de Godestalc), la Escuela de Ebbon de Reims (Evangeliario de Ebbon y Salterio de Utrecht), la Escuela de Tours (Evangeliario de San Emerano de Ratisbona) y el taller del Drogo de Metz con su sacramentario.

El conjunto palatino Aquisgrán (ArteHistoria)





En la zona alemana se da un intento de continuación, en el s. X, con la creación del SACRO IMPERIO GERMÁNICO y el arte OTÓNIDA. Es muy normal la utilización de tribunas y de West Werk, como en San Miguel de Hildesheim, el coro de Essen, San Ciriaco de Gernrode y la Catedral de Spira
En escultura destaca la utilización del bronce (Puertas de san Miguel de Hildesheim), pequeñas imágenes de marfil y la orfebrería como la estatua del relicario de la Virgen y el Niño, la Cruz de Matilde, el altar de oro de Basilea o la Gran Corona Imperial. 
Destaca también la miniatura de los scriptoria imperiales, con ejemplos como el Sacramentario de San Gereón y el Códice de Egberto, entre otros.

La feudalización de Europa (ArteHistoria)




ENLACES DE INTERÉS 

Páginas web:


Esquemas y mapas conceptuales (Profesor Tomás Pérez: http://tom-historiadelarte.blogspot.com.es)
  • Arte Visigodo 
  • Arte Prerrománico 1 y 2 
  • El arte asturiano 
ą
Elena Martin,
22 sept. 2015 1:50
ą
Elena Martin,
22 sept. 2015 1:50
ą
Elena Martin,
22 sept. 2015 1:50
ą
Elena Martin,
22 sept. 2015 1:50