SUSHI: URAMAKI Y NIGIRIS

Ingredientes: 

- arroz especial para sushi: por cada taza de arroz (más o menos 200 gramos) nos saldrán unos cuatro rollos de maki. 

- la misma cantidad de agua que de arroz.  

- Aderezo: Para 350 gramos de arroz se utiliza la mezcla de 75 gramos de vinagre, 3 cucharadas de azúcar y 1 cucharadita de sal.
- El relleno que nos apetezca: zanahoria, aguacate, atún, salmón, surimi, calabacín, pepino, 
- Para los uramaki: semillas de sésamo
- Para los niguiri: langostino cocido, salmón crudo, atún crudo
- Wasabi
- salsa de soja


Elaboración

Primera etapa. Preparando el arroz de sushi 

Lavar el arroz, frotando bien con fuerza bajo el grifo para facilitar el proceso. Ojo: no vale con dejar el arroz en remojo. 

Se pondrá el arroz en un recipiente con agua, lavándolo hasta que pierda el almidón. Para ello habrá que cambiar varias veces (entre 6 y 8) el agua. Al principio, el agua tendrá un color blanquecino y, cuando el almidón haya desaparecido, volverá a ser transparente. 


Segunda etapa: Cocción del arroz 

Verteremos el arroz en una olla, tal cual, sin aceite ni sal, lo removeremos un poco para airearlo y echaremos el agua. Cocemos a fuego medio durante dos minutos con la olla tapada. Cuando hayan pasado esos dos minutos, bajaremos el fuego al mínimo, dejando que el arroz hierva durante otros 13 minutos, aproximadamente. Transcurrido este tiempo lo retiraremos del fuego, dejándolo reposar durante 10 minutos más sin destapar la olla en ningún momento. 


Tercera etapa. Aderezar el arroz 

Para preparar el aderezo se debe calentar ligeramente el vinagre (sin que llegue a hervir) y disolver en él la sal y el azúcar. Luego la mezcla se retira del fuego y se deja enfriar. 

Cuarta etapa. Atemperar el arroz 

Esparciremos el arroz en un recipiente de madera y añadiremos el aderezo de vinagre, sal y azúcar. 

Usaremos para airear el arroz una cuchara de madera (¡nada de utensilios de metal, podrían alterar el sabor del producto!), para mezclar aderezo y arroz intentando no remover en círculos y, sobre todo, no aplastar los granos de arroz. Sino que debe levantarse para que entre aire. 

Y después, recurriremos al abanicado del arroz para enfriarlo rápido. 

Para finalizar, cubriremos el arroz, con un paño húmedo, dejándolo a temperatura ambiente, nunca en la nevera. 

El resultado final está bien si queda brillante y un tanto pegajoso. 


Quinta etapa. Sushi uramaki

Como ya tengo en el blog los maki, ahora me he decantado por hacer uromakis y nigiris. 

Utilizaremos una esterilla de bambú para enrrollar las piezas de sushi. Lo primero que debemos hacer es extender la esterilla sobre una superficie plana. Sobre la esterilla pondremos lámina de alga nori. da igual la cara que se ponga hacia arriba porque como el alga va hacia dentro, no se va a  ver. Luego, con las manos humedecidas en agua, esparciremos el arroz de manera uniforme, una capa de un centímetro de espesor aproximadamente, sobre el alga nori. 

Pondremos papel de film sobre el arroz y le daremos la vuelta al paquete hecho con el film, el arroz y el alga nori. 

Depositaremos el relleno de nuestro sushi, cortado en finas tiras, centrado en la parte inferior del nori. 

Y la pregunta del millón, ¿cómo se enrolla el sushi? Tomamos la parte inferior de la esterilla y envolvemos los ingredientes y el arroz con ella. A medida que vamos enrollando la mezcla vamos prensando suavemente para que el preparado sea más compacto. 

Puede que durante el proceso el relleno tienda a salir por los extremos de la esterilla, por tanto es conveniente usar las manos como topes. Una vez hecho esto, el rollo de sushi está listo y sólo falta el corte, para lo que deberemos utilizar un cuchillo bien afilado y con la hoja ligeramente húmeda, y hacer cortes firmes con una sola pasada de la hoja para evitar deshacer el rollo.

Una vez cortado se humedece un poco y se reboza en semillas de sésamo.


Sexta etapa. Nigiri

Nos humedeceremos las manos con agua para evitar que se nos pegue el arroz a las manos. Se coge una bola de arroz en las manos y se "trabaja", haciendo una forma cilíndrica pero con los bordes redondeados. 

Finalmente cortamos el pescado que se pone encima: por la mitad el langostino o rompiendo las fibras del pescado, en caso de atún o salmón.

Si os gusta, poner una pizca de wasabi en el trocito de pescado para poderlo pegar al arroz.

Riquísimo. Tomarlo con una pizca de wasabi y mojado en salsa de soja.


Comments