Dinámicas‎ > ‎

Para la tercera edad


DINÁMICAS PARA LA TERCERA EDAD

La recreación en las personas mayores es sin duda un medio para que ellos se sientan revitalizados, para que se relacionen con otras personas, se entretengan y desarrollen actividades que los motiven.

En este sentido, aquí os ofreceremos actividades o dinámicas para poder realizar con este colectivo, y acercarles a un ambiente donde se puedan desenvolver y sentirse activos.



 1- Musicoterapia en la Tercera Edad

Pasaremos canciones conocidas al grupo , seguidamente los integrantes del grupo deberán escribir en un papel una o dos palabras que expresan lo que ellos recuerdan, piensan o sienten al escuchar esa música.
Debemos elegir al menos 5 canciones que supongan llevar a los pacientes a sentimientos y estados de ánimo diferentes.
Después de la audición comentaremos lo que escribió cada uno de ellos y compararemos si hay algunas personas que sintieron la misma sensación o no.
Esta práctica les permite a estas personas, recordar  momentos importantes de sus vidas, ya que esos instantes suelen ir acompañados con una música, un sonido particular.

2- Expresión corporal a través de la música

El grupo tomará sitio en todo el espacio donde se desarrolle la actividad y pediremos que vayan expresando corporalmente lo que sientes al oír varios temas musicales que irán sonando . Los bailes pueden ser individuales, por parejas, por grupos etc.
Dejaremos pasar al menos 3 o 4 canciones, si es posible ya conocidas por los pacientes, y si vemos que son tímidos intentaremos animarlos dando consignas más estrictas come “bueno ahora a bailar por parejas ahora en grupo” o haciendo llamadas a sus propios recuerdos “seguro que ya habéis bailado eso, venga recordéis”.

3- Toca-Toca

Con esta actividad  trabajaremos el tacto y la memoria inmediata relacionada con este sentido.

Para empezar repartiremos un objeto a cada uno de los participantes, que estarán sentados en un semi-circulo.
Pediremos y explicaremos a cada uno de ellos, que toquen y palpen muy bien el objeto con el fin de  memorizar su forma y su textura, ya que después los introduciremos todos en una bolsa y cada uno de ellos tendrá que encontrar dentro de la bolsa SIN MIRAR, el objeto que ha tenido en sus manos.

Cuando cada participante tenga el objeto en las manos, (se repartirán teniendo en cuenta el grado de dificultad de identificación del objeto, con el grado de capacidad de cada participante) se les pedirá que mientras tocan y examinan el objeto entre sus manos, cada uno por turno, nos explique sus sensaciones: fino, rugoso, esférico, cuadrado, frió, etc. Y que recuerdos le trae a su cabeza el objeto que tiene entre sus manos.
Cuando todos y cada uno de los participantes terminen de darnos sus explicaciones, procederemos a recoger los objetos y uno a uno los iremos introduciendo en la bolsa.
Con todos los objetos dentro de la bolsa, los removemos para aumentar la dificultad de encontrarlos. Después depositaremos la bolsa en el regazo del primer participante, quien metiendo la mano en la bolsa y SIN MIRAR DENTRO, ira palpando. Cuando crea que ya ha encontrando “su” objeto, lo sacará y mostrará a los demás, que lo obsequiarán con un aplauso.
Introduciremos de nuevo el objeto en la bolsa y entregándola al siguiente participante, repetiremos la misma acción, y así con cada uno de los asistentes.
Es conveniente que cada participante “logre” sacar su objeto, aunque para ello, tengamos que ofrecerle a más de uno, una disimulada ayuda.

4- 1,2,3,4.. A mover los pies

Sentados los participantes en semi-circulo, con los dos pies en el suelo, después del saludo y la charla inicial, empezaremos los siguientes ejercicios:

Primero: Levantaremos las puntas de los pies, sin levantar los tacones del suelo. Aguantaremos cinco segundos en esta posición y descansaremos los pies en el suelo para repetir el mismo ejercicio entre cinco y diez veces.

Segundo: Emulando el antiguo baile “con la punta y el tacón”, levantaremos sucesivamente el tacón (punta en el suelo) y la punta (tacón en el suelo). Con movimiento lento repetiremos la acción diez veces.

Tercero: Con los pies en el suelo, juntos, abriremos las puntas sin separar los tacones (imitando a Charlot) y cerraremos de nuevo las puntas. Repetimos el movimiento diez veces.

Cuarto: “Escondemos” la pierna izquierda debajo de la silla y con la derecha sin levantarla del suelo, escribimos un circulo, cuanto más grande mejor, rodando cinco veces hacia fuera y cinco veces hacia adentro. Descansamos y repetimos lo mismo con la pierna izquierda, “escondiendo” la derecha debajo de la silla.

La cuenta de las repeticiones,(una, dos, tres, cuatro, cinco…) la van a hacer  en voz alta y de forma sucesiva, cada uno de los participantes. Una vez de menor a mayor y otra de mayor a menor, (…cinco, cuatro, tres, dos, una).

(Quisiera aclarar aquí, que con  los ejercicios de este Grupo, no se trata de suplantar el trabajo del fisioterapeuta, que es quien verdaderamente cuida de las facultades físicas de los residentes. Aquí estos ejercicios los utilizamos como vehículo para mantener una actividad grupal, de dinamización social, en un ambiente  predominantemente lúdico)

5-El juego de las muecas 

Esta actividad se realiza con los participantes sentados en semicírculo. En esta dinámica más que en cualquier otra debe reinar el buen humor. Para vencer la inhibición propia de los mayores a hacer según qué cosas, debe enfocarse el ejercicio como un juego donde el monitor les invita a imitarle los gestos que él hace con la cara.
Así pues predicando con el ejemplo, les pedirá que repitan los siguientes movimientos:

  • Elevar las ceja durante tres segundos y volver a la posición normal, repitiendo cinco veces y descansar.
  • Arrugar la frente tres segundos y relajarla. Repetirlo cinco veces y descansar
  • Hinchar los carrillos todo lo posible y mantenerlos tres segundos hinchados, soltar el aire y repetirlo cinco veces. Descansar.
  • Emitir un silbido (aunque no suene) durante cinco segundos, descansar y repetirlo cinco veces.
  • Arrugar la nariz, durante cinco segundos y descansar. Repetirlo cinco veces.
  • Abrir la boca al máximo, manteniéndola abierta tres segundos, descansar y repetirlo cinco veces.
  • Mover la boca a la derecha durante tres segundos y después  a la izquierda, tres segundos más. Repetirlo cinco veces a cada lado y descansar.
  • Abrir al máximo los ojos durante tres segundos, luego cerrarlos fuerte tres segundos mas y descansar.
  • Guiñar los ojos alternativamente, cinco veces con cada ojo.
  • Apretar los dientes durante cinco segundos, descansar y repetirlo cinco veces
Podemos repetir toda la sesión otra vez. Si queremos hacerlo más divertido, dividimos el grupo en dos (Pares e impares) y de esta manera mientras unos hacen el ejercicio los otros contemplan las muecas con regocijo.

6- Las palabras

La actividad consiste en aportar, inicialmente una letra y pedir a cada uno, que digan palabras que empiecen con esta letra: Palabras que empiecen con la letra B (Baltasar, Bastón,Baloncesto,Burro…)
·    Podemos subir el listón si limitamos las respuestas: Cosas de comer que empiecen con la letra M (Manzana, membrillo, morcilla, mantequilla…)
·    Si queremos complicarlo un poco mas podemos pedir: Palabras que empiecen con las letras (sílaba) CAN (Canción, canica, cántaro, canario…)
·    Cuando todo esto ya esté dominado, podemos pedir palabras que empiecen con las dos letras con que termina la palabra dicha por el participante anterior: Camisa, sábado, dominó, novedad, administrador, organizar, artículo……
Para terminar podemos intentar que se enumeren con sus nombres propios por orden alfabético o que digan cada uno el nombre de los compañeros que tiene a su lado.

7- Manualidades

Estas actividades se orientan a estimular las capacidades sensoriales, mentales y motrices a través del apoyo de las técnicas artísticas. Actúa en 2 niveles. En primer lugar, es un modo de expresión individual y en segundo lugar, un modo de comunicación y de expresión y por tanto de apertura hacia el diálogo.

Dentro de este tipo de actividades podemos incluir:

Pintura.- Elegiremos la manera de pintar más acorde con los gustos y preferencias del residente. Hay que resaltar a las personas mayores que la técnica no es tan importante y que lo preferible es dar rienda suelta a la imaginación.

Dibujo.- Podemos utilizar  colores, ceras, rotuladores... Además se puede elegir un tema sobre el que realizar el dibujo o dibujo libre.

Modelaje.- En este caso utilizaremos arcilla o plastilina. Esta técnica artística despierta muchas sensibilidades escondidas.

Collage.- Técnica consistente en el corte y encolado de papeles sobre una superficie para dar forma y posteriormente se puede pintar.

Todas estas técnicas ponen en juego el contacto con la materia, el color y la imaginación.

Algunas actividades propuestas:

- Pintar macetas.

- Hacer un cenicero de arcilla.

- Hacer un frutero de collage.

- Hacer un dibujo de la residencia, etc.



Comments